Casa de la cuchara ambiente familiar y por supuesto gran cocina madrileña. menú degustación para probar de todo un poco y saber lo que es bueno y regarlo con el nuevo cava "Don Pericón"que no sube a la cabeza pero si entra en el corazón. Cocina casera madrileña, abierto desde 1942. Casa de la cuchara.Lunes cocidito,...

descripción completa de Casa Perico

Ordenar por:

relevancia fecha

02/10/2016

Imprescindible en Madrid

Casa Perico es un taberna pequeña con más de 70 años de historia en Madrid, en la calle Ballesta concretamente. Mi estancia es de hace un par de fines de semana, y afortunadamente pude comer sin haber reservado. El servicio es muy atento y se maneja si es necesario en inglés perfectamente.
Como no podía ser de otra manera, empezamos con la ensaladilla de Moscú y las croquetas. Estos dos platos y una cerveza, te hacen sentir como el ser más dichoso en la tierra !! También tienen una tortilla espectacular.
Me apetecía un plato de cuchara asi que decidí el pote de garbanzos, que fue para gozar. Mi chica se inclinó por unos albondigones en salsa, que también probé.
Esta vez no tomamos postré, fue suficiente. A pasear después de una comida genial !!

09/10/2016

Así da gusto¡

Sábado noche. Lleno. Reserva hecha.
Un lugar castizo que te cuidan genial.
Ensaladilla de las ricas de verdad, croquetas cremosas, gamba rebozada buena y terminar con una carrillera sublime, suave, deliciosa. De postre, arroz con leche quemadito muy rico.

Sólo eché en falta una cart de vinos mas amplía.
Dos personas 75 €.
Así da gusto. Mil veces volver.

Miss Migas

Tengo muchas ganas de conocer este sitio. Pinta muy bien y caserito!

hace 12 meses

16/12/2016

Correcto

El sitio esta bien para tomarse una ensaladilla en la barra con una caña, para comer, la comida esta correcta, pero como muchos otros sitios, valga decir que yo fui a cenar y no pedí el menú degustación, pero igualmente, no es barato el sitio. No entiendo que este entre los más valorados de madrid, bajo mi punto de vista, es que se puede ir, pero es otro sitio más.

27/02/2017

Me gusta

Para volver muchas veces.
Todo riquísimo, bien elaborado y amablemente servido.
La degustación de los postres merece mención especial.
Recomendar

01/03/2016

Ya con el detalle de una tortilla de patata sin cebolla personalizada, ¡se ganaron las 5 estrellazas! A parte de la ensaladilla rusa, las croquetas... y todo lo demás.

23/05/2013

Comida Casera

Casi siempre que venía por la calle ballesta era para quedarme en la Tasquita de Enfrente 11870.com/pro/25246 pero unos metros más arriba está este sitio fantástico de comida tradicional de toda la vida, quizá con menos glamour pero más castizo.

El servicio es encantador y cercano, como si te conociesen de otras veces. Las mesas son algo pequeñas, acomodándose a lo pequeño del local. Comida familiar y cuidada preparada por unas señoras de toda la vida de aspecto encantador que da confianza. Realmente bien cocinada. De primero me tomé un pisto que voy a volver algún día para repetir. De segundo trozos de merluza a la romana, una merluza fresca y suave recién traída del mercado. Para volver muchas veces.

Cenas por unos 25 euros, un precio super razonable para la calidad que ponen sobre la mesa.

Servilletas y manteles de tela.

11/02/2013

Para repetir

Estuvimos por la noche y sólo de pasada porque había leído que estaba bien y quería comprobarlo.
La comida excelente, posibilidad de 1/2 raciones, recién hecho todo y trato agradable.
Si acaso el local, muy curioso, al menos en la sala exterior no tiene mucho espacio y las mesas -de 2- resultan incómodas pero compensa la comida, de verdad: Croquetas de bechamel caseras -¡mmm!- sesos- a decir del entendido una maravilla-, natillas también casera ¡y como se nota!.

Volveremos, creo que hay un arroz que probar y otras cosas apetitosas!!!

Vambira

Ha bajado las cantidad de comida y/o los platos son más pequeños y/o han subido los precios, me da igual, el resultado es que los recomendé a amigos y fuimos 3 y el resultado ... escaso y caro. :-((

3 de octubre de 2013

01/04/2013

LO ESPERADO

Taberna castiza. Me encantan de ese estilo. Probamos las famosas croquetas y gambas con gabardina. Estupendas ambas. De primero, mi mujer comió panaché de verdura y yo, judiones. Ambos platos muy correctos y con buena cantidad. De segundo, mi mujer chulaponas de cordero empanadas y yo merluza rebozada. Buenas raciones y como he dicho antes correctos. Aquí no se pueden esperar grandes alardes sino comer bien. De postre cuenquitos de la casa, que es una degustación. Prácticamente nos la impusieron, lo cual no me gustó. Algunos postres mejores que otros. De beber una botella de Ribera de la casa. Total unos 90 euros. Posiblemente calidad/precio haya sitios mejores. Pero tenía el capricho de ir y no me ha decepcionado. Seguramente volveré pero sin que sea una prioridad.

