Este sitio ha cerrado, si crees que esta información no es correcta: ponte en contacto con nosotros

Ver otros restaurantes cocina de mercado en Madrid

Restaurante Aldaba - CERRADO

Elegido uno de los mejores restaurantes de 2013 por 11870. Calificación: 8,5. Aldaba representa en Madrid uno de los mejores ejemplos de la cocina tradicional abierta al mundo.

Ordenar por:

relevancia fecha

08/05/2016

Cocina de mucha altura, servicio de sala impecable.

7-5-2016. Mediodía.

Nueva visita a este lugar de cocina y sala de altura. Al tercer intento, esta vez si conseguimos un hueco, en las dos intentonas previas no había ninguna mesa disponible. Lo cual es un buen síntoma.

De nuevo un encuentro con un crack, Manuel Fernandez, uno de los sumilleres jóvenes mas brillantes que tenemos en los madriles. Conocimiento y pasión por el mundo del vino, con el no hace falta mirar la carta de vinos, basta con dejar que él seleccione el vino mas adecuado a tu comanda. En este caso nos ha sorprendido con un vinazo, un Aurum Red, un sauvignon blanc de Las Pedroñeras, cuya producción es muy cotizada fuera de nuestras fronteras, y que, sinceramente, no conocía. Un vinazo.

Después de los meses sin venir por aquí, debo decir que todo sigue como lo dejé, excelente cocina y excelente sala. Sin duda esta dentro de ese grupo de restaurantes capitalinos, fiables, seguros y de alta calidad.

Reconfortante, la Crema tibia de bacalao con tierra de tomate con la que nos reciben, y que nos prepara para un muy correcto Revuelto de perrechicos y unas mas que buenas Alcachofas rellenas de foie y glaseadas con salsa holandesa.

Proseguimos con un correcto Solomillo de vaca gallega con salsa de tomate seco y aceitunas negras y un sabroso Lomo de rape con crema de mejillón, raíz de apio y remolacha.

Y rematamos con un Tatin de manzana, para mi gusto excesivamente dulce, aunque en este punto no hay consenso, una Teja de almendra a modo de acompañamiento de los cafés con hielo y unas copas de Gra a Gra de Gramona, un excelente vino dulce.

Aquí hay que volver, si o si.


--------------------------
7-11-2015. Mediodia.

Vaya por delante, que, por cocina y sala, en mi modesta opinión, este es actualmente uno de los mejores sitios en los madriles, donde se puede disfrutar de alta cocina, a unos precios que sin ser nada baratos no llegan a las exhorbitantes facturas que se estilan por otros lugares de "alto copete", pero que ademas puedes reducir sensiblemente con el uso de portales tipo kviar. Unido a una sala muy profesional, muy atenta, que sabe estar a tu lado, que te trata con amabilidad y simpatía, el resultado es un binomio perfecto. Un lugar de lo mas atractivo.

Si a ello unes, el encontrarte con la sorpresa, de que en el mismo lugar, día y hora, tiene lugar la comida de celebración del enlace matrimonial de dos de los usuarios mas activos y apreciados del 11870 y de éste que escribe, - los ya señores Spider -, pues pasa lo que pasa, que los motivos de alegría por estar aquí y ahora, experimentan un incremento mas que considerable.

Guapetones y elegantes ambos, sonrisas de satisfacción en la cara, brillos de felicidad en los ojos, miradas de complicidad, ..... , todo lo bueno que se puede esperar en un día como este, abunda y mucho.

Saludos a los contrayentes a la entrada, brindis a la salida y como se diría en estos casos: ¡Que vivan los novios!

Una vez ubicados cada uno en su espacio, participantes en un espacio aislado, y clientes en la sala principal, nos preparamos para dar comienzo a nuestro festín.

Cambio en sala, ahora al frente de ella, se encuentra Vanesa Mendaña, persona muy agradable y cercana, que sabe recomendar muy bien; como sumiller sigue Manuel Fernandez, para mi, junto a Oscar y Fran de Alabaster, de lo mejorcito que hay hoy en el foro. Hoy Manuel estaba ausente, pero como conoce nuestros gustos, nos deja preparado un vino diferente que nos ha encantado, un blanco DO Rioja, mezcla de tempranillo, sauvignon blanc y verdejo, Conversa. Rico, rico....

Comenzamos con un aperitivo compuesto de una sabrosa crema de boletus, ajo y verdinas, coronada por un polvo de aceitunas.

Seguimos con una Ensalada de judía verde, vieiras y una ligera salsa de maracuyá, rematando la parte de entrantes con unas mas que notables Setas de cardo, con unos hermosos trozos de foie y una reducción de PX. Platazo. A nivel de entrantes, nada que objetar, aquí hay cocina y muy buena, por cierto.

En la parte principal, un Atún, casi crudo en su interior, tomates cherry horneados y una poderosa salsa de curry rojo, para mi gusto un poco pasada de potencia. Como segundo principal, un muy sabroso Rape con salsa de verdinas y boletus, unos berberechos casi crudos, y rematado el conjunto con una salsa de azafrán. Platazo.

En postre, compartimos un clásico de la casa: un Brioche con sabayón caramelizado, acompañado de un helado de maracuyá y coco.

Cafes con hielo, unas copas de vino dulce de Javier Sanz, de nombre Dulce de invierno y nuestro brindis final, junto con los novios, por su felicidad, ponen punto final a este especial visita.

--------------------------

2-5-2015. Mediodia.

Nueva visita a este establecimiento, buscando la confirmacion de la buena impresion que nos causó en la anterior visita.

Si en la anterior visita salimos contentos, en esta ocasion la impresion es muy superior a la precedente.

Nos hemos encontrado con unas verduras, cuyo tratamiento y presentacion estan entre las mejores de las que hemos degustado.

