Este sitio ha cerrado, si crees que esta información no es correcta: ponte en contacto con nosotros

Ver otros restaurantes cocina creativa en Madrid

Bocacalle - CERRADO

Calle Santa Teresa,2, Madrid

<m> Alonso Martínez 4 5 10

Nuestra cocina es una cocina moderna, que trata de adaptar los platos típicos internacionales al producto español, con nombres de lo más sorprendentes y sugerentes: "rebelión en la granja", "estofa-dog", "jamburguer", "paseo por Coruña", "rissotto oceánico", "barbarroja", "hasta los andares"... ¡y más!

Ordenar por:

relevancia fecha

02/07/2017

Uncomfortable, pretentious, expensive

I visited it with a couple friends on a Friday night. We were looking for a place to have a drink and eat a bit (tapas, or a ración to share; something simple like that).

We were seated in the dining room, which was a bit too dark. The lamps hanging from the ceiling were too low, though — so the effect was that you felt the light in your face and in your eyes a bit too much. The table and chairs were not really comfortable, and there wasn't much space in the room, either. The mats are plastic mats, they felt awkward, and the dishes and glasses stuck to it a bit.

The menu was short, and, iirc, did not include desserts. All dishes seemed kind of extravagant and whimsical (weird mixture of cuisines and ingredients). We ordered just two or three things to share (ceviche, something with boletus).

The food was good and tasty, but portions were too small.

Bocacalle seems okay-ish to try a a few new things with friends, but a bit expensive. If you want to have a meal and be full, you'll have to order one or two dishes per person, and it won't be cheap.

20/05/2016

La street food más creativa y gamberra

Bocacalle es uno de esos locales dirigidos por gente con ganas que cree en lo que hace, y eso, se nota. Detrás de la idea están cuatro jóvenes (no pasan de la treintena), amigos de toda la vida, de perfiles variopintos como la vida misma (abogado, economista…) que, desde que eran unos renacuajos, soñaban con montar su propio restaurante. Dicho y hecho: con la ayuda del crack de Dani Álvarez, formado en las cocinas de Martín Berasategui (es una gozada verle cocinar tirando de técnicas de altura como el soplete, la cocina a baja temperatura o las esferificaciones) los cuatro amigos abrían hace unos meses Bocacalle, en Alonso Martinez, con una propuesta de aires fusión pensada para comer con las manos y divertirse, basada en el mejor producto español.

Lo primero que llama la atención de Bocacalle es su peculiar interiorismo, diseñado por More and Co (los mismos de El Huerto de Lucas): el local tiene dos espacios muy diferenciados, el espacio ‘calle’, con toques urbanos en su suelo tipo acera y su cocina vista, y el espacio ‘boca’, un original comedor decorado por Boamistura en tonos rojizos con dibujos de inmensas papilas gustativas, para ir preparándose para la experiencia, vamos.

Nosotros disfrutamos de lo lindo en la zona ‘calle’, como testigos directos de las viguerías de Dani y su equipo en la cocina vista del local, en la que preparan algunos de los platos más gamberros, cosmopolitas y creativos de la ciudad, y que van desde reinvenciones del cochifrito (bombón de cochifrito a baja temperatura bañado en demiglass y chocolate) a gyozas con carne de caza y trufa, pasando por tacos al estilo asturiano (rellenos de cerdo ibérico y ternera, guindilla thai y fabes asturianas).

Tenéis más información, detalles y fotos de los platos que pedimos en nuestro blog:

eatandlovemadrid.es/bocacalle-madrid

Buen provecho e Eat & Love!

22/02/2016

Fuera de la estética de los platos y de la originalidad de los titulos de estos, les queda mucho trabajo por delante.

Febrero-2016. Mediodia.

Primera visita a este lugar que presume de ofrecer streetfood, basado en la adaptación al gusto español de platos de la cocina internacional.

Aun reconociendo que no soy voz autorizada para hablar de streetfood, debo afirmar que en lo que atañe a los nombres de los platos y a las presentaciones de estos, en general, lo tienen bastante logrado, han hecho o están haciendo un buen trabajo.

El local es sencillo, muy en la linea de los establecimientos de esta oferta gastronómica.

Carta de vinos corta, sencilla, en linea con las propuestas del local. De ella, nos hemos decantado por un Albariño del 2014, que responde al nombre de Igrexario de Saiar, correcto.

Pues creo que esto es todo lo bueno que puedo contar, salvo alguna pequeña cosa que vendrá después, el resto.....

Comenzamos con un aperitivo formado por unas porciones de queso, y unas tiritas de bacon frito.

