Jardín Botánico Atlántico

Ordenar por:

relevancia fecha

12/05/2007

demimismo lo descubrió en mayo de 2007

Un paseo agradable

Desconexión asegurada dando un paseo entre todo tipo de vegetación (exótica y no tanto). Lo mejor es ir sólo y entre semana, no hay nadie y se vive de otra manera el sitio.

En verano hay un montón de eventos, algunos incluyen música en directo o cuentacuentos.

En primavera es un lujazo echarse un rato en las tumbonas de madera que hay justo al final del itinerario atlántico.

12/05/2008

Un museo vegetal

Un museo vegetal de 16 hectáreas, con 30.000 ejemplares de más de 2.200 especies diferentes.
Está dividido en 3 tramos, La Factoria Vegetal (los comestibles del viejo y nuevo mundo), El Entorno Cantábrico ( la vegetación tipica de la región) y el Itinerario Atlántico (vegetación tipica de la costa Americana, tanto la del hemisferio norte como la del sur)
La visita guiada dura algo mas de dos horas y es muy aconsejable para no perderse nada de la gran variedad que hay.
En las noches de verano hay representaciones teatrales (Las noches mágicas) Los personajes que se interpretan pertenecen a la mitología asturiana. Estas funciones están tan demandadas que hay que reservar las entradas con mucho tiempo.

Aún así el ayuntamiento en su afán por hacer cada vez más publico el jardin tiene lo que se conoce como el boletin enVerde, donde divulgan las actividades que se desarrollan en el seno del Botánico.

09/09/2008

A las afueras (muy a las afueras) de Gijón se encuentra este sitio estupendo. La chica de la entrada nos dijo que se podía ver en dos horas, pero qué va, merece dedicarle toda una tarde o incluso un día entero.
Se compone de varios jardines temáticos: árboles, flores, plantas útiles para el ser humano (¡venenosas y de usos rituales también!), de América, Europeas, recreaciones de ecosistemás nórdicos (patrocinados por Ikea), canadienses, un jardín romántico, japonés, y que no falte el riachuelo y las vaquitas.
Una delicia, donde, además, te des cuenta de lo ignorante que eres al no saber distinguir una tomatera de una pimentera, por poner un ejemplo que me ha salido así de pronto. Lo dicho, que somos demasiado urbanitas hoy.

También tienen una tiendecita de recuerdos y un vivero.

09/03/2009

Pequeño Paraíso

Uno de mis lugares favoritos

08/08/2007

Precioso con una carbayones únicos.
Hay conciertos en verano y son chulísimos.