Ya el comienzo, una crema tibia de calabaza con un toque sutil de nata, ya hacia entrever que hoy era un dia de disfrute importante.

A modo de primeros, unos esparragos blancos naturales, perfectamente cocidos; unos guisantes y habas, tiernos, jugosos, con su huevo de corral, ambos platos perfectos; y un revuelto de perrechicos, mas que correcto.

Como segundos, una caballa a la parrilla y un atun rojo, marcado y marinado con algas wakame y champiñon de agua, de chuparse los dedos y pedir mas y mas.

Como postre, un brioche con crema tostada, acompañada de un sorbete de maracuyá, que supone un cierre notable de la comida.

En el capitulo de vinos, hoy, a recomendacion del sumiller y de acuerdo con el contenido de la comanda, hemos vaciado un muy buen Ribeiro, de Ramon do Casar, bodega pequeña radicada en Castrelo do Miño (Orense), treixadura 100 %, con una importante intensidad de sabores en boca y larga persistencia.

Con nuestros cafes con hielo, la teja de almendra y un PX de Ximenez Spinola (obsequio de la casa), terminamos la visita ya pensando en la proxima. Para la cual, y de acuerdo con el sumiller, ya hemos pensado en el bebercio a trasegar.

Como diria @spider, acudan, el estomago y las papilas gustativas lo agradeceran, y por supuesto con kviar, se nota y mucho en la factura.

-------------------------------

20-12-2014. Mediodia.

El año se acaba, ya van quedando pocas balas en la recamara para rematar el ejercicio, es casi llegado el momento de hacer balance gastro del año, y analizar lo bueno y lo menos bueno, pero como decia, aun quedan balas por utilizar, y una de ellas se ha gastado en este restaurante.

Buenas opiniones y recomendaciones por parte de usuarios y critica, llevan razon, salimos gratamente sorprendidos. No lo esperaba asi, ni mucho menos.

Sala remozada, elegante, se ven muy buenas maneras en el personal de sala. Personal, atento, discreto, profesional,..

Al frente de la cocina Antonio del Alamo, viejo conocido de la gastro madrileña, y que el que escribe, conocio y disfruto con su cocina, en Alboroque. Esta en buena forma.

Carta de vinos, extensa, bastante completa, precios altos, la ventaja es que, como uno es de blancos tiene menos paginas que consultar, aun asi a la vista de la oferta, el radar se pone en marcha para descubrir aquel, que estando bien no suponga un rejonazo, pero, a veces el radar es obsesivo y cuando descubre la "joyita" se para y no quiere seguir investigando. Botani, vino malagueño de uva Moscatel de Alejandria, un vinazo. Cara de satisfaccion del sumiller, y primera charleta acerca del desconocimiento que, por parte del publico, se tiene acerca de los vinos blancos andaluces. Por alli desfilan los onubenses, gaditanos, granainos, malacitanos y almerienses. Bien empezamos.

Todo ello, con unas aceitunas (parece poco preaperitivo para este establecimiento) y unas bolas de queso de cabra con cecina (esto ya es otra cosa)

Fuera de carta, unos Cardos en su jugo con jamon. Plato fino, delicado de sabor, con un cardo de excelente calidad. Me recuerda, en calidad, a Garcia de la Navarra.

Un Txangurro y berberechos con crema de cebolla caliente. Platazo, muy equilibrado de sabor, quizas el coronarlo con una espuma de limon, no le aporte gran cosa, pero en su conjunto un gran plato.

Solomillo de venado sobre pasta tostada y reduccion de menta. No consigo hacer una foto a mi gusto, hasta que el sumiller, - me lo he ganado con la eleccion del vino -, acude a explicarme como hay que colocar el plato para que la foto salga mejor. Y lleva razon. Por lo demas, me cuentan, que estaba bastante bueno.

Callos con chorizo y morcilla asturiana. Plato tipico de Antonio del Alamo. Plato no, yo diria platazo, limpio, redondo de melosidad, intenso de sabor, punto ligeramente picante. De los mejores callos que he tomado.

En postres, solo dos opciones: tabla de queso o postres artesanos. Dentro de estos ultimos, optamos poruna Tarta de queso Idiazabal, no tiene la forma tradicional o mas comun. Delicada, si sabe a Idiazabal, aunque no desbanca de mi top particular a la tarta de queso de Cañadio.

Unos cafes con hielo con teja de almendra, o por decir mejor, a unas almendras en forma de teja, no tienen nada que ver con las clasicas tejas de otros lugares, aqui es contundencia, aqui hay almendras de verdad, cuidado con los piños, si no están firmes pueden correr peligro.

Y como remate, y por gentileza de la casa, un PX de Bodegas Tradicion de mas de 20 años, toma ya, y nueva charleta con el sumiller, - que majo el hombre -, acerca de los vinos jerezanos de este palo.

Como resumen, muy buena experiencia gastro, por comercio y bebercio. Si a eso unimos que estan en kviar, la conclusion es obvia: ya tienen dos nuevos clientes que piensan repetir.

Sr Rodriguez

Muy buen vino Botani. Tengo pendiente de probar su versión tinto

21 de diciembre de 2014

EandradA

Creo que Botani lo conozco de Montia, ¿puede ser?

21 de diciembre de 2014

Sr Rodriguez

De Montia no he logrado quedarme con ningún vino.... nosotros lo conocimos este año en Málaga

21 de diciembre de 2014

EandradA

"Berretes", de la Microbodega del Alumbro, Zamora.

21 de diciembre de 2014

Sr Rodriguez

En la próxima voy a ir preparado. Papel, lápiz y pediré el menú

21 de diciembre de 2014

EandradA

La Cosa - The Thing.

21 de diciembre de 2014

spider72

El sumiller es un crack

21 de diciembre de 2014

Miss Migas

Doy fé, esos callos son MUY top. Excelente como siempre José Luis.

