Restaurante Indochine Ly Leap

+34 934 51 17 96

Carrer Muntaner, 82 <m> Universitat L1 L2 Barcelona, Barcelona provincia, España

guardado por 6 personas

ver más restaurantes asiáticos en Barcelona

Restaurante de comida asiática con menú degustación y preciosa decoración.

Adreid. lo descubrió en enero de 2018

está OK

A no ser que vivas en Barcelona Indochine no es un restaurante en el que merezca la pena gastar una bala, ya que hay demasiados sitios de nivel altísimo por probar y este no está entre ellos, pero si te puede salvar un Domingo por la noche, cuando casi la totalidad de buenos restaurantes están cerrados.

Un dato importante es que hay dos restaurantes llamados Indochine, este (Indochine by Ly Leap) está situado en la calle Muntaner 82, mientras que el otro es un vietnamita situado en Aribau.

Me lo recomendaron hace años pero hasta hace poco no lo había visitado. Lo mejor del local sin duda es su decoración asiática y llena de vegetación, maderas, esculturas, etc. Tienen cocina vista y en la sala hay estanque que llama bastante la atención. Las mesas están a ras de suelo, aunque también disponen de mesas altas en un espacio que simula una cabaña. El restaurante es para verlo, aunque es verdad que una vez sentado pierde un poco y es mas espectacular al entrar y las vistas desde el pasillo.

Además de carta disponen de un menú degustación, que fue lo que cenamos, aunque no recuerdo absolutamente nada. Ni me gustó ni me disgustó.

El precio del menú largo es 50€, pero comiendo de carta es bastante mas barato.

Taquería del Alamillo

+34 913 64 20 88

Plaza del Alamillo, 8 <m> La Latina 5 Madrid, Madrid provincia, España

guardado por 766 personas

ver más restaurantes mexicanos en Madrid

Comida correcta en el que estaba considerado el mejor mexicano de Madrid antes de Punto MX.

está OK

Hace unos años solo se hablaba de dos mexicanos: Taquería del Alamillo y Entre suspiro y suspiro, hasta que llegó Punto MX, lo cambió todo, y estos cayeron en el olvido. Se supone que eran los mexicanos de mayor nivel en Madrid, pero la realidad es que, al menos este, está a un abismo y no cabe la comparación. Por otro lado, sin tener en cuenta de que están a años luz, probablemente se haya podido sumar algún bajón de calidad desde entonces, en cualquier caso la comida es correcta y no me parece mala opción si apetece algún sitio mas de batalla, como fue el caso, o si se busca un sitio cerca, ya que es una zona bastante pelada con respecto a otras, aunque en Madrid hay buenas referencias prácticamente en cualquier zona.

El restaurante tiene encanto porque está situado en una pequeña plazita medio escondido. Dentro destacan los tonos amarillos y azules y está decorado con motivos del país. Los camareros, como mexicanos que son, son muy amables y habladores.

La comida ya digo que no me pareció mal, pero como sitio informal, ni mas ni menos, y no como algo que sea lo mejor de la ciudad, aunque comparado con otros mexicanos mas batalleros si me pareció mejor y mas autentica.

El aperitivo consiste en unos totopos, mas bien de bolsa, con un par de salsas, creo que chile y tomatillo verde. Comenzamos los entrantes con unos correctos TACOS DE HUITLACOCHE que llevaban bastante queso. Los tacos vienen en raciones de tres unidades, por lo que si sois dos o cuatro personas hay que decirle al camarero que os sirva uno por persona, en vez de tres.
Seguimos con el CHICHARRÓN DE QUESO CON GUACAMOLE, que es un crujiente de queso con el que dippeas el guacamole, el cual estaba muy decente.

El plato que mas me gustó fueron las RAJAS POBLANAS, una especie de crema de maíz con tiras de chile poblano y queso. Me gustó el intenso sabor a maíz y habría mejorado si el queso hubiera estado mas fundido, ya que se encontraba apelmazado en el fondo. Lo sirven con tortillas de maíz para hacer tacos.

Terminamos con un par de tacos. Creo recordar que uno era TACO DE LENGUA y el otro lo he olvidado. Bien, aunque un poco aceitosos para mi gusto.

El postre se puede obviar, no hay mucha variedad y la TARTA TRES LECHES que probamos estaba bastante seca. Prescindible.