30/11/2011

Dejando a un lado el precocinado y aspiracional Triball, iniciativa privada que ha dejado sin puticlubs dignos de mención a todos aquellos señores que frecuentaban la zona, lo cierto es que las calles situadas entre el edificio de Telefónica, la Plaza de San Ildefonso y Fuencarral han mejorado sustancialmente en los últimos años.

Mucho antes de este fenómeno, no desprovisto de intenciones especulativas, ya existía en la calle Ballesta una excepcional casa de comidas de las de siempre, un lugar sincero donde disfrutar de buena comida y buena compañía. No es especialmente barato, el precio medio supera los treinta euros pero sin duda lo vale, además de un servicio rápido y atento -podréis conocer al mismísimo Perico- todo está muy rico. Personalmente me quedo con la ensaladilla rusa y la merluza a la romana. De postre, cuajada con miel.

02/01/2011

Madrid cañí

Un salón cañí, repleto de fotos, recortes de prensa y trajes de chulapos, lleno de gente, con Perico saludando a unos y otros, cantándote lo que puedes comer, y si es menester y se tercia incluso decidiendo lo que te vas a comer, que para eso es el salón de su casa, con su hermana dando paseos con fuentes de croquetas, con bandejas de chuletas, …, un salón en el que no me cuesta imaginar a mi abuela cuajando tortillas ni a mi abuelo tomando un chato. Una taberna castiza que si eres de fuera piensas que es un reclamo para turistas, pero en la que si eres de Madriz, pero de Madriz con z, que es como lo pronunciamos los madrileños, al minuto te sientes tan cómodo como en el salón de tu casa.

La cocina es igual de sencilla que el salón, natural, sin pretensiones y sustentada en el género y en unas manos que aprendieron a cocinar cuando en las tabernas aún se hablaba de guisar y no de restaurar (¡qué va a ser de nosotros cuando esta generación nos falte!, quién va a saber darle ese punto a los platos de toda la vida, ¿Ferrán Adriá?). De los entrantes imprescindibles las croquetas de jamón, cremosas y con tropezón gordo, las gambas en gabardina que aquí llaman a lo Colombo, y el arroz a lo cutre, aunque llegó algo pasado de punto. De los segundos muy buenos los albondigos, con o, que probamos porque se empeñó Perico, ofendido al saber que quien me recomendó el local no me había hablado bien de ellos, y que me pareció un plato estupendo, con una carne jugosa y una salsa casera y bien ligada. De los postres lo mejor la crema de requesón con canela.

Sorprendente por su calidad la carta de vinos, aunque no tanto la de destilados. Buen café de Illy.

El precio, sin ser barato, me pareció razonable, y el servicio excepcional, si te gustan este tipo locales y su ritual.

Si quieres leer mi opinión más ampliamente, la de mi amigo Mengano, ver las fotos de nuestra comida, o saber que nos parecen otros locales en los que hemos comido, puedes hacerlo en lascomidasdefulanoymengano.com.

18/06/2009

mrw09, un clásico ideal para los amantes de las tapas típicas

Aprovechando la Restaurant Week, el miércoles visité Casa Perico con unos amigos para corroborar las buenas críticas leídas.

Local cargado de solera, uno de esos sitios propios de Madrid con historia y tradición a raudales... Eso sí, un poco adulterada y exagerada con el fin de atraer turistas y visitantes a la ciudad...

De entrantes tomamos las excelentes croquetas, las muy buenas gambas colombo (gabardina) y la correcta ensaladilla.

Como segundo, no nos convencieron mucho las opciones y al final nos decantamos por la ternera a la plancha, que básicamente son filetes de ternera, que estaban buenos sin más.

A los postres, natillas regulares y correcto el helado de turrón. El vino, un Ribera, bastante bueno. El servicio lento y un poco despistado.

Gracias a la promoción salimos a 21 euros con vino y postre.

Un buen sitio para quienes visitan Madrid por primera vez, para turistas extranjeros y para amantes de lo tradicional... Las croquetas y las gambas, imprescindibles. Los que busquen toques de modernidad y nuevos sabores, mejor abstenerse.

Para los interesados, a saber, la calle, no es que sea muy glamourosa...

04/02/2009

comida tradicional muy buena

Es una tasquita donde se come estupendamente. En general todos los platos están muy bien y hechos con productos de muy buena calidad. Para mi lo mejor de este restaurante son los platos de cuchara y los pescados. Los primeros son un poquito más flojos, pero no están mal.

08/01/2012

Comida casera a buen precio y excelente ubicación si estás por esa zona de compras. Sus platos tradicionales de cuchara te darán fuerza para continuar con las rebajas.

Lo recomiendo.