21 de diciembre de 2014

Gath

Spider. En efecto, el sumiller es un chaval muy majo, es sencillo y humilde, en ningun momento te habla en posesion de la verdad.
Miss. Totalmente de acuerdo, esos callos estan muy, pero que muy, buenos.

21 de diciembre de 2014

acme

Buena reseña Jose luis. Entiendo que cuando vaya le digo al sumiller que voy de tu parte ¿no?.

Botani es un vino estupendo. Yo lo descubrí en el minicalima de Málaga y me lo agencié para casa.

21 de diciembre de 2014

Gath

Hombre no se si se ha quedado con mi nombre, pero es un chaval muy majo, muy sencillo y a diferencia de otros mas estirados, "te deja meter baza" lo cual es importante, pues te crees que sabes algo y eso para la autoestima siempre es positivo.
El Botani es un vinazo, que al ser poco conocido por el gran publlco, nos permite tocar a mas.

21 de diciembre de 2014

spider72

Que envidia!!!!!

3 de mayo de 2015

Lady Spider76

si confirmas para este sábado te llevarás una grata sorpresa....ahí lo dejo.

3 de noviembre de 2015

spider72

oh-oh :D

3 de noviembre de 2015

spider72

gran reseña y muy de acuerdo en todo...que pena que para maxi-grupos no hay Kviar que valga...

9 de noviembre de 2015

Miss Migas

¡Que vivan los novios!

9 de noviembre de 2015

nindiola

Cesar, nosotros ayer fuimos 10 y se puede reservar hasta 20 con kviar...

28 de noviembre de 2015

eum

Este sitio ha sido uno de mis grandes descubrimientos de este año. Me encanta! buena reseña.

8 de mayo de 2016

13/05/2016

En cuanto cruzas la puerta te sientes mimado en todo momento. Aldaba es un restaurante con un servicio sobresaliente y totalmente orientado a hacer que el cliente se sienta a gusto y tratado con respeto. Esto es un merito de todo su equipo humano y especialmentete de Yolanda Olaizola, su jefe de cocina y sobre todo de José Luis Pereira su jefe de Sala.

Estuve para concertar un evento de la Asociación de Gourmets de Madrid y por tanto tuve la fortuna de probar una buena parte de los platos de su repertorio en pequeñas raciones. Realmente si van intente que Pereira les prepare un menú degustación a su medida y seguro que se alegrarán de tomar esa decisión. Como entrantes tomamos croquetas de espinacas, canutillos de queso de Burgos, terrina de pollo y una excelentes aceitunas gordales. Seguimos con una selección de verduras y setas que incluyeron, esparragos de Tudela de Duero, guisantes de Las Encartaciones, perretxicos y judias verdes con langostinos. Continuamos con algunas de las especialidades de la casa como el tartar de mero, el rape de piel negra en papillote con crujiente de papada ibérica y crema de coliflor, la lengua de ternera estofada al jérez y las albondigas de vaca.
Todo ello regado con un excelente Pago de Otazú que nos recomendó Manuel Fernández, el encargado de la bodega, cuando le pedimos un vino tinto navarro.

Y como es tradición en Aldaba para terminar elegimos una tarta de su carro, una magnífica San Marcos, muy fina, y sus excelentes tejas de almendra.

Un menú de alta calidad en uno de los mejores restaurantes de corte clásico de Madrid.

Enhorabuena a todo su equipo.

19/02/2016

La RCP no es su fuerte

Se nos acumulan las críticas, así que vamos a darnos brío...
Nos acercamos a este restaurante de la mano del ClubKviar, aunque no estábamos muy convencidos de tener que recorrernos medio Madrid para llegar hasta allí. Veamos:
- La comida:
Productos de calidad bien cocinados servidos en raciones razonablemente generosas. Nos dejamos aconsejar por la jefa de sala y pedimos fuera de carta el arroz meloso con setas y torta del Casar (¿Finca Pascualete?). Como diría Berto Romero: —Muy bueno. De segundos con decantamos por el centro de cordero (prescindible) y la raya (nos encanta este pescado).
- El servicio:
Atento, rápido y servicial. El sumiller nos aconsejó un vino de la Ribera Sacra que nos hemos anotado para futuras compras.
- El local:
Decoración moderna en tonos blancos con una distribución del local extraña (la puerta de la calle da directamente a la sala). A pesar de los grandes ventanales, la ubicación del restaurante en una plaza en sombra (al menos el día de nuestra comida) hace que la sala no sea muy luminosa.
- Conclusión:
A pesar de que disfrutamos de la comida, los elevados precios incluso con el descuento (de la carta de vinos mejor no hablar) y la ubicación hacen que no nos planteemos un futuro desplazamiento.

25/06/2016

Bueno

Todo muy bueno, especialmente el plato con tuétano a la plancha.
Los postres riquísimos aunque no son del propio restaurante.

09/02/2016

qué bueno que viniste kviar

Febrero 2016:

Sin duda un 5 estrellas, pero la cuenta sin kviar le quita puntos... Esto es como en las rebajas, ya no sabes si han subido el precio antes para que con las rebajas quede el precio que quieren.

El caso es que lo mires por donde lo mires es un restaurantazo. Local, servicio, materia prima y cocina es de 10. Sin tirar de fusiones, pero no quedándose en lo clásico. Probamos habitas y alcachofas con trufa y foie. Las habitas más normales pero las alcachofas de llorar. El steak tartar con trufa y huevo de corral es de lo mejor que he probado hace mucho tiempo.

Comida de trabajo en la que no pude atender al resto de detalles como me habría gustado. 5 personas, 260€.

Para repetir siempre que pueda y encuentre excusa.

spider72

A nosotros nos alucina. Pero debo decir que me sorprende mucho lo vacío que está aún con Kviar por las noches...

