153 sitios, 48 siguiendo, 186 seguidores, 91 descubiertos, 5 check-ins, 34.197 visitas

Me llamo Beta y soy socióloga. Escribo mierdas que la gente lee. Viajo en vespa y follo sin amor. Soy bisexual y estoy en edad de procrear (aunque no figura ent...

Beta

mostrando 2 sitios

Palmer House

17 East Monroe Street Chicago, Estados Unidos

guardado por una persona

ver más hoteles en Chicago

Beta lo descubrió en agosto de 2014

está OK

Buscar hotel en Estados Unidos no es tarea fácil. Una de las mejores opciones de Chicago es el Palmer House, no porque sea uno de los mejores hoteles, sino porque es pagable y tiene su encanto. Es una puta colmena con más de 1500 habitaciones que se llenan, pero está en el mejor sitio de la ciudad. El lobby es para caerse de espaldas. Fue uno de los hoteles de referencia de la ciudad aunque hoy resulta un poco decadente, lo que no deja de darle cierto encanto. Tiene ocho ascensores de puertas doradas que te suben a la habitación. ¿La habitación? Pues no tiene ni internet gratuito (puedes pagarlo a 15 dólares el día pero hay que estar muy enganchado para eso) ni siquiera minibar (hay un cuarto en cada planta donde pillar hielo y junto a una máquina expendedora de coca cola). Eso sí tienes un armario en el que te caben al menos seis cadáveres y una caja fuerte donde guardar la pistola y la documentación falsa.

En la séptima planta hay una piscina que se agradece en los días de calor, como ha sido el caso. Y un jacuzzi. Ambos son pequeños pero no suele haber demasiada gente a remojo.

etiquetas: , ,

Cometa Restaurante

+351 222 008 774

Rua de Tomás Gonzaga 87 Oporto, Portugal

guardado por 15 personas

ver más restaurantes en Oporto

está OK

Me habían recomendado este sitio aunque iba mediatizada por las opiniones, favorables y contrarias, que había leído en 11870. A las diez de la noche, subiendo la empinada cuesta que me llevaría hasta El Cometa me sentía Edmund Hillary coronando el Everest. Primera sorpresa: en el sitio se fuma, pero como no hay más que otra pareja no parece que eso tenga que ser un problema. Segunda sorpresa: los precios de carnes y pescados no bajan de veinte euros. ¿Y si cenamos a base de entrantes? Empezamos con una sopa de pescado. Buenísima. Hemos acertado y todos los mierdas que critican el restaurante en 11870 no tienen ni idea de qué están hablando. Luego unas tostas de sardinas: buenas aunque me gustó más la sopa. A mí también. Una especie de empanadillas recomendadas por el camarero y que se supone son la especialidad de la casa. No saben mucho, ¿no? Una ensalada de canónigos con parmesano. Sin sorpresas. Para beber yo me he pedido una copa de vino de la casa (blanco), a fin de cuenta estamos en Oporto. Hora de la cuenta: todo correcto hasta ver que por la copita de vino me han clavado ocho euros a traición. Vamos a pagar y resulta que el datáfono está estropeado y no pueden aceptar tarjetas. "Pero si en la puerta tenéis un cartel así de grande donde dice que aceptáis visa". Ya pero la maquina está estropeada. Tienes suerte de que tenga efectivo porque sino te ibas a quedar sin cobrar (cuatro días después descubro que lo del datáfono estropeado es una estrategia para no pagar comisiones a los bancos). Tres estrellas y vas que chutas.

etiquetas: , , ,