Despues, al finalizar la comida te ofrecen un trago de tequila, que no tomamos. Pagamos la cuenta que se quedó en 30€ por persona sin vino.

Tuk Tuk Asian Street Food

+34 911 44 25 51

Calle del Cardenal Cisneros, 6 <m> Bilbao 1 4 Madrid, Madrid provincia, España

guardado por 87 personas

ver más restaurantes asiáticos en Madrid

Se puede mejorar.

no me gusta

Desde aquella primera visita han abierto unos cuantos locales por Madrid y ha conseguido cierta fama. La verdad es que un modelo franquiciable que puede funcionar bien como está demostrando: comida rápida aprovechando el boom de la cocina asiática. He vuelto un par de veces y hay mejoría en algunas cosas, pero otras muchas siguen sin estar buenas.

Yendo al grano lo que mas me gustó fue la amabilidad del servicio (local de Alcalá). En cuanto a la carta me gusta el recorrido por todo Asia, con los platos mas representativos, aunque se toman algunas licencias a fin de completar la oferta.

Mi plato favorito de aquí siguen siendo las MALAYSIAN SATAI. Por otro lado el PAD THAI sin duda está mejor que aquel que tuve que dejar en el plato la primera vez, y no tenía ese sabor desagradable, aunque comparando sitios me gusta mas el de Lemongrass, al menos para domicilio.

Lo demás mal. Pocos baos merecen la pena, pero el BAO DE FILIPINAS SEXY SIAO es de los peores que he probado nunca, sobre todo porque tuestan el pan y se queda completamente duro. Incomible.
El ingrediente principal es un regular pork belly con salsa hoisin y mayonesa japonesa. Una mezcla de sabores mejorable acompañado además de una serie de hierbas nada frescas. Y de filipino... nada de nada.

Pedí también HONG KONG CHAR SIU por comparar con el de la primera vez y parece que la salsa hoisin ya no tiene tanto protagonismo, de todas formas no se parece en absoluto a los char siu que he probado en Asia y mas bien parece un plato de neochinaco. No está bueno.
Además de la salsa el plato está compuesto por arroz japones y cerdo marinado en miel -con un color radiactivo y demasiado pasado-, por lo que el conjunto resulta dulce en exceso, además de pastoso por el arroz. Y otra vez con hierbas a punto de caducar.

De postre, el DORAYAKI me gustó mucho. Acompaña chocolate con chile y un helado de wasabi adictivo. Recomendable.

El precio fue económico, 21,80€, lo cual es un punto a favor aunque a pesar de todo sigue sin gustarme. En cuanto a la puntuación hay platos que no están mal y podría configurar una comanda con la que saliese satisfecho y darle 3 estrellas, pero debido a la irregularidad y a los fallos de cocina lo seguimos dejando en dos.

En otra ocasión que pedí a domicilio probé los LANGOSTINOS DE KOH SAMUI y son muy prescindibles. Malas piezas como era de esperar y combinación de sabor del chop suey totalmente sin mas.
También el CURRY ROJO DE TERNERA GAENG PHET, que estaba bueno aunque con la carne bastante tiesa, no obstante dentro de la oferta este plato si merece la pena.

Como digo a mi no me gusta, y según lo que pidas puede llegar a casa bien o no, pero como delivery Tuk Tuk puede no ser mala opción.

------------------

Ene 2015:

Tenía mono de comida asiática y aunque el sitio no tiene muy buena pinta pensé que la comida estaría buena, sin embargo me ha parecido un sitio bastante malo.

La "decoración" del lugar no creo que haya cambiado mucho con respecto al anterior negocio del local, ya que parece una hamburguesería de los 90 ahora con formato cocina asiática. Destaca el mural con el nombre del lugar y la tele, que emite documentales del sureste asiático.

Los dos camareros son muy amables, aunque no tienen mucha idea de recomendar. Pedimos opinión acerca de la cantidad y nos dijo que las raciones no eran muy grandes y que se podía pedir mas de 3 platos. Al final resulta que pedimos 5 platos y cada ración era enorme, por lo que nos sobró la mitad. Con un plato por persona puedes comer perfectamente.

También nos sirvieron los 5 platos al mismo tiempo y pensé ¿Cómo coño quieres que coma todo esto a la vez?... Ya se que en Asia se sirve todo de una vez, pero aquí no me pareció que tuviese mucho sentido.