9 de febrero de 2016

10/01/2016

Un restaurante redondo

Cena enero 2016

Sigue en plena forma. Mesa de 6. Pedimos de entrantes al centro un estupendo arroz caldoso con conejo, la tortilla abierta de sobrasada y pimientos de padrón, y los excelsos callos a la madrileña.

De segundo, elegí el steak tartar, dado a probar para ajustar el punto de picante, muy correcto, y probé también el atún marinado, el corzo y la lubina de mis acompañantes. Todo muy rico, aunque destaco la lubina, que me pareció excepcional.

De postre un helado de hierbabuena para compartir entre todos porque ya no entraba más comida. Tejas y bombones de parte de la casa.

Para beber, nos dejamos aconsejar por la simpática maitre, que nos puso tres vinos distintos, un rioja crianza, un cigales muy afrutado y un Shiraz de Chivite, potente y carnoso que me pareció el mejor de los tres con diferencia.

Servicio de sala excelente, todo servido a su debido tiempo, sin prisa pero sin pausa, así da gusto.

Gracias a la inestimable ayuda del Kviar la dolorosa quedo en 50 euretes por persona. Un regalo visto lo consumido y la atención recibida.

Para volver muchas veces.

---------------------------
Primera vez en ALDABA, restaurante de toda la vida del que todo el mundo habla maravillas. Nos esperabamos un sitio más estirado pero la verdad es que nos encontramos como en casa.

Local elegante y bien decorado, en tonos claros, manteles, servilletas y vajilla de nivel. Carta de cocina de mercado muy apetecible, con varias sugerencias fuera de carta.

Pedimos varios platos a compartir que vinieron repartidos y emplatados individualmente. Buen detalle.

Como sugerencia fuera de carta, setas de cardo con foie. Tiernas y melosas, coronadas con una rodaja de un excelente foie a la plancha. Una delicia.

Arroz con liebre y setas. Arroz bomba perfecto de punto, con el saborazo a campo que le da la liebre, las setas y una brizna de romero Extraordinario.

Finiquitamos con unos callos a la madrileña, de merecida fama. Picantitos y tiernos. Muy buenos.

De postre un refrescante helado de albahaca que vino muy bien para rebajar.

Para el vino nos pusimos en manos de Manuel, el maitre-sumiller, que nos puso uno de sus vinos preferidos, Tragaldabas, un tinto de uva rufete, ligero y con matices minerales que le fue como anillo al dedo a los platos que pedimos.

Estuvimos muy bien atendidos, y mantuvimos una animada charla sobre los vinos y la vida con Manuel, que se desvivió por que estuviéramos a gusto. Muchas gracias.

Buen pan, aperitivo al comienzo y tejas con los cafés de parte de la casa.

Aunque Aldaba no es un restaurante barato, con la ayuda del Kviar acabamos pagando sólo 40 euros por barba. Visto lo consumido y el trato recibido, un regalo. Nos ha encantado. Repetiremos muchas veces.

Gath

Me alegra que os gustara Aldaba. Tiene una cocina de altura y además con Manuel como sumiller, haciéndote vivir el mundo del vino, es un sitio de visita obligada.

14 de noviembre de 2015

Miss Superlike Aveli...

Totalmente de acuerdo. Imprescindible.

14 de noviembre de 2015

08/02/2016

ahora disponible en versión Kviar. por un 30% menos quiero probar.

Acabo de mirar los precios en la carta....sin el Kviar sales atravesado por una lanza.

Ya tiene que ser bueno sí.

Gath

Siempre fue un sitio para una cierta elite, economica claro, ahora había procedido a, cambiar de chef y carta, y asi abrirse un poco mas a un publico mas amplio, pero claro, y en eso coincido contigo, cuando ves los precios, te quedas un poco así,...

11 de noviembre de 2014

Lady Spider76

Es que ha creído ver algún tipo de Steak tartar por más de 33 euros, y eso pica.

11 de noviembre de 2014

|| ||||| ||

Alguien que pueda mandarme una invitación de Kviar?

22 de septiembre de 2015

spider72

Imagino que nosotros. Si nos envías un privado con tu email, lo apañamos.

22 de septiembre de 2015

|| ||||| ||

Hecho! muchísimas gracias.

22 de septiembre de 2015

spider72

Recibido y en tramitaçao

22 de septiembre de 2015

28/11/2015

Todo bien, pero los callos sublimes.

Como suele ser habitual cuando mi familia política decide cenar todos juntos, es a mi (con la ayuda de mi propia) al que le cae la misión de buscar lugar de reunión.

La tarea no es tan sencilla como puede parecer, la primera razón es que al jerarca, que al final es quien afloja, le gusta que sea a través de Kviar, algo psicológico más que nada, en ningún caso el hombre escatima en estos eventos. Por otro lado la segunda generación es lo que se vienen llamando “unos especialitos” en el tema del comer. Desde mi punto de vista, una falta evidente de dos buenas collejas en su momento al puro estilo Rajoy con su hijo Marianin, En lo gastronómico, me refiero. La tercera es la general falta de disponibilidad en Kviar para grupos grandes (pues suele estar lleno).

Una vez llegados, primera sorpresa de la noche. Nos habían colocado en el reservado que hay según se llega a la derecha, me pareció notable.

Segunda sorpresa, más bien sorpresón. Esperando a la ya mencionada segunda generación (otra falta de collejas previas hubiese evitado su falta de puntualidad), el sumiller nos sacó un increíble vermut catalán (llamado Luna), que sin duda se va a convertir desde ya en un imprescindible en esta su casa. Una cosa increíble. Lo servían frio y a pelo, ósea sin limón, hielo o ningún tipo de preparación. Sencillamente increíble. El sumiller, encantador, nos explicó sobre este y otros vermuts sobresalientes e incluso se ofreció a conseguirnos un par de cajas del mismo (dándonos exactamente el mismo precio por el que lo ofertan en la web, muy buen detalle). El jerarca debe de ir mucho pues se ofreció a dárselo cuando volviese, que por lo visto debe ser mucho ya que le conocían por nombre de pila.

