Casa Belarmino

El establecimiento de Manzaneda, con una carta de toda la vida basada en cocina tradicional y los mejores vinos del mercado con denominación de origen, está dispuesto a atenderle de una manera única y especial. Ramona y Juan Luis, la tercera generación que regenta este establecimiento, estamos aquí para servirle y par

Ordenar por:

relevancia fecha

27/11/2014

Tradición asturiana, amabilidad suprema, cocina casera y ambiente acogedor.

Allá por una carretera perdida que sale de Avilés a Manzaneda, tras unas cuantas curvas y sentir que te has perdido un par de veces, aparece una gran casa verde al borde de la calzada, no rodeada por absolutamente nada más. El camino a estos sitios es, sin lugar a dudas, peculiar, y parece que va incluido en el encanto de lo que luego comerás en ellos.

A la llamada de Belarmino acudimos alentados por Maribona y porque buscábamos probar cocina tradicional asturiana, de la de cuchara y paso atrás. Lo gracioso es que yo esperaba un sitio mucho más cutre, más casa de comidas, y la sala es de lo más coqueta, bien cuidada, muy chiquitita y donde su parte más grande es la terraza acristalada; os recomiendo que si vais reservéis con antelación porque se llena, casi todos los días.

Las raciones son abundantísimas, el arroz con pitu que es uno de sus clásicos es como para 4 personas si se pide para dos, pero el resto te lo envasan automáticamente para llevarlo a casa, un buen gesto.
El trato es encantador, el dueño se pasea por las mesas dando charla y preguntando y la cocina la lleva su mujer, Ramona, una resuelta y pequeña dama que entiende de cocina casera, de la de verdad.

Buenísimo el PASTEL DE PUERROS gratinado con una muselina de ajo, imprescindible.
También muy ricas las SARDINAS en aceite de oliva, ligeramente avinagradas, la ración trae 4 sardinas.
Vulgares las CROQUETAS DE COMPANGO, demasiado mazacotes.
Riquísimos los CALLOS, melosos, cortados chiquititos como se hace en Asturias.
Y muy muy rico también el POTE ASTURIANO CON FARIÑONA, fabe demasiado tersa eso sí, embutidos de escándalo.
De postre no duden en pedir la LECHE PRIETA, una especie de cuajada melosa y ácida que marcará un recuerdo singular. Exquisito también el HELADO DE CHOCOLATE, casero, de intenso sabor.

Queda pendiente una visita para probar el arroz con pitu que tiene muy buena pinta, lo presentan directamente en la paella en la mesa. Para meter la cuchara.

Precio medio: 20-25€ a lo sumo, tirado para lo abundantísimo y rico que se come.

04/09/2014

Arroz con pitu

Casa Belarmino es un sitio magnífico, con una relación calidad/precio brutal.

El secreto es ir en grupo, porque si no no se podrán probar varias delicias, ya que las 2 raciones (mínimo como es costumbre) de arroz con pitu dan para que coman 6 personas. Tal cual. Eso sí, en la casa, acostumbrados a que nadie acabe la paellera, al rato muy amablemente te traen lo que sobra de arroz en un tupper, y así tienes para un par de días más :-)

Y nos dejaríamos en el tintero el pastel de puerros, las sardinas de Avilés, la longaniza y el mejor rollo de bonito de la zona (sin duda).

El personal es muy amable y se ve que disfruta con su trabajo.

Yendo un grupo grande es raro subir de 30€, un regalo para la calidad y cantidad disfrutada.

16/07/2013

Leyenda Astur lo descubrió en julio de 2013

Chigre encantador

Restaurante chigre. Comida excelente, casera, abundante y a buen precio. Es recomendable llamar y reservar antes. Tiene terracita exterior y el interior es muy bonito y confortable. Destacar las sardinas de Avilés, Croquetas de compango, arroz con pitu caleya, pastel de puerro con muselina de ajo, queso de cabra a la planta. Muy recomendable y lo dicho, no olvidar llamar antes de ir, porque el comedor es muy pequeño