Ordenar por:

relevancia fecha

18/03/2015

Si entras, haz Mut-is.

Dos cosas no muy agradables me pasaron hace dos años en Barcelona: una, que me afanaran una bolsa de viaje en el hotel el primer día de llegar (incidente que solucionaron diligentemente los del hotel y su compañía de seguros), la segunda fue dar por casualidad con el Bar Mut a la salida de Casa Asia (cuando se encontraba en el Palacio del Barón de Quadras). Ese día terminaba nuestra estancia en Barcelona y nos fuimos de la ciudad más cabreados que unas monas y no de pascua precisamente.
Ya al echarle un vistazo a la carta de esta taberna con ínfulas, nos dimos cuenta de que nos íbamos a ir de Barcelona con honores, vamos que el picar nos iba a salir caro pero recuerdo que dijimos: qué mejor despedida que comer bien una vez más!
Momento de la comanda. Un camarero de esos que van de enrollaos-guays nos comenta que hay platos fuera de carta. Mi acompañante se deja seducir y pide un pescado (no recuerdo cual era, creo que era de roca, lo llamaré "pez"), yo opté por un plato de carta (era cochinillo deshuesado sobre una base de tomate y pan que le iban francamente mal. Plato insulso a más no poder que bien me hizo echar en falta un asado castellano). Del resto de la comanda ni me acuerdo, imagino que un par de copas de vino y entrante a compartir.
Empieza el espectáculo: a los quince minutos de que nos tomaran nota, viene el camarero-guay y nos dice: - Ups, perdonen, se me olvidó comentarles que el precio del pescado era de 60 €. He querido comentárselo porque al no estar en carta…
- La verdad, nos parece algo excesivo.
- Ehhh, sí, es que es un pez fresquísimo, pescado hoy, primera calidad y bla, bla, bla.
- Ehhh bien, pero eso deberían habérmelo advertido antes, no? Sinceramente preferiría anular el plato.
- Veré que puedo hacer…
(minutos después)
- Mire, perdone, me dice el cocinero que lo ha metido ya al horno. No va a poder anularlo.
- (Caras de alucine) Entonces para qué vino a avisarnos del precio del plato? Si no podemos anularlo, no entiendo de qué vale que nos avise.
- Bueno, lo siento, es que aquí normalmente no hay problema con eso.

Vamos, que ese tío nos estaba llamando ¿pobres/faltos de estilo? en nuestras mismísimas caras. A esas alturas me encontraba realmente incómoda y con ganas de pirarme del sitio. El camarero se retira y vuelve al momento. Al parecer la mesa de al lado ha pedido el mismo plato y nos dan la posibilidad de comer media ración (medio lomo de a 30 eurazos) del pez. Aceptamos, claro.
Recuerdo que probé el plato pero no recuerdo que me dejara anonadada su sabor, puede que el cabreo influyera. Recuerdo también que miré a los comensales vecinos, parecían colegas de curro, reían mucho, habían pedido almejas y no parecían cabreados del precio de nada. ¿Pagaría la empresa o los hay tontos integrales? Recuerdo que reparé en mi mesa, mármol desnudo, y en las servilletas, de papel fino de bareto en dispensador de bareto, era lo único acorde al nombre del lugar, recuerdo que miré a mi alrededor, percibí mucha tontería en el ambiente, mucha impostura, recuerdo que nada más salir del Mut me prometí a mí misma que haría una crítica como dios manda para desahogarme, he tardado más de la cuenta pero aquí está, vía 11870.

24/02/2012

Para volver

El Bar Mut es un local original y con buena materia prima. Un local agradable donde sin reserva es difícil cenar. Tienen el sistema de dos turnos, el primero hasta las 22,30h. No tienen mesas al uso, sino mayoritariamente barras situadas estratégicamente.
Los camareros fantásticos, buen trato y muy agradables.
Compartimos un fabuloso carpaccio de huevo frito con patatas, un steak tartar, una ensalada de lentejas con perdiz, varias cervezas y dos cortados. Todo 74 euros.
El próximo día atacaremos marisco...

12/09/2011

Un lugar especial

Este sitio a mi me encanta, se come muy bien y es super agradable. Perfecto para llevar y sorprender a amigos que vengan de fuera a visitar Barcelona. Tienes varios tipos de mesas, para cenar en barra, 2 o tres mesas interior y otras 4 o 5 fuera. Sirven comida de mercado, tapas elaboradas para compartir: ensalada de espinacas con torta del casar, carpaccio de huevos rotos, foie mi-cuit con higos caramelizados, tataki atun, tacos de solomillo... En la barra tambien suelen tener producto de mar fresco navajas, gamba roja, berberechos etc. La cena nos salió por 45-50€ por barba picando casi todo lo que veis arriba. Cenamos con un vino muy bien calidad/precio, un Jumilla (Juan Gil). La carta de vino es amplísima, pero en mi opinion, demasiado cara. Ojo con las recomendaciones. Los postres tambien muy buenos, torrija, helado, etc..

18/12/2011

Fuimos a parar a este bar de tapas minúsculo para hacer tiempo antes de ir a comer donde habíamos reservado.
Y la verdad es que fue una sorpresa. Nada más entrar, en la barra nos impregnó un aroma de marisco y pescado fresco que nos hizo dudar entre quedarnos allí o ir donde habíamos reservado. Las paredes están llenas de botellas de vino a cual más sofisticada.
Pedimos unas tapas de marisco muy bien cocinadas.
En general es caro pero si sabes escoger bien no saldrás con la billetera vacía.
Algo incómodo al ser tan pequeño y mucha circulación de gente

18/05/2011

Muy buenos platillos a un precio absolutamente desorbitado

Francamente los platillos están muy bien cocinados y la calidad de los productos es estupenda. Sin embargo, el local tiene todo el aspecto de un bar, sin manteleria, el servicio es agradable pero absolutamente informal y la cuenta puede ascender fácilmente a más de 50 Euros muy fácilmente con apenas unos pocos platilllos para compartir. Además, al ser un local con pocas mesas tienen servicio por turnos y te hacen marcharte si hay un turno posterior. Para mí está claro que hay muchísimas opciones mejores en Barcelona.

27/01/2011

Cañas bien tiradas (Mahou) / Raciones de mucha calidad

Las tapas/raciones del Bar Mut son espectaculares. Todo es de muy buena calidad.
La selección de vinos -sin ser ningún experto- está a la altura y tiran las cañas muy bien (pocos sitios en Barcelona cuidan este aspecto).

El precio es demasiado elevado pero vale la pena ir.

Precio medio= 35-40 euros/persona.

16/07/2008

Tapas sofisticadas, lugar con encanto

Me gusta el ámbiente de este bar de tapas "sofisticadas" pero sin asustar.

Me gusta como la camarera te explica la carta, se nota que lo hace con cariño.

En definitiva, me gusta la comida, el local, el servicio.

El único pero es que es un poco caro. Bueno, y que cuesta un poco encontrar sitio.

19/07/2010

Buenas y muy caras raciones. Buenas cañas de Mahou

Sitio bastante elegante y agradable, buenas cañas y miles de vinos. Como decía otro, raciones de lujo a precios de lujo, pero merece la pena ir alguna vez.