Abrió el fuego un aperitivo de queso de cabra con cecina. Muy bueno, aunque para mi gusto la cecina mataba mucho el resto de sabores.

Como primeros para compartir nos sacaron un pan con tomate y jamón, que aunque bueno no se diferenciaba en nada con los ofrecidos en medio Madrid y toda Barcelona. También tomamos una, por lo visto, muy aplaudida tortilla con sobrasada que aunque buena no era nada del otro mundo.

De segundo en la mesa se pidieron carnes que según comentaban no estaban mal, pero sobre todo un arroz meloso que gusto mucho mucho.

Personalmente yo dudé entre la raya (impresionante pescado tan desconocido en Madrid que preocupa), tartar de vacuno, tartar de toro, pero un muy a tiempo comentario de la siempre imprescindible Miss Migas 11870.com/missmigas me lanzó hacía los callos. ¿Qué decir?, ¿los mejores callos de mi vida?, pues va a ser eso, sin duda alguna los mejores callos que he tomado en mi vida. Sencillamente impresionantes. Una gozada para los sentidos. Mi otro yo y yo nos devoramos el plato en un abrir y cerrar de ojos (ella había pedido un buen tartar que quedó claramente eclipsado por la casquería ofrecida por el restaurante – y por el sabor que arrasaba con todo sabor posterior). Ante nuestras lagrimas de emoción, una de las esposas de la segunda generación llegó incluso a probarlos por primera vez en su vida y se quedó prendada. Creo que en este caso hemos incluso logrado otra conversa en lo que a callos se refiere (la segunda generación “política” también andan huérfanos de dos buenas collejas culinarias, ya se sabe, sus madres los crean y ellos se juntan).

Los postres fueron lo peor de la cena. Creo que salvo la bomba de chocolate (que tenía una pinta de escandalo), el resto no fueron nada aclamados. Yo tomé una tarta de queso que aunque sé que no lo es, parecía industrial.

El servicio impecable. Muy muy bueno. El local muy bien puesto, aunque las sillas muy modernas pero no excesivamente cómodas.

Después de una muy agradable sobremesa en la que les amenizamos con nuestra última visita a Wang Wang y su plato de intestinos (describiéndolos, por supuesto) y de disfrutar con la cara de alucine de la familia (política). Disfruto explicando en la familia de mi señora que hay un mundo más allá del escalope a la milanesa.

Un único punto negativo. Era aproximadamente la una de la mañana y la gente empezó a sentir frio. Es un viejo truco en restauración quitar la calefacción, o incluso poner levemente el aire acondicionado. Pero en un sitio de este nivel…

Recomendable para ocasiones. Caro, pero sin duda se ganan cada euro que clavan.

Miss Migas

Aldaba es el típico sitio al que yo hubiese ido con mi abuela si ella siguiese manteniendo la cordura y no me insultara (como a todo el resto de la familia) cada vez que me ve. Me alegro mucho que la experiencia callera fuese un éxito, son de gran nivel =)

28 de noviembre de 2015

Alforomeo

Qué ganas de ir por todo lo leído, que es mucho., pero es que eso de los callos... Madre mía, llevamos tiempo investigando los mejores callos de Madrid y es difícil decidir.

28 de noviembre de 2015

Avelio

Esos callos están para hacerles un monumento, pero ojo, que los que ponen en La Taberna de Pedro, no le van a la zaga.

28 de noviembre de 2015

nindiola

Alforomeo, ya nos contaras de tu parecer una vez probados tambien sería muy de agradecer que indicases tus hallazgos "calleros" hasta ahora.

Avelio, tomo nota y prometo visita.

28 de noviembre de 2015

Alforomeo

Buena lista! La Ancha, Maldonado 14 o La Cruz Blanca de Vallecas (mejores callos que cocido a mi juicio) me parecen muy buenos. San Mames me pareció RcP muy elevada. Otros que no aparcen y están muy en la línea: Casa Paco, Viavelez, El Quinto Vino o Casa Ponzano. Y en sitios fuera de la ruta típica, La Lonja de Boadilla. Muchas veces das con unos callos bárbaros en sitios insospechados.

30 de noviembre de 2015

Alforomeo

Deseando probar los de Aldaba!

30 de noviembre de 2015

Alexo

Permitirme humildemente añadir 2 mas. La Tierruca y Casa Hortensia.

30 de noviembre de 2015

Alexo

Ah.. y también me gustan mucho los de Bodegas Ricla.

30 de noviembre de 2015

08/01/2016

Palabras mayores

De los grandes. Muy agradable. Recomendable para comidas. Con kviar muy accesible

23/10/2015

Todo superlativo: cocina, sala, servicio, mil detalles de lujo. Carnes, pescados y dulces de invierno.

***Nota previa: Cambio de carta el lunes que viene y en dos semanas, introducen menú degustación***

Cena de Jueves en Aldaba, 30% con Kviar.

2 entrantes: Ensalada Tibia de Raya y Burrata.

2 principales: un atún en tataki con verdinas soberbio y un arroz meloso (que no risotto) con conejo perfecto de punto y sin rastro de grasa.

Quesos para terminar la botella de vino, un redondísimo Sotorrondero de Martínez-Landi (rechazamos el Tragaldabas, que no digo que sea malo, pero que no es nuestra "cup of tea")

No llegó a cien euros con cafés y una teja del tamaño del sombrero de una mora, que no sé si calificar de petit-four o mignardise...estoy en la duda.

