52 sitios, 24 descubiertos, 369 visitas

Carleón

mostrando 3 sitios

Palacio de Canedo

+34 987 56 33 66

Calle La Iglesia s/n Canedo, León provincia, España

guardado por 24 personas

ver más restaurantes en Canedo

La culminación de un sueño.

me encanta, uno de mis favoritos

Hay que descubrirse ante la iniciativa de José Luis Prada, el original e irrepetible personaje que está detrás de la puesta en marcha de todo el universo de productos y lugares que forman parte de “Prada a tope”. El Palacio de Canedo es sin duda la culminación de toda una vida de esfuerzo y trabajo. Se trata de un lugar precioso, que fue adquirido en 1987 en un estado lamentable de abandono, restaurado después con mimo, y que ahora justifica una visita, una estancia o una comida reposada. La tienda es una maravilla, un lugar de ensueño, como de cuento. Las habitaciones otro tanto, los comedores un auténtica delicia y todo, desde el más mínimo detalle está cuidado con esmero. En el restaurante ofrecen una carta muy atractiva, con referencias lógicas al entorno, y es posible disfrutar de productos autóctonos de gran calidad, en comedores o terrazas muy bonitas. Es posible realizar visitas guiadas por la bodega, comprar vino, recorrer los viñedos, y disfrutar con el goce de los sentidos porque desde la atención al servicio, todo está hecho con cariño y por ello, no tiene perdón pasar cerca de este lugar y no detenerse a disfrutarlo. ¡ Mi enhorabuena a quien lo ha hecho posible ¡

etiquetas: , , , , ,

Restaurante Los Poinos

+34 987 30 40 18

canal de rozas s/n Valdevimbre, León provincia, España

guardado por 6 personas

ver más restaurantes en Valdevimbre

“Una bodega "atípica", que mima los pequeños detalles.”

me gusta

Abundan las bodegas subterráneas en la localidad leonesa de Valdevimbre, y son todas bastante similares. Todas menos esta, "Los Poinos", que resulta muy aconsejable porque comparte con las demás los aspectos "típicos", el encanto y romanticismo de un lugar tan especial, pero además ofrece numerosos detalles que la dan un toque diferente, con un peculiar cuidado por la atención al cliente y la calidad.
Desde que uno entra, se aprecia un "algo" diferente, profesionalidad, deseo de agradar, atención a esas pequeñas cosas que marcan la diferencia,.... Iluminación, mantelería, copas y cubiertos son de alto nivel.
En principio te obsequian con un aperitivo (una cremita de verduras deliciosa), para entretener la llegada del primer plato. Luego la carne, las ensaladas, la tortilla guisada, el embutido, la carta de vinos, los golosísimos postres, el detalle del zumito de frutas cortesía de la casa,.... todo muy medido para que, con unos precios asequibles, te marches de allí muy satisfecho. Una bodega simplemente diferente.

etiquetas: , , , ,

El Capricho

+34 987 66 42 24

Paraje de la Vega s/n (Jiménez de Jaimuz) Jiménez de Jamuz, León provincia, España

guardado por 113 personas

ver más restaurantes asadores en Jiménez de Jamuz

“Buen lugar para disfrutar con carne de buey”

está OK

Acudí a este lugar atraido por la fama de que gozan sus chuletones. Se trata de una bodega típica de León, excavada en la tierra, con fresquitas salas subterráneas, decoradas con lámparas que iluminan lo justo, y mesas y bancos de roble (en estas tierras conocido como "negrillón").
Hay una carta un tanto limitada, pero contundente en el apartado de carnes. Se pueden degustar varios tipos, desde la vaca vieja, al buey, y con precios que, en el caso más exquisito pueden superar los 100 euros/kg.
Antes de poner a la parrilla el corte del tipo de carne seleccionado, un camarero se lo muestra al cliente para que lo vea, sepa lo que pesa y otorgue su aprobación. Luego, con la carne ya hecha, se procede a el troceado frente a la mesa, en lo que constituye un curioso 'espectáculo'.
Disponen también de un menú "crisis", que por 20 euros permite probar la cecina de buey, una tortilla de patatas guisada, ensalada, carne, postres, agua, gaseosa, tinto de la variedad mencía, y café. (es una opción muy digna para presupuestos ajustados). Otro menú degustación para sibaritas, a 65 euros, nos conduce a hacer un "recorrido" más detallado por las especialidades de la casa.
El personal es amable, (en mi caso tuve el placer de conocer a Pedro Gordón, que a sus casi 80 años ejerce de "relaciones públicas", vamos que disfruta charlando con los clientes y contando cómo fueron los inicios de la bodega), y competente, las carnes son excepcionales, y el lugar, aunque sea un pelín caro, sin duda merece la visita para pasar un agradable día.
Una vez disfrutada la comida, se puede dar un paseo por el pueblo de Jiménez de Jamuz, para ver alguna que otra alfarería y realizar unas compras (yo me hice con un bonito botijo), de la afamada cerámica local.
En definitiva, responde a las expectativas, y es un lugar muy recomendable.

etiquetas: , , ,