Proseguimos con unos Fish & Chips, formados por un cazón en adobo, unas papas arrugadas canarias junto con un mojo rojo de kimchi. Reconozco que no estaba mal.

Un Astur-Taco. (Taco de maiz con picada de cerdo y ternera, guindilla tailandesa y fabes) Presentacion correcta pero falto de sabor.

Morcilla Tokio roll. Ni puedo ni debo decir nada malo, dado que nos habian advertido de que era un plato solo apto para los muy amantes del queso recio, del queso de verdad...pues eso, si ese es vuestro caso, adelante. Anticipo que es, obviamente, un trampantojo. ¡ Que os aproveche !

Fideos FA. (Ramen de falda de ternera, salsa de ostras, verduras frescas, lemongrass y vermicelli). Solo conocía el ramen seco de Umiko, que me encanta por cierto, entonces cuando vi que ofrecían este tipo, dije para mi: Mira, vas a probar tu primer ramen "caldoso", pero cuando probé el caldo y vi esos vermicelli blancos, casi transparentes, - que no me gustan nada-, se me quitaron las ganas de seguir con la experiencia. Solo espero y deseo que no todos los Ramen sean así.

Estofa-dog. (Perrito de carrillera ibérica a baja temperatura con caramelo de cebolla) Uno de los pocos platos que se salvan. Sabroso.

Sweet Segovia. (Bombón de cochifrito a baja temperatura bañado en demiglass y chocolate y galleta de cuero). Total casi ná. Un cochinillo que no sabe a nada junto con un chocolate potente que puede con todo.

Rissotto oceánico. (Arroz arbóreo en plancton con erizo de mar y jibia del Cantábrico). Por el nombre y el aspecto, promete casi tanto como todos los platos, pero es suficiente un primer acercamiento para constatar que el arroz está duro, con buen sabor pero duro. Devuelto al corral.

Pasamos a los postres con sus versiones de Tarta de queso, Crema catalana y Tiramisu. Es de agradecer el interés en innovar, en crear el plato que consiga la diferencia respecto a la competencia, y en ese sentido les aplaudo y animo a seguir trabajando. Pero estos tres postres, son muy planos, con sabores intercambiables entre ellos. Lo siento, pero no merecen la pena.

Hay que seguir trabajando, se ven ganas de hacerlo bien, pero hay que seguir....

1Falces

No entiendo que llamen "FA" al sopicaldo (haciendo alusión a la pronunciación del Pho vietnamita) y en la descripción lo califiquen como ramen.

O bien se han hecho la picha un lío o bien quieren que algún blog cool de Madrid les cite entre los cinco mejores ramen de Madrid junto al cocido de la Daniela.

La burbuja de los restoranes no para.

22 de febrero de 2016

Gath

Pues conmigo que no cuenten.....no voy a hacer sangre, - no es mi estilo y mi concepto de la educacion me lo impide -, pero como primera experiencia en algo que se anuncia como ramen "caldoso" no es para batir palmas precisamente.

22 de febrero de 2016

spider72

me recuerda a aquellos platos de "nosequé con lágrimas de torrezno" de wellow. puro pulp

22 de febrero de 2016

EmPepo

El local no lo conozco pero el Ramen en Corea es típico y lo encuentras a cada paso de das y existen mas de 30 modalidades de preparación, además en picantes, medio y muy picante y siempre es caldoso. Ahora el Ramen de su vecino japonés suele ser seco.

10 de marzo de 2016

1Falces

¡Eso es hablar con conocimiento! ¡Di que sí!

10 de marzo de 2016

EmPepo

Es solo un comentario acerca del Ramen.

11 de marzo de 2016

EmPepo

Ínclitas razas ubérrimas, sangre de Hispania fecunda,
espíritus fraternos, luminosas almas, ¡salve!
Porque llega el momento en que habrán de cantar nuevos himnos
lenguas de gloria. Un vasto rumor llena los ámbitos;
mágicas ondas de vida van renaciendo de pronto;
retrocede el olvido, retrocede engañada la muerte;
se anuncia un reino nuevo, feliz sibila sueña
y en la caja pandórica de que tantas desgracias surgieron
encontramos de súbito, talismánica, pura, riente,
cual pudiera decirla en sus versos Virgilio divino,
la divina reina de luz, ¡la celeste Esperanza!

11 de marzo de 2016

04/07/2016

Qué espectáculo

Imprescindibles las Gyozas y el perrito de carrillera.

Todo lo que pedimos estaba buenísimo, cocina desenfadada, le deseo mucho éxito a este proyecto.