DETALLES QUE NO SE VEN PERO ESTÁN

Aparte del servicio, impecable, (un diez para vanesa Mendaña) aunque es cierto que sólo había 2 mesas, el sumiller Manu Fernández Ranera es un caso aparte...yo soy un completo ignorante en esto del vino y este profesional te da una clase magistral en unos minutos y te hace amar el vino como un profesor de colegio motiva a sus alumnos (si es que eso aún sucede...).

CONCLUSIÓN: la de siempre. Sin Kviar, no es un capricho barato. Con Kviar...imperdonable no venir.

*****************************

Cena de martes en Aldaba.

Subimos la quinta estrella. Este local "me consigue" lo que muy pocos. Que cuando pongo un pie en la calle y me da el airecillo en la cara, mis primeras palabras sean "Qué bien he cenado" (o fórmula parecida).

La única pega que puedo ponerle a este restaurante es su precio, pero si como ayer consigo un Kviar, la cosa cambia de una forma considerable.

Mesa para cuatro llena de risas y disfrutando cada plato. Aunque estábamos casi solos, la sala seguía siendo cálida y acogedora a pesar de su minimalismo. Muy diferente a la luminosidad que presenta por el día. En cualquier caso ambiente correctísimo en ambos turnos.

NUESTRA OPCIÓN:

TARTAR DE CARABINERO.- Magnífica materia prima aunque me faltó mucha alegría a pesar del wasabi.

STEAK TARTAR TRUFADO. Ligado con un huevo de corral. Maravilloso lo mires por dónde lo mires.

TRONCO DE MERLUZA. Si no recuerdo mal al horno sobre una cama de verduras. Una elección un poco de abuelo del Inistón, pero estaba magnífica.

Muy notables los entrantes: REVUELTO DE HONGOS CON FOIE y LASAÑA DE ESCABECHE. Ambos finos y en su punto.

Los vinos también muy bien aconsejados, un ligero AN/2 y luego una batería de vinos dulces de postre que acabaron con mi tableta de abdominales. Destaco un descubrimiento espectacular, el vino DULCE DE INVIERNO. Un vino a medio camino entre el blanco y el dulce que hay que probar sí o sí.

Con un milhojas + otras dos copas de vino + café la cuenta ascendió a 189 EUROS /4 PERSONAS, es decir menos de 48 euros por persona, descuento incluído. Sin descuento nos habríamos ido a 70 eur/pax (que tampoco me hubiera parecido escandaloso porque salimos rodando).

Aunque las comparaciones nunca son justas, pienso en locales de corte parecido (me viene a la cabeza Hortensio) y creo que aquí se come mejor y más barato (dentro de la categoría "wow qué precio").

DETALLES QUE NO SE VEN PERO ESTÁN:

Uno y uno.

El bueno. De nuevo me encantan los locales que mantienen ese servicio de sumiller enténdido como algo cercano, que explica, que se relaciona con la mesa...un complemente perfecto a la comida.

El menos bueno. Por este precio y este nivel de local es obligatorio (y además no cuesta nada) que den a probar los tartares para ajustar los picantes.

CONCLUSIÓN:

Como decía Gene Wilder en EL Jovencito Frankestein cuando veía la gran inteligencia de Frau Krüger: "Vaya par de Aldabas".

Pues eso mismo. Precios considerables pero justificados. Con Kviar, un must.

Venid ya.

*******************************************************************************

Comida de bizniz "relajao" en Aldaba, un clásico reconvertido.

Sala no muy grande, no sé porque lo recordaba yo mayor. En cualquier caso mesas con separación más que generosa.

Se está muy a gusto: suelo de jatoba que aporta calidez y una decoración que mezcla acertadamente tonos cremas con ratán y ocres. Sillas casi hipster, oiga.

Es un sitio que invita a la tertulia, a debatir (que si las tarjetas black, que si el auge de Podemos...), a prolongar la comida. Bien.

Cocina clásica de mercado con un toque actual. No sé, como si mi padre se corta el pelo como Balloteli.

Aúna un poco de los dos mundos y la mezcla funciona.

Sala llena a eso de las 14:30. Muy buen público, y a diferencia de otros restaurantes del estilo, kuros y kores se reparten al 50 pct en las mesas.

Nuestra opción:

APERITIVO DE LA CASA: TORTILLA DE CAMARÓN Y PASTEL DE PATATA. Excelente.

GARBANZOS CON SETAS (a compartir, imagino que dos raciones porque te lo sacan en una cacerola). Una delicia. Garbanzo fino, pequeño, estilo pedrosillano, mucho m´s pequeño que el garbanzo castellano. Me hubiera comido tres platos.

SOLOMILLO CON SALSA DE BOLETUS SOBRE FOCACCIA. De nuevo fantástico. Se deshace en la boca, punto ideal y una salsa finísima que soporta sin inundar el sabor de la carne. La Foccacia le da un punto de dureza y un regusto a especia que le pega muy bien.

VINO. En este caso merece capítulo aparte. Maravilloso todo el servicio de sala, pero realmente de vuelta al ruedo el servicio de sumiller: profesional sin ser pedante, cercano sin ser colega y me hubiera quedado a escucharle un rato más.

Anoten su nombre: Manuel Fernández. Un crack.

BOTELLA DE SUSANA (SEMPRE) vino de la Tierra de Mallorca!. Toma ya. 24 euros por un vino personalísimo.

OTROS DETALLES QUE NO SE VEN PERO ESTÁN: atención total con el pan, con el servicio de agua, jefe de sala...todo de un nivel sobresaliente. Cubertería de alpaca (hacía yo años que no veía esto) y manteles y servilletas de hilo del "güeno".

Con dos postres, una cerveza y una botella de agua 200 eur 3 personas que se quedaron en 140 eur con el descuento de Kviar.

