Casa de Pilatos

Ordenar por:

relevancia fecha

03/03/2008

Imprescindible en cualquier visita a Sevilla

Me recomendó no dejar de visitar la Casa de Pilatos mi hermano y vaya si mereció la pena. Sin duda lo mejor de mi visita a Sevilla. Un lugar maravilloso, con pocos turistas porque no es muy conocido. Un palacio espléndido de una familia sevillana que gozó del favor real durante siglos (varios miembros fueron virreyes en Napolés en pleno renacimiento!) y lo volcó en este compendio de casas unidas unas a otras para dotar a la vivienda de un entorno único, mágico y con un aire extraordinariamente decadente. Es dificil imaginar cómo sería la vida cotidiana porque excepto algunos muebles en la planta alta que dudo que sean originarios de la casa, el palacio ahora está vacio pero el envoltorio es una preciosidad. Uno de los pocos lugares del que tuve que irme porque había quedado pero en el que podría estarme horas y al que volveré siempre que vaya por Sevilla.

En realidad no se llama Casa Pilatos sino Palacio de San Andrés. Pero cuando uno de sus dueños regresó de una peregrinación a Jerusalen descubrió que entre su casa (este palacio) y una pequeña ermita que había a las afueras de Sevilla había exactamente los mismos pasos que desde el palacio de Pilatos en Jerusalén al Gólgota, donde cruficaron a Jesús. Instituyó un Via Crucis que comenzaba en la puerta de su palacio y como la primera estación del Via Crucis es Pilatos se lava las manos... pues de ahí la imaginería popular sevillana le cambió el nombre al sitio, a la plaza y a lo que haga falta.

El lugar es una unión de patios y grandes salas con un gusto extraordinario. Tiene mucho de Topkapi, el palacio del sultán en Estambul, por la profusión decorativa a base de azulejos. Los dos grandes jardines son espléndidos y es un rincón mágico de Sevilla que me dejó completamente fascinado. Se puede visitar solo la planta baja (5 euros) o comprar la visita completa, que incluye también la planta alta (8 euros)

09/12/2008

Lugar encantador

Una auténtica maravilla sevillana, con mucho encanto, mucha historia, bastante arte tanto de esculturas romanas como de pintura italiana renacentista, sin ser de demasiada calidad,con un curioso cuadro de Goya y un fresco de Pacheco, situados en la planta alta.

Y unos jardines para quedarse horas mirándolos.

Precio planta baja : 5 euros

planta baja y alta 8 euros

06/06/2007

jcm lo descubrió en junio de 2007

Una casa con mucha historia

Sin duda uno de los rincones mágicos de Sevilla. Un lugar cargado de recuerdos de la historia de Europa.

andalunet.com/monumentos/fichas/casapilatos.htm

04/12/2008

Imprescindible

Uno de los lugares imprescindibles para incluir en la visita a Sevilla. SIn olvidar que se trata de una casa particular, te sorprenderá tanto como el Alcázar.

16/04/2009

Precioso

Imposible no visitarlo estando en Sevilla, es un lugar maravilloso