Blo80 + seguir 9 sitios, 4 seguidores

02/03/2016

Street food creativa y con ilusión

Fuimos a comer un grupo de amigos el domingo y la verdad es que lo disfrutamos muchísimo.

El sitio no es muy grande e íbamos con dos carritos de bebé y el personal se esforzó porque estuviéramos cómodos.

El camarero que nos atendió, amable y atento, aunque se hacía un poquito de lío a veces, nos explicaba con detalle cada plato y nos preguntaba si nos gustaba y que nos parecía.

Sitio que destila frescura y entusiasmo con un equipo joven de trabajo a los que se les nota la ilusión por lo que hacen.

Muy buena calidad precio. Las raciones no son muy abundantes, así que os recomiendo preguntar y probar de todo un poco.

En cuanto a lo que probamos, todo para compartir:

1º) Estofa-dog: Un perrito de carrillera de ternera con una salsa dulce de cebolla que fue de lo mejor que probamos.

2º) Rebelión en la granja: Ensalada de pichón escabechado, foie y escarificaciones de albahaca. La ensalada buenísima, la ración escasa.

3º) Gyozas de caza. Exquisitas.

4º) Somosas aragonesas: Con pollo al chilindrón y salsa de mango. Riquísimas también.

5º) Fideos - Fa: Un ramen de falda de ternera que se deshacía y muy especiado que también estaba muy bueno, aunque ya sabemos que los ramen para compartir regular.

6º) Sweet Segovia: Cochifrito, chocolate y galleta. Mmmm!!

7º) Morcilla tokio roll: Es un trampantojo y no os voy a desvelar los ingredientes para que cuando vayáis lo adivinéis. Sólo os diré que a mi me pareció muy original pero fue lo que menos me gustó porque lleva un ingrediente, muy normal y muy común, que a mi no me entusiasma. Pero ya os digo que la idea es graciosa.

De postre casi uno de cada: Tarta de queso, crema catalana con peta zeta y pannacotta de arroz con leche. Los dos primeros muy buenos, sobre todo la crema catalana!! La pannacotta no me gustó demasiado.

Nos quedamos con las ganas de probar el Risotto oceánico (unos de sus must según nos comentó el camarero) y el Fish and Chips (que no quedaba), así que ya tenemos una excusa para repetir pronto, ya que también nos comentaron que tenían idea de cambiar la carta a menudo.

En general la experiencia original, divertida e informal.

22/02/2016

Una opción muy recomendable junto al metro de Alonso Martinez

Fuimos el domingo a probar este restaurante tras haber leído la reseña de Madrid Diferente, y la verdad es que salimos muy contentos. La propuesta es crear street food de autor a un precio competetivo, y lo han conseguido de pleno.

El local es un poco pequeño, pero teníamos sitio sin reserva comodamente. El servicio es atento y rápido como pocos en Madrid. Aplauso en pie para ellos, que no es tan fácil encontrarlo.

Probamos 3 platos y dos postres, que es casi la mitad de la carta. Es una propuesta bastante escasa, pero cada plato está muy bien ejecutado:
- Fish & Chips de cazón: Delicioso, servido con una salsa y patatas similar al mojo picón. A pesar de ser un pescado bastante duro, se deshacía en la boca. Muy recomendable.
- Estofadog: Perrito caliente de carrillera de cerdo. Claramente la estrella de la carta, una combinación de sabores deliciosa, con una mostaza un poco fuerte para darle alegría.
- Asturtacos: Excesivamente picantes para mi mujer y para mi, y aun así estaban bien buenos. La textura de la faba asturiana se perdía un poco en el resto de sabores.
- Cheese cake: No te la saltes.
- Arroz con leche y tiramisú: Una ración escasa pero sabrosa.

Todo ello con 3 botellas de agua (50 cl) por 50 euros, lo que no está nada mal teniendo en cuenta la calidad de la comida. Os lo recomiendo.

21/02/2016

Ganas y juventud con una fusión que no termina de cuajar.

Febrero 2016

monica iglesias

Estoy de acuerdo, de 3 platos salvamos la ensalada de pichón, nos gustó. Me faltó calidad en la carne de la hamburguesa. Faltó también temperatura, jugosidad o incluso gelatina o grasa (por muy mal q suene) en el cochinillo con chocolate. El chef nos animó a buscar un ingrediente oculto, pero curry amarillo yo no lo considero 1 solo ingrediente, son varios, y si no lo elaboras tu...Esperaba más, pero ganas tienen, y se agradece.

22 de febrero de 2016