Ordenar por:

relevancia fecha

22/12/2014

Para hacer de turista una vez y no volver

No entiendo muy bien el encanto de este sitio, mesas para hobbits, apiñadas, con taburetes medio inestables que acabas con los riñones destrozados o con bancos de madera donde a duras penas cabes... Limpieza justa, justa, nuestros cuencos para el vino (al estilo gallego) los trajo la camarera con el dedo dentro. Ah, hace frío además, creo que para evitar que la gente alargue la cena y seguir doblando y doblando mesas...
Sobre la comida, es un gallego, la carta escrita de mala manera (rollo pintoresco, pero a mí me parece cutre) sobre una tablilla redonda de madera. Recomiendan los arroces, como fuimos por la noche no nos atrevimos. Tomamos la tabla de quesos gallegos, que estaba bien, pimientos del piquillo, buenos, choricitos fritos consistían en un guiso de chorizos y patatas, no me gustó especialmente. Las croquetas de queso de tetilla no estaban bien conseguidas (frías). El pan es gallego y está muy bueno, casi lo mejor.
A las 9 estaba lleno y no paraba de llegar gente que se queda de pie delante de las mesas de enanitos leñadores (un poquito de presión...). El público está formado por turistas (japoneses sobre todo, madre mía en qué guía nipona han colado este sitio), turistas españoles (cómo nos gusta lo barato aunque sea cutre), grupos de amigos menores de 30 (ya se arrepentirán de mayores...).
Párrafo aparte merece el servicio, en todas las críticas que he leído se menciona y está claro que al dueño de Maceiras le da igual (no parece que le venga nada por gestión de RRHH y atención al cliente, pero oye, tiene el local lleno...). Las camareras son desagradables, te arrojan la comida, te miran mal si pides cualquier cosa (ah, nada de mejillones al vapor, están en la carta pero no los tienen y ya está, vale????), en fin. Advertencia, no hay coca cola, no es que me importe a mí que no tengan coca cola para comer, a lo mejor es su rasgo de mejor gusto, pero como hay muchos seguidores lo pongo. Admiten tarjetas (creo que hace un tiempo no) y no admiten reservas. Ah, y tienen una tele, para rematar la cena, vaya.

spider72

Maceiras me pareció un despropósito cuando fui hace un año o así a pesar de qu era aun gran sitio antes...

Lo de la tele ya es de libro...

22 de diciembre de 2014

21/05/2014

Maceiras

Este Maceiras no ha mejorado con el tiempo, más bien todo lo contrario. O quizá yo he cambiado y ya no tengo la ilusión de entonces, porque hace ya algunos añitos me pareció muy chulo y "auténtico".

Más de 5 ó 6 años después hemos vuelto.

EL local no ha cambiado: pequeño-pequeño (siempre tiemblo al pensar como serán las cocinas de este sitio), con mesas de taberna de los hobbit y taburetes de barriguitas (una nancy ya estaría incómoda).

La carta está pintada a mano (y cutre pero tiene su cosa) en una tabla y hay un cartel que dice "no hay coca-cola" (esto último me mola).

Recordaba hace años un producto excelente pero lo que nos encontramos fue algo bastante ramplón: buenas jarras de cerveza pero unas raciones más que tristes, especialmente unas almejas a la marinera que sólo sabían a salsa caliente (eso sí que estaba, muy, muy caliente).

En fin que creo que han caído en brazos de la turistería con paladar de cartón piedra.

Uno menos en la lista.

01/06/2014

reventar a base de producto gallego

Una tasca gallega donde degustar raciones a un precio asequible. sera por ello que encontrar mesa es tarea imposible a no ser que vayas a las 12.30 0 1 del mediodia.
Destaco el arroz caldoso que solo se sirve a mediodia y que esta buenisimo y es contundente sobre todoaconsejable para dias invernales.
RAciones de padron, pulpo,lacon, etc...
Precios populares y todo regado con vinillo de la tierra

11/02/2014

Gallego mundial

He ido varias veces a este gallego, probablemente el más popular de Madrid a juzgar por las colas que hay en la puerta. Si vas pronto, puedes comer más cómodo, pero si no, tienes que estar dispuesto a almorzar o cenar "codillo" del vecino.

La relación calidad precio es correcta. Lo mejor, pedir algún entrante (el pulpo era bueno) y luego el arroz caldoso.

Sales a 15 euros por cabeza, con buen vino (Martin Codax).

07/01/2015

Con amigos

Un Gallego para ir con amigos y echar unas risas. Ves con tranquilidad, siempre hay cola.

21/07/2013

Bien

Aunque reconozco que para mi se acabo la gracia del Maceirasy que en caso de duda preferia el de la calle de Jesus, es un socorrido restaiurante, con cocina honesta y precios mas honestos todavia... mas gente que la guerra, me temo que salen en muchas guias de viaje y si eramos pocos, pario la abuela... altamente recomendado, aunque sin ningun tipo de filigrana cocinil

09/12/2014

Estaba todo bastante bueno.
pimientos
almejas
croquetas caseras
tarta de santiago

Cosas a mejorar:
- Llamamos con varios días de antelación para reservar la mesa redonda (éramos 10) y nos dijeron que no lo aseguraban, que si estábamos pronto como a las 21h tendríamos más oportunidad de ubicarnos en ella. Llegamos a las 21h del viernes, y la mesa estaba libre, pero no nos quisieron sentar en ella. Durante toda la cena estuvo vacía hasta que casi al final, sentaron a cuatro chicas.
- Nos apremiaron a vaciar la mesa preguntándonos si queríamos chupito cuando estábamos con el postre.