Lo mejor fueron las MALAYSIAN CHICKEN SATAY, ya que la salsa es adictiva.
El HONG KONG CHAR SUI en teoría lleva un montón de ingredientes, pero la realidad es que sabe a arroz blanco con salsa hoisin, y si, lo que lleva hoisin es adictivo, pero me pareció muy sin mas.

En la SOPA TOM YUM se pasaron con la lima, y en el CURRY ROJO, aunque se dejaba comer, se excedieron con la leche de coco. Por otro lado el PAD THAI estaba realmente malo, el peor que he probado.

Lo bueno es el precio, y es que como he dicho antes con un plato comes, o sea que el ticket medio puede ser 10€ y en cualquier caso por debajo de 15€. Nosotros pagamos 22,5€ cada uno, baratísimo para la cantidad que fue, aunque dejásemos la mitad. Es una pena que no estuviese bueno.

Tienen servicio take away que si te puede salvar en alguna ocasión.

ver comentarios anteriores (1)

eat&love Madrid

La verdad es que nos sorprende leer alguna que otra opinión tan negativa del Tuk Tuk como ésta: para nosotros sin duda ha sido de las sorpresas del año, un sitio que a Madrid le hacía, mucha, mucha falta. Y es que es casi un milagro encontrar en Madrid cocina asiática popular, a precios populares, auténtica y con ingredientes de calidad. No creo que seamos los únicos que lo ven así: por algo el sitio es muy frecuentado por el personal de Diverxo y Streetxo y por crack de la fusión asiática como los chicos de Kitchen 154. En fin, que si somos coherentes y evaluamos el concepto en su conjunto, Tuk Tuk es sin duda un 5 estrellas. De malo y mediocre, poco. Saludos!ver comentario completo

4 de junio de 2015

je suis béatrice

Ejem, Eat and Love, será muy 5 estrellas pero vosotros le pusisteis cuatro :-). En cualquier caso es la opinión de Adreid, muy respetable,por cierto. Y No conozco el sitio que conste....

5 de junio de 2015

eat&love Madrid

Claro que es respetable! :) Solo comentamos que nos sorprende ver la de adreid (con tantos votos a favor) y algunas otras tan negativas en un sitio que nos ha sorprendido para bien (normalmente solemos estar bastante de acuerdo con la tónica general de las opis de 11870) Cierto es que le pusimos 4, más que nada por lo flojo de la oferta de postres inicial (solo tenían un soso bubble tea) y que ahora ya han aumentado. Tenemos pendiente de actualizar la opi según nueva experiencia.ver comentario completo

5 de junio de 2015

Weshumagine

Adreid, en su listado de desayunos publicados hace poco vi que coincidíamos bastante; cuáles son sus imprescindibles a domicilio? Quitando Ginger boy, NYB , Mad Grill y algún otro, nunca acierto... un saludo

hace 2 meses

Adreid.

Las pizzas de Picsa y los sandwiches de Crumb llegan bien a casa, lo demás suele cambiar bastante con respecto al restaurante así es que cada vez pido menos a domicilio. Sushi llevo años sin pedir.

hace 2 meses

Weshumagine

Muchas gracias! Nunca he probado Crumb, le daré una oportunidad.

hace 1 mes

Ultramarinos Quintín

+34 917 86 46 24

Calle Jorge Juan, 17 <m> Velázquez 4 Madrid, Madrid provincia, España

guardado por 55 personas

ver más restaurantes cocina mediterránea en Madrid

Restaurante del Grupo Paraguas donde ver y dejarse ver y comer bien aunque a precios estratósfericos.

está OK

Si hay alguien que de verdad lo ha petado son Sandro Silva y su mujer Marta Seco con su Grupo Paraguas. La noticia de la venta a un inversor turco del 40% de este grupo por 70 millones de euros no me pudo sorprender mas; sabía que un restaurante podía facturar muchísimo dinero, pero nunca me había imaginado que pudiera generar tanto.

