Me gusta comer bien, beber buen vino y un gintonic de vez en cuando, acompañado de mi mujer y de los amigos para los que comer y beber es un placer.

Globez Lopez

mostrando 4 sitios

Sidrería La Guía

+34 985 85 84 22

Calle Palacio Valdés,5 Ribadesella, Asturias, España

guardado por 12 personas

ver más restaurantes sidrerías en Ribadesella

De las mejores opciones para comer pescado en Ribadesella

me gusta

es quien más ha ido (2)

Septiembre 2012
Ahí dejo unas instantáneas tomadas en nuestra última visita.

Noviembre 2011
Según me cuenta un lugareño, la sidrería La Guía es, desde no hace mucho tiempo, de los mismos propietarios del famoso restaurante La Parrilla. Es un local con terraza a la entrada, sidrería tradicional al fondo y gran salón restaurante a la derecha. Su decoración es espartana y tradicional.

El servicio es profesional y, al menos el día en que fui (éramos dos personas), fue el propio cocinero quien nos atendió para ofrecernos y explicarnos los productos que tenía ese día incluso enseñándonos los pescados que luego nos sirvieron. Buen detalle.

Desde luego es un lugar en el que se impone pedir pescado. De la amplia variedad de que disponía, máxime tratándose de la noche de de un lluvioso domingo, elegimos para picar unas zamburiñas a la plancha (13€) muy frescas, en abundante ración, de tamaño correcto y en su punto de plancha y unos calamares fritos de potera (12€), también abundantes, suaves, con poco rebozo y en su punto de fritura; ambos platos muy ricos. Un acierto.

De segundo tomamos unos salmonetes a la plancha (22€), dos buenos peces, de los que ya habíamos comprobado su frescura cuando nos los enseñó, perfectos de plancha y pixín también a la plancha (25€), en este caso tres buenos filetes de un pez grande, igualmente fresco y en su punto de plancha. Ambos pescados de nivel.

No tomamos postre y de vino elegimos una botella de La Montesa (15€), porque ambos comensales somos más de vino tinto (Rioja) que de blancos. La oferta de vinos es bastante amplia.

El precio final, con dos botellas de agua y cafés fue de 94€ (47€ por persona). Para lo que tomamos y teniendo en cuenta que Ribadesella no es una ciudad barata, está en precio.

Imagino que en los meses vacacionales con el restaurante a tope será difícil mantener el nivel de servicio, pero, al menos el día en que yo fui, me pareció una de las mejores opciones para comer en Ribadesella.

etiquetas: , , ,

El De Jardin De Eugenia

+34 985 86 08 05

Avenida Palacio Valdés, 22 Ribadesella, Asturias, España

guardado por 2 personas

ver más hoteles en Ribadesella

Correcto hotel en Ribadesella

Globez Lopez lo descubrió en noviembre de 2011

está OK

El Jardín de Eugenia es una antigua casa totalmente rehabilitada. Su decoración es, a mi gusto, un tanto ecléctica pero el resultado final es un confortable hotel con un buen salón recibidor con sofás, ascensor, terraza posterior, comedor para desayunar y 12 habitaciones.

En mi caso ocupé la única habitación individual de tamaño no muy grande, pero perfectamente equipada con una gran cama de matrimonio, doble almohada, tv plana, wi-fi, bonito armario restaurado y un cuarto de baño amplio, con ducha (fija y mango) y todo tipo accesorios (albornoz, zapatillas, esponja, gorro, champús, etc.).

Para desayunar me ofrecieron prácticamente todas las posibilidades saladas y dulces (revueltos, huevos con bacón, tostadas, bocadillos, bollos, dulces, etc.) con zumo de naranja recién hecho y un buen café de cápsula. Además de la prensa del día.

Como iba de trabajo no pude conocerlo más allá de lo que da dormir y desayunar, pero me pareció una buena opción para un viaje así, pues su ubicación a la entrada de Ribasella es muy cercana al centro pero alejada de la playa.

etiquetas:

