Ordenar por:

relevancia fecha

25/04/2011

vaya t(r)ajín de comida

Llegamos tarde porque pensábamos que la diferencia horaria entre Marruecos y España era de dos horas y no de una (sí, somos así de tristes). A pesar de eso, de lo cotizado del local y de que la cocina estaba a punto de cerrar nos perdonaron el error, nos dieron una mesa envidiable y nos atendieron con una sonrisa de oreja a oreja que no sé bien si hacía referencia a su amabilidad o era de risitas por lo paquetes que somos (llegamos a discutir con el chico de la puerta intentándole convencer de que la hora buena era la nuestra).
El menú es similar al que puedes encontrar en el resto de establecimientos de Marrakech pero la calidad sobresale de manera notable sobre el resto. Eso a fin de cuentas es lo que pagas junto con la decoración y la atención (en los garitos de la zona antigua comes por 100 dirhams-10 euros y aquí salimos a uno 1200 dirhams cuatro personas sin postre y con cervezas).
El restaurante está en la zona nueva y es de visita obligatoria si vais a Marrakech. Está muy cerca del Jardín Majorelle (impresionante selva diseñada por Yves Saint Laurent) y enfrente del hotel La Renaissance (donde merece la pena subir a tomar una copa al mirador) y de la pastelería Patisserie Hilton (también visita obligatoria). Vamos, que entre las cuatro visitas echas una tarde y ves algo más que el mítico Zoco.
Sirven alcohol (vino y cerveza) cosa no muy común allí. Recomendable el couscous, los tajines (D´Jaj Maghdour) y no dejéis de probar un entrante llamado Pastille au Poulet (ver foto) que consiste en una pasta grande rellena con pollo, canela y algo más que no sé lo que es pero que está espectacular.
El local está regentado por mujeres y decorado al puro estilo marroquí.
(Lo del juego de palabras del titular tajín y trajín sé que es muy malo pero es que lo quería encasquetar en algún lado y creo que aquí luce mucho. Os lo cedo para que seáis los reyes de las fiestas cuando vayáis a Marrakech)

21/10/2010

Un restaurante-cooperativa excepcional

Es una cooperativa de mujeres que se encargan de este restaurante basado en platos tradicionales marroquíes pero con una calidad excelente.

Caro para los precios allí (salimos por 220 Dh por persona, unos 22€, con una botella de vino para 4) pero es más que asequible considerando los precios europeos y merece mucho la pena, es de lejos el mejor restaurante en el que hemos estado en Marruecos, los tajines espectaculares, sobre todo el de cordero con cebolla caramelizada y tomates, impresionante.

Si vas a Marrakech reserva un hueco en este restaurante, no te arrepentirás ;)

03/04/2010

Restaurante que no te puedes perder en Marrakech

El mejor que probamos. Comida local de altisima calidad y precio más que razonable!

Un par de notas importantes: Ir con mucha hambre pq las raciones son más que generosas y llamar para reservar!!

11/09/2008

Kike lo descubrió en septiembre de 2008

El mejor de Marrakech

Restaurante dirigido por una cooperativa de mujeres que visten como dadas, sirvientas de las familias ricas, que son las encargadas de todo dentro del local y con un trato muy amable.

La comida exquisita y tradicional del país. Algunas especialidades hay que pedirlas con antelación, aunque la carta no flaquea. Yo recomiendo el Kuskus Imperial, que resulta imposible de terminar por una sola persona. Luego los postres también son bastante recomendables.

El precio está en la línea de todo Marrakech, es decir, precio europeo. También se recomienda ir con algo de tiempo, ya que su popularidad lo hace estar bastante lleno, sobre todo en fechas estivales. Pese a todo un lujo que hay que darse al menos una vez en la vida.