Sandro y Marta han creado una serie de restaurantes que han arrasado desde su apertura. Primero El paraguas, situado en Jorge Juan, luego vino Ten con Ten, que fue el local de moda en Madrid por muchos años quitando el trono, creo recordar, al Bar Tomate, y lo tuvo hasta la llegada de los Perrachica, Marieta, Habanera, Tatel y demás, pero Sandro lo volvió a hacer y retomaron el trono con Amazónico, donde no resultaba nada fácil encontrar una mesa y es habitual ver a famosetes entrando a comer tanto a este como a alguno de sus otros restaurantes de Jorge Juan.

Estos restaurantes de moda nunca me han interesado mucho, pero no me importa ir en ocasiones porque son sitios donde te lo pasas bastante bien. Desde mi punto de vista hay que ir con amigos y a ser posible en un grupo grande, y nunca con tu pareja a solas, a no ser que sea mal comer y solo le interese la decoración del local.

Realmente no se si Amazónico sigue ostentando el trono o no, lo que si es cierto es que dentro de los restaurantes de moda en los del Grupo Paraguas se come por encima de la media, y de ahí gran parte de su éxito, ya que en el fondo la gente aprecia la comida bien hecha. Esto influye en dos cuestiones, la primera es que no pasan de moda (o que siguen llenando a pesar de llevar muchos años), y la segunda es que se permiten poner precios excesivamente elevados sin mermar las buenas opiniones. Diría incluso que las refuerzan, ya que mucha gente cree que cuanto mas caro mas calidad.

Además de El Paraguas, Ten con ten y Amazónico, el Grupo Paraguas se conforma por el italiano Numa Pompillo y el lugar que nos ocupa, Ultramarinos Quintín. De estos cinco, El Paraguas y Ultramarinos Quintin tienen un ambiente mas familiar.

La visita fue después de un largo viaje, donde lo primero que te apetece es volver a probar comida tradicional. El problema es que un Domingo de Agosto es complicado encontrar mesa, así es que acabamos aquí y resultó ser buena opcion. El horario no puede ser mejor, ya que abre todos los días con horario continuo. Por otro lado se puede encargar comida para llevar y, además, como su propio nombre indica, Quintín es a la vez una tienda de ultramarinos donde vende productos como pan o embutidos entre otros, y es que otra parte del éxito de estos negocios es su polivalencia: se puede desayunar, cenar, comprar en su tienda, picotear en la barra, ir solo a tomar copas, etc.

A parte de por la comida, los locales del Grupo Paraguas destacan por la situación y un interiorismo bastante trabajado. Ultramarinos Quintín ocupa un local de tres pisos situado en una esquina de Jorge Juan, y el espacio está dividido en diferentes espacios; destacan las paredes de ladrillo visto, el expositor donde muestran el producto que venden y la parte de la frutería que da colorido al local; detrás del expositor está la barra, mientras que las mesas están repartidas en tres salas, una en cada piso. En el piso de abajo hay una cocina rústica como elemento decorativo muy bonita.

La carta se basa en elaboraciones tradicionales, aunque como no podía ser de otro modo en estos lugares no faltan los tartar, ceviches y tiraditos. El servicio es bastante amable y eficiente.

Empezamos con una buena ENSALADA DE LANGOSTINOS Y CARABINERO. Muy fresca e ideal para comenzar. Buena textura de los crustaceos. Me gustó mucho.
A continuación 1/2 racion de CROQUETAS con buen rebozado, no super cremosas pero si con mucho sabor.

Seguidamente unas VERDINAS CON FAISÁN muy recomendables, aunque es mejor pedir media ración ya que una entera es excesiva.

Terminamos con una buena LENGUA DE TERNERA y una correcta PIZZA DE PITU DE CALEYA con una masa fina y crujiente, aunque al final predomina demasiado el queso.

De postre un muy buen HELADO DE CHOCOLATE BLANCO CON OREO y SORBETE DE MARACUYÁ.

El pan que nos sirvieron, que también venden, me gustó bastante.

Después de esta visita coincidió muy cercanamente en el tiempo otra donde tomamos unas recomendables VERDURAS A LA SARTÉN y una correcta TOSTA DE PUERROS Y MERLUZA. También el SECRETO CON CASTAÑAS Y LOMBARDA y lo que mas nos gustó, la CAZUELA DE HUEVOS CON CARABINEROS.

A pesar de que la comida me gustó, en ambas visitas el precio subió a unos 55-60€ por persona sin vino, lo cual me parece excesivamente caro y creo que no lo vale, de hecho si el precio fuera justo le pondría cuatro estrellas, aunque tampoco está mal tenerlo en cuenta ya que puede salvar ciertas situaciones.