CONCLUSIÓN: Me gusta y volveré, aunque creo que de RCP va un poco subido para los tiempos que corren, sin descuento comer cuesta unos 75 eur por persona, que en mi caso se irían a 80-85 eur, que me conozco.

Con Kviar es simplemente un regalo, un sitio clásico para ir una y otra vez (40-45 eur/pax).

Apunta maneras...muy buenas. A explorar.

EspaciosSecretos

Uno de mis restaurantes favoritos Y no has pedido los callos?? Son muy top

No sabía que estaba en Kviar.Sin descuento sales por 60- 65 pero 40-45 me parece ajustadísimo para el sitio

20 de noviembre de 2014

spider72

Hola @espacios, joé no ví tu comment.

Están en Kviar, pero imagino que no todos los días y con número de mesas limitado. Yo lo ví por encima de 60-65, más bien del orden de 75-80 eur si le das a café y a postres.

La verdad es que nos dejamos guiar...y nos recomendaron los garbanzos y el solomillo y ahí que nos fuímos.

Nosotros comimos 3 personas por 140 eur, pero hubo cervezas y vinos previos.

21 de noviembre de 2014

Sr Rodriguez

Mmm, me viene a la cabeza que 48 pp con Kviar fue La Parra, y veo que la diferencia, en todo lo que no es precio, es grande. Apuntamos

30 de septiembre de 2015

spider72

Pues si es así...vamos there is no colour (yo soy Dori en cuanto a memoria factureras). Que 48 euros y nos bebimos una botella de AN2, dos copas de otro adicional, 4 vinos dulces (más uno de regalo), más café, más agua...que no sé ni cómo me he levantado.

30 de septiembre de 2015

Sr Rodriguez

En La Parra cayeron 2 x 12 Volts para 4. Pero si, veo que la diferencia en calidad y servicio es grande para rondar el mismo precio.

30 de septiembre de 2015

spider72

La Parra no era mala ni mucho menos...pero no hay color con Aldaba.

30 de septiembre de 2015

Gath

Manuel Fernandez es una pasada, es un sumiller como la copa de un pino, y encima, es un chaval muy agradable..

23 de octubre de 2015

spider72

Es que nos deja sin palabras...te lo cuenta todo de una forma tan sencilla, tan amena...

23 de octubre de 2015

Gath

Es un lujo para Aldaba, con su trabajo atrae clientela, caso similar a Alabaster con Fran y Oscar.

23 de octubre de 2015

spider72

mira que aún no he ido yo a Alabaster de mesa + mantel.

23 de octubre de 2015

eum

Nuevas medidas: "tamaño sombrero de una mora" jajajaaja tomo nota!!

23 de octubre de 2015

Miss Migas

Puf, los callos de esta casa son cosa seria.

23 de octubre de 2015

Gath

@missmigas Es que los callos de Antonio del Alamo, estan en todas las listas top, claro los callos de cocina, no los suyos propios....
@spider72. Lo de la mesa y mantel, solo es proponerselo ...

23 de octubre de 2015

12/11/2015

homenaje improvisado

He visitado recientemente este restaurante de forma casual. Se me ocurrió quedar para comer con un amigo en el último minuto el lunes de la Almudena. La idea era darnos un buen homenaje que somos de buen comer. Tenia en lista alguno sitios que quería probar pero me topé con el habitual cierre de locales de los lunes y de repente me vi sin más sitios apuntados, sin ideas y sin tiempo. Busqueda a lo loco en 11870 de restaurantes de Madrid bien valorados y abiertos en lunes... lecturas apenas de titulares de críticas y busqueda en paralelo de horario de apertura. El resultado: Aldaba abierto y al parecer lleno de elogis. No lo tenía en el radar...pero no estába para perder más tiempo. Al lio: llamadita y reserva. Que sea lo que dios quiera...

Ole tu. Acierto total. Linea y bingo.

Llegamos pronto y estábamos solos. Nos atendieron prestamente. Teníamos ganas de guerra y preguntamos por menú degustación pero la jefa de sala (muy amable y super atenta todo el servicio, sin llegar a agobiar) nos dijo que todavía no lo tienen aunque están trabajando en él. Habrá que evaluarlo, visto lo visto.

Nos hicimos nuestro pequeño surtido degustación a partir de la carta, pidiendo 4 platos que nos sirvieron ya repartidos en medias raciones. ¡Bravo por lo de las medias raciones!
Da gusto poder pedir así para poder probar mas cosas y que además te lo faciliten tanto.

- Tartar de carabineros con jugo de sus cabezas. Empezamos a tope. Espectacular. Perfecto aliñado. Picante sin exagerar. Lleno de sabor. Brrrrr. Salivo de recordarlo

- Tartar de toro con huevo. Si, otro tartar. Antojo del día, Muy bueno también. Riquísima la mezcla con el huevo de auténtica gallina de corral. Ese amarillo-naranja radioactivo es inconfundible. Casi tan bueno como el primero, pero me quedo con el de carabinero.

- Raya a la plancha con crema de calabaza. Fan total de este pez. Perfectamente de punto. Aplauso. Quiero más

- Callos, para el aporte de proteína animal y grasuza, que había que compensar tanto pez. Apaga y vámonos. Tremebundos. La salsa es oscura, untuosa (ya tenía ganas de usar el palabro) y llena de sabores. No supe identificar qué llevaba la salsa, pero tenía un toque magistral. Se nota que ese guiso lleva mucho de cosas ricas y se han tomado su tiempo en hacerla. Callos de champions. Al nivel de callos de otros sitios con callazos míticos (me vienen a la cabeza los que tomé en el Mesón de doña Filo). Me como un cubo de estos callos sin pestañear.