Restaurante Güeyu Mar

+34 985 86 08 63

Playa Vega, 84 Ribadesella, Asturias, España

guardado por 56 personas

ver más restaurantes asturianos en Ribadesella

Morir de éxito

no me gusta

Cuando inauguraron el Güeyu Mar a los habituales de La Parrilla de Ribadesella nos encantó: misma calidad, menor precio, lugar más bonito. Las dos primeras temporadas fueron prometedoras, buenos pescados en su punto de plancha. Pero ya entonces se larvaba el germen de su declive: Se puso de moda entre lo mejorcito de los veraneantes de La Isla y Ribadesella, clientela pija básicamente foránea. Y el jóven matrimonio dueño del negocio, a la vista del éxito, se puso a crecer de manera desmesurada y, ya se sabe, lo dificil es saber hacerlo.
El resultado de tal correría hacia la fama ha hecho que todo el espacio posible de sus alrededores haya sido poblado de mesas, carpas y sombrilllas y que la plantilla de camareros se haya triplicado. Pero en el camino, la plancha de pescado sólo se ha duplicado provocando dos efectos indeseados: se perdió el punto del pescado, ahora pueden llegar crudos o pasados, y la espera del segundo plato puede ser eterna. Pero siendo grave lo anterior, lo que descalifica definitivamente a Güeyu Mar es la aparición de la piscifactoría en forma de lenguado. Imperdonable. En verano es raro encontrar este esquisito pez en Asturias. Desde hace dos años, no sólo en este lugar sino en algún otro, es diario en la carta (llueva, nieve, haya mar, o no la haya, salga o no salga la flota) y para cualquier humano que lo haya tomado un par de veces es fácil distinguirlo: grande de tamaño, cola muy pequeña, apenas huevas en una cabidad húmeda y falto de la característica consistencia en su carne. Y peor aún, no se le informa al cliente y se le cobra como si fuera del bueno.
Mucho tiene que cambiar o se quedará en el típico sitio turístico para veraneantes incautos.
No le perdono aunque fuera pionero en servir gintonic de Citadelle con Fever Tree en unos vasos magníficos.

Agosto 2011:

El lenguado ha desaparecido de la carta. El punto del pescado sigue variando en función del aforo. Los calamare fritos, bastante fritos.
Vamos a darle dos puntos por lo del lenguado.

etiquetas: , , ,

La Parrilla

+34 985 86 02 88

Avenida del Palacio Valdés, 33 Ribadesella, Asturias, España

guardado por 12 personas

ver más restaurantes de pescado en Ribadesella

Pescados excelentes en un sitio que va de tasca

está OK

La Parrilla es el restaurante de pescados y mariscos más conocido de Ribadesella. Lo suelen frecuentar la gente más guapa y pudiente de la zona y adquirió una especial notoriedad cuando fue el elegido para cenar por los Príncipes, en el inicio de su relacion, con gran repercusión mediática, Hola incluido.

Se trata de un locar alargado, al inicio la parrilla detrás de barra, que no da servicio, y algunas mesas y posteriormente el salón propiamente dicho. Todo el recinto rezuma un buscado aspecto de tasca marinera, paredes forradas de madera oscura, techos bajos, banquetas en vez de sillas, algunos cuadros con las típicos recortes de prensa y sobresaliendo por tamaño una gran lámina con el retrato del Príncipe Felipe: marketing manda.

Es entendible que se quiera mantener ese aspecto, pero no es de recibo que los aseos sean una auténtica pocilga, pequeños, sucios, agua y otros líquidos en el suelo y baldosas rotas. No pudimos evitar imaginar a los Príncipes usando aquellos cubículos, seguro que vinieron con sus necesidades hechas.

Éramos cuatro comensales todos viejos conocedores del lugar. Antes de empezar la casa nos obsequió con unas rodajas de chorizo picante y pan. Estaba bueno, pero no parece el aperitivo más idóneo para encarar unas viandas de suave sabor como son mariscos y pescados.

Sabedores de donde sueltan el estacazo obviamos pedir marisco del "caro" nos conformamos con un par de raciones de navajas a 8€ ración. Como la casa sólo tiene maricos y moluscos como entrantes, es casi el único plato elegible para iniciar la comida. Estaban normalitas.

Y de segundo dos grandes lubinas para los cuatro. Salvajes, frescas, en perfecto punto de plancha. En resumen: extraordinarias (27€ por ración)

Por aquello de que uno de los mejores vinos blancos es el vino tinto, pedimos un Viña Alberdi crianza a 20€. (bueno, nos tomamos dos, para que engañar)

Todo los anterior, con cafés y sin copa nos costó 45€ por persona incluida propina.

A la parrilla se puede ir en plan de tirar la casa por la ventana, y tenga por seguro que podrá hacerlo, o a tomar un excelente pescado a la plancha. En este último caso podrá tomar de los mejores pescados de Asturias a precio muy razonable.

Y recuerde, vaya al baño justo antes.

etiquetas: , ,