Live Dim Sum House

+95 9428136964

43 Yone Gyi St, Nyaungshwe, Myanmar

guardado por 2 personas

ver más restaurantes asiáticos en Nyaungshwe

Obligatorio en el Lago Inle.

me gusta

Tremendos dim sums, obligatorio si se pasa por el Lago Inle. El chef estuvo trabajando en un restaurante de comida de Hong-Kong donde aprendió hacer estos dim sums que, para mi, son mejores que la mayoría que podamos encontrar aquí.

Teniendo en cuenta solo sitios del país, donde en general se come regular, este sería un 5 estrellas, y como bien ha dicho Fresandco tuvimos que repetir.

Es recomendable llevar la ruta cargada en maps ya que tuvimos que preguntar a varios autóctonos antes de que alguien conociera el sitio y nos supiera indicar bien.

Bo.Lan

+66 2 260 2962

House No. 24 Soi Sukumvit 53 Bangkok, Tailandia

guardado por 5 personas

ver más restaurantes tailandeses en Bangkok

No para mi.

no me gusta

No suelo escribir de restaurantes de otros países y la visita fue en Agosto, pero dejé la opinión a medio escribir, como casi siempre, y la publico ahora puesto que tampoco voy a comentar lo que comimos, entre otras cosas porque prácticamente ni nos enteramos.

Después de la negativa sorpresa aquella noche quise buscar que opinaron otros usuarios en 11870, ya que en Twitter son todo alabanzas, lo cual no llego a comprender. La búsqueda arrojó tan solo un resultado y no podía ser sino de Alberto de Luna, en 2012. Tras leer su opinión me decidí a escribir la reseña debido a que prácticamente suscribo todos y cada uno de los párrafos, pareciendo casi una experiencia gemela 5 años después.

Es importante aclarar dos puntos con respecto a ese 2012: 1- Se ha impuesto la multa por no show de 2000THB (50€ al cambio) y 2- El precio ha aumentado de manera significativa.
Como novedad comentar que han abierto otro restaurante mas casual llamado Err.

Tenía muchas ganas de ir a Bo.Lan, y es que en mi última visita a Bangkok se me quedó la espina clavada con este restaurante, ya que teniendo reserva llegamos tarde por culpa de un atasco infernal de los que se producen en esta caótica ciudad y no nos quisieron servir. Es verdad que el restaurante es difícil de encontrar si no llevas la ruta cargada en maps. Solo un consejo, sin duda lo mejor es ir en Skytrain y bajarse en la parada Thong Lo.

El restaurante me gusta, se trata de una casa situado en un callejón mas de los miles que hay por Bangkok, con una decoración estilo thai cuidada. Por unas escaleras bajaron dos niños y unos minutos mas tarde el dueño y chef Dylan Jones en ropa de calle, por lo que intuyo que además de restaurante hace las veces de vivienda particular.

La carta de vinos en estos países es mejor obviarlas ya que en Asia los precios de los vinos son absurdos. Pero no solo por el precio; será ignorancia, pero no termino de ver que aporta el vino a la comida asiática.

Pedimos el menú largo en el cual te dan a elegir entre niveles de picante medio o normal (tened en cuenta que para ellos normal es el infierno), y tampoco os puedo decir exáctamente que comimos porque, efectivamente, el inglés de las camareras que nos atendieron era ininteligible.

El menú comienza con un aperitivo en la cocina. Al entrar sorprende ver a cuatro trabajadores ocupados exclusivamente en seleccionar hojas frescas de los aromáticos. Al margen de eso, me interesa poco el paripé y los cocineros saludando al unísono.

Después una sucesión de aperitivos ya en la sala para dar paso al grueso del menú, un conjunto de 6-8 platos servidos a la vez, tal y como se hace en los países asiáticos, lo cual no me desagrada en absoluto. En mi opinión muchos platos pasaron desapercibidos y otros destacaron por estar completamente descompensados, como el curry. También hubo algún bocado bueno, claro, destacando el postre.

