Ideas gastronómicas para celebrar el Día del Padre a lo grande

Una idea para cada gusto. ¡Acertarás seguro!

No todos los superhéroes llevan capa y tienen superpoderes. Algunos llevan barba, gafas, barriguita cervecera, hoyuelos o zapatillas de running. ¡Sea como fuere un padre siempre es un padre! Es el primer amor para una hija y el primer héroe para un hijo, un ejemplo a seguir y un referente importante en la educación. Y porque padre no hay más que uno, ¡el 19 de marzo toca celebrarlo su día como merece! Aunque somos muy conscientes de que el día del padre son todos los días, nunca está de más con la excusa juntarse y darse un buen homenaje gastronómico en familia y retomar lo que debería ser una costumbre de obligado cumplimiento. Para que lo urgente nunca eclipse a lo importante, aquí te dejamos 9 lugares pensados para el disfrute culinario paterno. ¡Buen provecho padres del mundo!

Saiti (Calle Reina Doña Germana, 4 - Valencia): es el canal de comunicación de Vicente Patiño, el chef y alma matter de Saiti. "Alta cocina para todos aquello que quieran acercarse y desconectar del día a día y viajar"- en sus propias palabras. Emplatados modernos, sabores potentes pero bien equilibrados, que pretenden recuperar la esencia de la cocina tradicional valenciana. Un local cuidado al detalle para que te sientas como en casa (con un servicio impecable que lo consigue). Cocina de autor de gran nivel, que no te dejará indiferente, con unos precios más que razonables. Si lo pruebas, seguro que repites.

Habitual (Calle de Jorge Juan, 19 - Valencia): cocina sin sobresaltos, con sabores mediterráneos de toda la vida, tamizados por Ricard Camarena y su equipo de cocina. En sus platos, además, se cuelan destellos gastronómicos de las costas italianas, de las islas, de la Provenza francesa, e influencias culinarias que van desde Girona hasta Tarifa. Platos en los que las verduras son muy protagonistas. El interior del restaurante, hecho en madera, es amplio, cálido y elegante. Una construcción emblemática con mucha historia, ya que está ubicado en el Mercado de Colón, un edificio modernista y centenario desde 2016. Un restaurante confortable por dentro y por fuera.


Tavella (Camino Viejo de Líria, 93 - Beniferri. Valencia): Pablo Chirivella, después de llenar su maleta de sabores y culturas; vuelve a empezar en Valencia, su ciudad de origen, con Tavella. Un proyecto en el que invita a sumergirse con los cinco sentidos en sus recuerdos, gracias a un producto local de calidad, inspirado en la leña, la huerta y el mar. Desde marzo hasta septiembre se viste de terraza para disfrutar del calor valenciano. Un espacio privilegiado para disfrutar de una gastronomía creativa, con una materia prima de gran calidad. Un local versátil en el que podrás desconectar de la ajetreada vida del centro.

Doña Petrona (Calle del Padre Perera, 5 - Valencia): cocina de acá y de allá que abre de martes a domingo de 9:00 a 00:00 horas en horario ininterrumpido. Ofrece atractivas opciones saladas y dulces para desayunos y meriendas, y divertidas alternativas llenas de sabores actuales para disfrutar al mediodía y por la noche. Una cocina marcada por los orígenes argentinos que no se olvida de la riqueza gastronómica de Valencia. Un local distendido e informal, en el que también tiene cabida el potencial creativo de los artesanos del barrio, lo que hace de Doña Petrona un restaurante con personalidad única.

Ruzanuvol (Calle Luis Santangel, 3 - Valencia): cañas y tapas. Suena bien, ¿verdad? Si os apetece celebrar literalmente el día del padre, teniendo en cuenta a lo que el término "celebrar" se refiere, esta cervecería especializada en cerveza artesanal italiana es una buena opción. Es la primera y única cervecería española que sirve cerveza de Birrificio Lambrate y Birrificio Italiano, dos de los mejores y más antiguos productores de cerveza artesanal italiana. ¡Casi nada! Una buena "rubia" que combina a la perfección con sus gustosas tapas caseras, todo ello maridado en un ambiente diáfano e informal. ¡Planazo!

Route 66 Valencia (Av. del Regne de Valencia, 59 - Valencia): ¿imaginas una cervecería, un restaurante y una coctelería en un entorno de los Dinner Americanos en las autopistas? ¿Todo en uno? Eso y algo más es Route 66; comida americana (que no fast food) y Tex Mex (México, guiño - guiño) que te permitirá elegir entre sus más de 18 hamburguesas de buey americano y sus más de 100 cervezas internacionales. Un lugar emblemático, pequeño pero acogedor, en el que se respira buen ambiente. Si te gustan las hamburguesas de calidad, no deberías perdértelo.


La Petite Brioche (Calle Sorní, 28 - Valencia): unos dicen que les recuerda a un rincón de Nueva York. Otros que huele a boulangerie parisina. Sea como fuere, ambos comentarios están en lo cierto. La Petite Brioche, como su nombre indica, es una pequeña y acogedora pastelería - cafetería, ideal para desayunar, comer y merendar, llena de pequeños detalles que enamoran. Imperdibles; sus tartas de zanahoria y de manzana, 100% caseras. ¡Te dejarán sin palabras! Si a tu padre le gusta el dulce, la bollería recién hecha y el vintage - chic, debes traerle aquí.

 

Si quieres descubrir más lugares para hacer de tu velada familiar una experiencia única, no te pierdas esta selección de Dónde comer las mejores paellas de Valencia, o esta otra alternativa para vivir una experiencia gastronómica con mayúsculas; nuestra colección de restaurantes con estrella Michelín de Valencia en el 2019.