Postres:

- Tarta de 3 chocolates. Lo más flojo del homenaje. Estaba simplemente correcta pero no me entusiasmó

- Tarta fina de manzana. Riquísima. Salvó el honor de los postres.

Regamos con agua y dos copas de vino tinto (no queríamos soplarnos una botella que teníamos que pilar coche). Un tinto rico que del que no apunté el nombre.
Terminamos con cafés.

El total ascendió a 71 por persona. No es barato. Pero es calidad (mucha) de cocina y también de servicio. Se esforzaron en agradar y nos pusieron todas las facilidades para pedir. Estuvimos muy a gusto, así que la cuenta no nos dolió en demasía soltar la gallina.

A posteriori, he visto que este sitio está en el Kviar. Too late, pero bueno, el disfrute no me lo quita nadie. Huele a retorno en breve para repetir disfrute pero con el descuentito de marras, jejejeje

Miss Migas

Los callos de Aldaba son de campeonato. Desde luego la visita parece redonda.

13 de noviembre de 2015

Gath

Actualmente, Aldaba es uno de los lugares con una oferta mas homogenea, tanto la cocina como el servicio de sala estan a un gran nivel, sin duda Alvaro hiciste una muy buena eleccion. Ademas y si tramitas tu reserva a traves de kviar, - mientras dure -, tu nivel de satisfaccion se incrementara notablemente.

13 de noviembre de 2015

14/11/2015

Estos son los sitios que me gustan a mi

Comida en Aldaba.

Animados por los comentarios de varios blogueros decidimos despues de tomar unos vermuts acercarnos a comer.

Nada mas sentarnos nos dejamos asesorar en comida y caldo por el sumiller Manuel....no te equivocas.

Aperitivo de parte de la casa cecina con una bola de queso de cabra para abrir boca.

Nos ofrece un vino tinto de la sierra salmantina poco conocido llamado "Tragaldabas", que marino realmente bien con toda la comida.

De primero setas de cardo con foie. Muy buenas.
Ya en ese momento estabamos entregados, lo que diga Manuel.

Antes del segundo plato nos ofrece dos copas de un vino gaditano tinto para ver que le diéramos nuestra opinión ya que lo quería poner en carta. Ya estamos como en casa.

De segundo arroz con liebre. Espectacular. Todo en su punto y con ese olor agradable a campo.

Ya estamos solos en el comedor por lo que la charla se va a todas las denominaciones de origen y a las próximas catas de vino que se van a celebrar en Madrid.

Callos de tercero sabrosos y picantitos muy al estilo madrileño.

Unas copas de vino dulce de la bodega de Javier Sanz llamado Dulce de invierno (que os recomiendo) junto a un helado estupendo de albahaca dieron fin a la comida.

Quedamos emplazados para otro dia para seguir disfrutando de la comida, de la bodega de Aldaba y de su estupendo sumiller.

29/01/2015

Clásicos siempre clásicos

Ahora que se acercan las cenas de San Valentín, los que lo celebramos tenemos la excusa perfecta para ir a un sitio elegante y un poco mejor de lo normal. Como tal podría encontrarse ALDABA: un clásico renovado y actualizado, con buena cocina y gran servicio.

Más info y fotos, aquí:
madridmuychic.com/aldaba-clasicos-que-se-renuevan-y-siguen-clasicos

spider72

Boggo y Aldaba las mismas estrellasssss chicossss que verlo seguido chirría...

29 de enero de 2015

Madrid Muy Chic

spider, cada uno en su categoría... De todos modos yo siempre pongo 4 estrellas si te fijas.

29 de enero de 2015

spider72

ahhh no me había fijado...

29 de enero de 2015

23/06/2014

La perfecta unión de sala, bodega y cocina

Esta semana vamos con uno de esos clásicos de la cartelera madrileña que tras 20 años de trayectoria ha decidido dar una vuelta de tuerca al negocio e introducir ideas frescas de la mano de Leopoldo Gómez con el objetivo de adaptarse a los nuevos tiempos y acercarse a otros perfiles más juveniles sin dejar de ser uno de los referentes de las comidas de negocios de la zona.

Como parte del nuevo proyecto han contado con Isabel López Vilalta para la decoración dotando a la sala de una imagen moderna que mantiene la elegancia y donde destacan el blanco y los toques de madera.

El restaurante se encuentra situado en la madrileña calle de Alberto Alcocer a escasos metros de la Plaza de Cuzco.

Mi última visita databa de hace más de diez años, precisamente de comidas de trabajo cuando yo trabajaba en la zona. Hace unas semanas fui a probar la nueva fórmula de menú que ofrecen para las noches y pocos días después repetí la experiencia a modo de comida de negocios. No quiero adelantarme a la parte de los platos pero anticipo que fueron los callos que sirve el restaurante Aldaba los causantes de la nueva visita. Lo curioso es que a mí hasta hace un par de años ni siquiera me gustaban los callos.

El restaurante Aldaba ha fichado para estar al frente de la cocina en esta nueva etapa a Antonio del Álamo, que propone una cocina “tradicional abierta al mundo”

Algunos de los entrantes que he tenido la ocasión de probar han sido:

- La burrata con tomate raf y vinagreta de frutos secos, muy buena materia prima con un toque dulce muy agradable.

- El Huevo poche y cremoso de patata con trufa, uno de esos platos para pedir más pan y luego más todavía.

- Cigala a la plancha con txangurro y gazpacho que agregan en la mesa. Producto y sabor.

- See more at: espaciossecretos.com/2014/06/22/restaurante-aldaba/#sthash.6Nf6UayL.dpuf

Gath

Buena reseña. Pinta bien el sitio.

23 de junio de 2014

EspaciosSecretos

Gracias José Luis

23 de junio de 2014

spider72

mmmm Aldaba reloaded...esto no me lo pierdo...

23 de junio de 2014