Me quedo con Nahm sin ninguna duda ya que disfruté mas (y pagando menos), mientras que las próximas paradas serán Paste e Issaya siamese club. En cuanto a otro grande de Bangkok, Gaggan, lo recuerdo vagamente, sinónimo de que paso sin pena ni gloria, Sin embargo si recuerdo con nitidez los sabores de las calles, donde hay que perderse para encontrar las mejores experiencias, por ejemplo en Chinatown; por Yaowarat road y perpendiculares hay para varios días.

Pagamos 115€ y le copio la última frase a ADL; fueron totalmente malgastados, aunque sinceramente no me arrepiento de haberlo probado por muy mierda que me haya parecido. Grande.

Tim ho wan

SM Megamall Manila, Filipinas

guardado por una persona

ver más restaurantes asiáticos en Manila

Cadena de dim sums de fama.

Adreid. lo descubrió en diciembre de 2017

está OK

3,5 estrellas.

Cadena de dim sums presente en varios países asiáticos.

Me gustó menos que Din Tai Fung, claro que este último lo probé en Singapur y eso influye, aunque en cualquier caso hay mejores opiniones sobre este último.

Din Tai Fung

3 Temasek boulevard, #02-302, Suntec city, Singapur, Singapur Singapur, Singapur

guardado por una persona

ver más restaurantes asiáticos en Singapur

Buenísimos dim sums.

Adreid. lo descubrió en diciembre de 2017

me gusta

4,5 estrellas.

Cadena de dim sums presente en varios países asiáticos. En Singapur hay unos cuantos.

Me gustó mas Din Tai Fung que Tim Ho Wan, claro que este último lo probé en Manila, si eso influye que seguro que si.

La Primera

+34 910 52 06 20

Calle Gran Vía 1 <m> Sevilla 2 Madrid, Madrid provincia, España

guardado por 79 personas

ver más restaurantes cocina de mercado en Madrid

Local precioso, comida en la línea del grupo y el mejor desayuno de todo Madrid.

me gusta

un check-in aquí

Actualizo y comento los desayunos de La Primera en cabecera porque me parece el mejor sitio de Madrid para esto. Sentarse en una de las mesas del fondo por la mañana mientras tomas la maravillosa TORTILLA DE PATATA servida con buen pan y un buen café no tiene precio. Tortilla de patata que me parece la mejor de Madrid por cierto. El punto negativo es que empiezan a las 10:00, por lo que no se puede ir a desayunar cualquier día, además del aparcamiento siempre complicado en esa zona.

No solo tienen la tortilla, sino que disponen de otras cosas muy a tener en cuenta como la BARRITA DE RABO DE TORO o la de TORTILLA CON CHORIZO, y en el apartado dulce un CROISSANT de calidad.

Una de las veces fui tarde, sobre las 12:00, y pude además añadir una porción de la TARTA DE QUESO, que acaban de realizar en ese mismo momento. Probablemente el mejor desayuno de mi vida!

Otro sitio que destaca en Madrid por su desayuno con buen producto y servicio de mesa es Lakasa, comentado anteriormente en mi reseña y donde destaca el mollete de sobrasada Maldonado. En cuanto a desayuno La Primera tendría 5 estrellas y Lakasa 4.

Fuera de estos dos, que estarían por encima del resto, hay otros sitios donde desayunar de manera mas informal pero buen producto como La Garriga, especializado en molletes con un embutido maravilloso o La Huerta de Carabaña, donde hay una magnífica tortilla de patata y puedes añadir cosas de la carta como las croquetas (esto es en El Club del Gourmet de Goya, no se si el restaurante está abierto para desayunos).

Por último comentar El Perro y la Galleta, quizá con no tanta calidad en cuanto al producto pero el local mola y se comienza el día con otra cara.

Aunque complicado seguramente haya mas sitios donde desayunar bien en Madrid. Se agradecen las pistas!

--------------------------------

Y otra vez Domingo, y otra vez buscamos reserva de última hora y encontramos mesa aquí. Sumar restaurantes al grupo con servicios de varios turnos implica encontrar mesa de manera mas sencilla.

Este restaurante es la cuarta apuesta de Paco Quirós en la capital después de Cañadío, La Maruca y La Bien Aparecida. Todos ellos han cosechado éxito y buenas críticas, ya que sigue una fórmula que garantiza éxito: Buena comida y buena relación calidad precio, unido a buenos locales.

