225 sitios, 30 seguidores, 72 descubiertos, 9.724 visitas

Desde 2009 cuento aquí algunas de mis experiencias, espero que estos comentarios te ayuden...

El francotirador

mostrando 3 sitios

sin fotos + añadir

El Medoc Alavés

+34 945 60 05 60

Avenida San Raimundo 15 Biasteri, Álava, España

guardado por 2 personas

ver más restaurantes en Biasteri

Restaurante de hotel

El francotirador lo descubrió en marzo de 2009

Éste es el restaurante del Hotel Villa de Laguardia. Se encuentra en la primera parte del mismo, la estancia es acogedora.
Mobiliario cómodo, copas correctas y manteles y servilletas de tela.
Observé que el sitio es muy activo, con menús de cocinas del mundo a diario y de eventos especiales, como es el caso, coincide que era el día de San Valentín. La carta era muy extensa, basada en la tradición de la zona.
El menú especial de ese día, a 48 € sin IVA pero con bebidas, constó de:
-Ensalada de vieiras (sólo las vieiras valían la pena)
-Risotto de chipirones (era arroz negro, nada interesante)
-Lomo de merluza con escamas de patata y bordelesa de hongos (buen punto del pescado, cuidada presentación)
-Escalopes de buey Wagyu asado con parmentier de trufa (excelente carne, sin duda lo mejor de la noche)
-Cúpula de caramelo sobre crema con frutos rojos y sorbete pasión (bonita presentación, lo mejor era el sorbete)
El café, nada del otro mundo, y unas pequeñas trufas envueltas con los motivos propios del día completaron la cena.
En el apartado de bebidas se sirvió una copa de Luis Cañas fermentado en barrica, muy bueno, y luego un Rioja Crianza, que pasó sin pena ni gloria. A los postres una copa de Champagne Gosset fue muy bien recibida. En general se cuidó poco el servicio del vino.
En resumen, no fue perfecto y hubo detalles mejorables, pero el buey y el champagne salvaron la noche. A mi juicio, algo caro.

etiquetas:

Restaurante Bistró 1860

+34 945 18 08 98

Torrea 1 (Bodegas-Hotel Marqués de Riscal) Elciego, Álava, España

guardado por 7 personas

ver más restaurantes cocina mediterránea en Elciego

Espléndida cocina en un marco espectacular

El francotirador lo descubrió en febrero de 2009

Restaurante situado dentro del edificio diseñado por Frank O. Gehry para Bodegas Marqués de Riscal, y al que sólo se puede acceder si estás alojado o vas a uno de sus dos restaurantes, ambos asesorados por el gran chef Francis Paniego. Éste es el de cocina más tradicional.
Sitio muy agradable y muy luminoso, pocas mesas y con buena separación. Mantel y servilletas de hilo, copas Schott Zwiesel y agradables cubiertos y mobiliario.
El servicio muy correcto y atento, buenos profesionales.
La carta de vinos es muy abundante y no sólo centrada en vinos de la casa. La pega es que los precios son algo elevados. Elegimos un Marqués de Riscal Reserva 2004, que me parece un gran vino clásico riojano, a 28 €.
Las opciones son la carta, muy clásica (ya se sabe a lo que se viene) y el menú degustación denominado Menú Tierra (50 €). Nos decantamos por éste y consta de:
-Nuestras croquetas (cremosas por dentro, muy buenas)

-Tartar de tomate con cigala y ajoblanco (todo un placer, cigala de buen calibre y el ajoblanco de ponerse a aplaudir)

-Menestra de verduras frescas de temporada (muestra de saber hacer en la cocina)

-Merluza confitada a 45º (sobre pimiento verde y sopita de arroz, fantástico punto)

-Albóndiga con parmentier de patata y trufa (bastante trufa, realmente deliciosa)

-Tosta templada con queso de Cameros,manzana reineta y helado de miel (un postre increíble, muy bien ensamblado)

En el momento de acabar, nos ofrecieron la posibilidad de tomar el café en la biblioteca-lounge. Accedimos y fue muy agradable. Un muy buen café, eso sí, al excesivo precio de 5 €.
En definitiva, una comida para disfrutar, un lujo para darse alguna vez.

etiquetas: ,

Héctor Oribe

+34 945 60 07 15

Gasteiz 8 Páganos, Álava, España

guardado por 14 personas

ver más restaurantes en Páganos

Fantástico menú degustación

El francotirador lo descubrió en febrero de 2009

El restaurante está situado en un pequeño pueblo, Páganos, cercano a la bella villa de Laguardia. La decoración es clásica, lo que contrasta con sus platos vanguardistas. Mantel y servilletas de tela, copas correctas.
La carta de vinos está escrita en una botella, centrada en Rioja alavesa, ofrece vinos interesantes pero no sus añadas. También contenía algún error en el resto de D.O. Muy buenos precios.
Hay un menú del día, que no nos ofrecieron, carta y menú degustación a 33 €.
Elegimos este último, constó de:
-Crema de caparrones (aperitivo, en vasos de chupito de porcelana, original y buena)
-Carpaccio de bacalao con trufa y huevas de trucha (delicioso)
-Ensalada de queso de cabra con piña agridulce y vinagreta de frutos secos (el queso era mejorable, pero la piña exquisita)
-Pencas de acelga rellenas de buey de mar con salsa de marisco (muy bueno)
-Saquito de morcilla con piñones y salsa de calabaza con guindillas (conseguido)
-Lubina con verduras asadas, espuma de tomate y ostra al vapor (buen punto del pescado)
-Lomo alto de buey empanado en pistachos y parmentier de patata (excepcional carne)
-Selección de postres, con torrija, cuajada con espuma de fresa, tarta de queso con frutos rojos y helado de miel (lo más flojo de la comida, pero aceptables, me quedo con el helado)
Acompañado por un Polus 2006, por supuesto de Rioja alavesa, un muy buen vino a 16 €.
Cafés bastante normales y unos pequeños petit-fours.
En resumen, un fantástico menú degustación en un restaurante al que merece la pena ir de propio para probar su cocina.

etiquetas: ,