Hakkasan Mayfair

Ordenar por:

relevancia fecha

11/12/2017

Ambiente de Mayfair

29/10/17

Mayfair, el barrio mas exclusivo de Londres, la mayor proporción coche de lujo por habitante del planeta, es mas, no verás ni un solo coche “normal”.
Todas las marcas de lujo imaginables, galerías de arte, joyerías, hasta concesionarios de jets... El paraiso de los petrodolares y demás afortunados.

Difícil describir la experiencia de Hakkasan, una mezcla de Ramsés y Amazónico. Cruzas la puerta y te empapas de un ambiente ruso (bling bling) local oscuro con músicon, chicas guapas, muy guapas y requeteguapas, chicos guapos también, pero con más pasta que gracia.

Cuenta con una estrella Michelín, lo cual resulta de chiste, si usaran los mismos criterios en todas las ciudades Madrid contaría con un puñado de estrellitas de moda (Amazónico, TenConTen, Bibo...)
A mí me pareció una experiencia divertida, la comida muy average (exceptuando la Degustación de Dim Sum que me pareció realmente buena) y como era de esperar la cuenta subió hasta las 120GBP.

13/07/2016

Chulo aunque algo ruidoso

La estrella es más por el sitio que por su comida. En cualquier caso, merece la pena ir.

09/04/2014

ASIÁTICO DE MODA EN UN GARITAZO CON MUSICÓN

HAKKASAN es uno de los restaurantes de moda más famosos de Londres y tiene dos locales.

El original se encuentra en un callejón en Hanway Place; abrió en 2001 y en 2003 le otorgaron 1 estrella michelín que aún mantiene.

Debido a su éxito, en 2010 abrió un mega local en Mayfair, obteniendo en 2011 otra estrella michelín.

Ambos locales molan mucho pero según lo que me han contado suele estar más ambientado el de Mayfair que es donde yo he ido a cenar.

Consta de dos plantas y es bastante laberinto pues está lleno de salones, barras, reservados, etc.

La iluminación es muy oscura y de fondo suena musicón a volumen bastante alto. Me encanta ir a restaurantes de este estilo. Habrá muchos a los que les repelerá Hakkasan por precisamente el nivel de música y ruido que hay pero en esta vida hay momentos para todo. Y así, para una cena de viernes noche con amigos o con un ligue, me encanta cenar en un sitio de este estilo y luego ya ir de copas.

Echo bastante de menos en Madrid restaurantes así. Porque sinceramente, basta con ir a cualquier sitio de moda en Londres, París o NY para ver que Madrid es un pueblo. Ya os lo contaba a raíz de mi crítica de Coya (un buen peruano). En Londres vas a un restaurante, para un Ferrari en la puerta y nadie se inmuta porque a los 30 segundos aparece un Maserati y luego un Mercedes con chofer de donde baja una pareja de pibones. Eso mismo ocurre en Lateral y la gente directamente se desmaya por la emoción.

De este rollo, salvando las distancias, en Madrid podemos tener Ten con Ten o Luzi Bombón. Y os digo una cosa, yo a Kabuki Wellington los viernes por la noche le metía música, y ese sí, podría mirar de tú a tú a Hakkasan o Nobu Londres, incluso por encima del hombro ya que se come muchísimo mejor.

En definitiva, Hakkasan implica lujo, ambientazo, moda. Merece mucho la pena visitar este tipo de restaurantes de moda cuando uno sale de Madrid.

Pasando a la comida, no doy crédito a que tenga una estrella michelín. Es completamente surrealista. Se come bien pero no es nada especial. Asiáticos de esa o parecida calidad hay varios en Madrid (currys de Annapurna o de Oam Thong, dim sum o pato pekinés de Tse Yang) y ninguno tiene estrella ni se la espera.

Me indigna que los de Michelín usen criterios diferentes según el país o la ciudad. Una estrella tenía que ser igual en Madrid que en Tokyo que en París. Y no lo es, ni de lejos. Porque si lo fuera, o Hakkasan no tendría estrella o en Madrid la debería tener Ten con Ten. Igual ocurre en Tokyo donde hay sitios de sushi con una estrella michelín que visitas y no entiendes cómo ellos pueden tener estrella y no tenerla 99 sushi bar o Miyama.

Aclarado esto, repito que en Hakkasan se come bien pero no esperéis ninguna maravilla.

Recomiendo pedir una variedad de dim sum (15 libras). Te traen 4 piezas para cada uno y están buenísimos: de vieira, de pato y de gamba.

Pedimos también un plato nuevo que era el “smoke beef rib” (23,50 libras) que me recordó por su melosidad y sabor a las costillas wagyu de Kabuki. Muy rico.

El “roast satay chicken” (18,50 libras) es pollo con piel crujiente y bañado en una rica salsa de cacahuetes. Correcto el pollo y adictiva la salsa.

También tomamos el “spicy prawn” que no deja de ser un curry picante de gambas. Bueno pero como el que te puedes tomar en cualquier asiático decente de Madrid.

Todo acompañado de arroz (3,50 libras) que viene muy bien para las salsas de los diferentes platos.

También tomamos un postre llamado “jivara bomb” (8,50 libras) que era una especie de helado con crujiente de chocolate.

Todo esto, para dos, con 2 botellas de vino Chateau Barbe Blanche a 55 libras cada una, salió a 223 libras, lo que viene a ser 270 euros.

Puede parecer carísimo, y es que fue buena hostia, pero aclaremos. No es normal que entre dos se beban dos botellas de vino, así que habría que descontar 55 libras. También fue mucha cantidad de comida. Nos atendió un camarero español al que le dijimos que nos aconsejara en cantidad y se sobró. No hubiera pedido las gambas por ejemplo. Por tanto, creo que lo normal entre dos es pagar 150 libras (180 €), es decir, unos 90 € por barba. Para ser Londres y sitio de moda, creo que lo vale. No obstante, una vez y no más Santo Tomás. Y es que a estos sitios con conocerlos una vez ya es suficiente.

02/01/2012

Frus lo descubrió en enero de 2012

Chino de lujo en Mayfair

No soy un fanático de la cocina asiática, pero sí mi mujer, y me insta a calificarlo con 5*.

El de Mayfair es el más reciente de los Hakkasan londinenses. El local es amplio, en dos plantas, bien decorado, con un ambiente de luz tenue en tonos azulados, muy agradable. Se encuentra a 30 metros de Berkeley Square, a un par de manzanas de Regent St.

La carta es amplia, con muchos platos especiados y materia prima de calidad. Nos decantamos por unos rollitos de pato y dim sum variados como entrantes. De segundo mi elección fueron las chuletitas de cordero a la pimienta y mi mujer pidió una lubina en salsa de miel un poco picante, pero muy rica. Todos los platos, postres incluidos, estaban buenísimos.

El servicio sobresaliente, sin duda.

Comer sin vino (con agua y cervezas) sale por 80£ por cabeza.

08/10/2012

Este es el local de Mayfair, en la misma línea que el de Tottenham Court Road: comida china rica, decoración chula y música a tope.

El primero y homónimo: 11870.com/pro/hakkasan