En los cuatro restaurantes se come de manera similar, además la mayoría de los platos de la carta se repiten entre los distintos establecimientos. La fórmula original es Cañadío, un sitio sin pretensiones con una carta muy apetitosa. El producto sencillo y bien elaborado.
El mejor local de los cuatro por situación y disposición es La Maruca. Fue el sitio de moda y es complicado encontrar mesa sin antelación. La carta es la mas sencilla de todas y por ello quizá la menos sorprendente (aunque el nivel es muy bueno igualmente), pero también tiene los precios mas comedidos. Además es el mejor para picar o tomar algo por la tarde a ser posible sentado en frente de la maravillosa chimenea. Por todo ello el público es mas joven de media.
En La Bien Aparecida es donde creo mejor se come, en disputa con Cañadío. La particularidad que tiene es una carta donde hay platos que se salen de la sencillez de la fórmula original y, por tanto, resultan diferentes a lo visto anteriormente, a pesar de que se sigue la línea habitual del grupo.
Por último La Primera, lugar que nos ocupa. El mayor atractivo que tiene es el local en si mismo, que es una maravilla y los desayunos; en cuanto a la comida no aporta nada nuevo con respecto a los anteriores. La carta prácticamente es una copia de la de La Maruca, pero mas cara, aunque gana por los postres.

Hay que aplaudir las nuevas iniciativas en general y apreciar el mérito que tiene Paco Quirós en particular, aunque quizá por todas las buenas tardes que nos ha hecho disfrutar esperaba mas de esta nueva apuesta. Realmente la nueva incorporación no presenta ninguna novedad y en ocasiones me ha recordado al grupo de restaurantes que forma Public, Bazaar, La Gloria de montera... Da igual que vayas a uno que a otro que parecen el mismo.

La decoración en este caso es vintage, con mesas de madera tipo años 50, suelo enmoquetado y una gran barra conjunta al comedor, pero sin ningún tipo de dudas el mayor atractivo del local son las vistas hacia la Gran Vía y Alcalá. Desconozco si tienen horario continuo, pero tomar una copa de tarde en los sillones del fondo con el local vacío y luz tenue tiene que ser un placer.

El servicio está bien formado y controlan el servicio de manera eficaz, demasiado incluso, ya que la sucesión de platos es excesivamente rápida. En una hora ya te han despachado.
No se si disponen de aparcacoches pero por si acaso es mejor dejar el coche en casa ya que es una zona bastante mala para aparcar.

Como he dicho antes, la carta es prácticamente gemela a la de La Maruca, con muy pocas incorporaciones. Es sencilla, apetecible y se pueden pedir medias raciones de todo, sin embargo, la carta de vinos me parece que no está al nivel de su cocina. Se basa en referencias muy conocidas y sobre todo económicas, pero hecho en falta mas variedad.

Empezamos por 1/2 ENSALADILLA RUSA excelente. Estilo a La Maruca, o sea, en el top de Madrid. Patata perfectamente cocida, buena mayonesa, bastante atún y buen punto salado que aportan las huevas y picante de las piparras.

Seguimos con 1/2 ración de PIMIENTOS RELLENOS DE HONGOS Y LANGOSTINOS correctos, y a continuación 1/2 de PATATAS RELLENAS DE RABO DE TORO que no voy a decir que están malas, pero creo que son prescindibles con respecto a lo demás.

De plato principal optamos, en primer lugar, por 1/2 ración de CORDERO AL HORNO DESHUESADO con patatas panaderas. Buen sabor, tierno y un fondo sabroso. Recomendable.

Y en segundo lugar 1/2 ESCALOPÍN DE TERNERA RELLENO DE JAMÓN Y QUESO. Una variante del flamenquín de toda la vida. Correcto.

Lo mejor son los postres, de sobresaliente, y es que quizá el grupo tenga el mejor conjunto de postres de la capital. En primer lugar tomamos la archiconocida TARTA DE QUESO, la de Cañadío, de la cual podemos decir sin temor a equivocarnos que es la mejor de Madrid. Sin mas. En segundo lugar "EL FLAN DE ALEX", un flan con una textura muy sedosa que engancha. Obligatorios los dos, y si hay hueco no descartaría pedir mas postres.

El precio de esto fue 38€ por persona sin vino. Precio estándar del grupo excepto La Maruca, que es el mas económico.