23/07/2012

TRATO DEMENCIAL Y CALIDAD CUTRE

Pocas palabras para describir esta taberna apiñada de mesas y atestadas de turistas ingenuos deslumbrados por sus precios " BARATOS ",PERO A LA VEZ CARIIIIIISIMOS.....
La carta del establecimiento son unas maderas pintadas con no mas de una docena de platos,en su gran mayoria infumables y en raciones pequeñas.......por no hablar del hacinamiento de mesas y personas en minimo espacio.
El servicio impetuoso y con ganas de cobrarte para doblar mesas.
El tema de vinos,mejor no tocarlo.
Tiene otra sucursal mas en la Calle Jesus,en plena zona guiri......es de esos sitios que se estan forrando dando bazofia que cuentan que es gallega.
Sitio para no volver.

athreidesGP

Hombre, como gallego que soy, tengo que decir que lo que sirven en este sitio es bastante gallego, de hecho de lo más auténtico de Madrid. Hay que partir de que hay muchas categorías de restaurantes gallegos, y evidentemente este está al nivel en cuanto precio y producto de las mejores tascas y tabernas gallegas. No se puede comparar con otros restaurantes de más categoría.

5 de noviembre de 2013

19/04/2012

Triste

pero cierto. No me gusta. Ayer fuimos al Nova Galicia y estaba petado y me dijo la Martiña, vamos al Maceiras que se come bien. Ahí que fuimos. Arrivamos a las 22.50 de la noche y el local hasta la bandera y con gente esperando fuera, ¿crisis? ¿quién dijo crisis?. Como sólo éramos 2, pa dentro en un momento. Nos ¿acomodamos?, espera, no, nos arrinconamos como pudimos y pedimos. La atención es bastante rápida y pedimos 1 de calamares, 1 de croquetas de bacalo 1 de mejillones con salsa marinera, 1 agua y 1 cunca de Godello. Hasta nosotras llegaron 5 croquetas muy muy ricas, una bandeja a rebosar de mejillones, ni fu ni fa, como los mejillones a la marinera de mi madre nada y los calamares frescos. El pan de centeno, del que entra morriña según te lo vas comiendo y el godello fresquito y rico. Luego apagaron la luz, sonó el esconxuro y se pusieron con la queimada, eso moló. Lo que no moló tanto es que cuando pedimos la cuenta nos tocara pagar 38€. No nos salía la suma hasta que vimos la factura. Al pedir, la camarera, la que llevaba el pelo a lo rastafari, pero con trenzas, pero recogido a lo selva amazónica, bueno, una de las camareras, nos puso 2 raciones de todo sin haberlo pedido nosotras previamente. De ahí se deduce que yendo 2 personas si no especificas te mulltiplican tu pedido por 2, en fin, aprendida la lección. Al amanecer de hoy mi amiga Marta se está yendo por la pata abajo y mi tripa hace unos ruidos sospechosos y tengo una sed inusitada, así que además de timadas, moribundas. Resumiendo, mal, muy mal. La única estrella que le doy es por el pan que estaba cojonudo.

16/08/2013

tenía una muy buena calidad-precio...

Lo que más me gusta de este sitio es el ambiente que tiene. Entras y el propio local te dice; "aqui te lo vas a pasar bien" y sí, es cierto, pero además vas a comer bien y no te vas a dejar un ojo de la cara.

Punto negativo: Mucha mucha gente y ahora muy poca personalidad

28/10/2011

cada vez peor

Es el clásico bar gallego de Madrid para guiris en Huertas, siempre abarrotado de gente, que a media noche apagan las luces y hacen una queimada con un sonido en altavoz de fondo, todo bastante cutre, por cierto.
Las entradas o tapas suelen ser bastante malas y escasas (el lacón es para tirarlo directamente a la basura y la ración de pimientos de Padrón, triste por lo escaso) sin embargo, lo salva el arroz: siempre correcto.
El servicio es mal encarado, a veces rayando lo maleducado pero no los culpo: tiene todo la pinta de ser el clásico lugar donde los trabajadores echan más horas de la cuenta por culpa de algún listillo empresario. Tienen toda la cara de gente muy amargada.
Aún así, cumple su función: Sin pretensiones pero para lo que da, se me antoja caro.

27/02/2012

Solía gustarme mucho este lugar, pero he ido hace unos días y me he quedado con una pena enorme de ver que ha cambiado mucho. El pulpo ya no es lo que era, la ración de pimientos tampoco y la tabla de quesos.... muy mal puesta y los trozos de quesos eran tristes, casi la cáscara. Es verdad que sigue siendo barato, pero a mi ya no me compensa en relación calidad/precio. En fin, que me he ido muy desilusionada, sobretodo, porque era de los pocos sitios que me gustaban por la calle huertas.

20/04/2011

Gallego Low Cost

Y claro el low cost es lo que tiene. El sitio tiene su encanto y ambiente de tasca conseguido, quizás para mi gusto un poco folclórico de más en la decoración
La comida acorde con sus precios, justitos ambos.
El pulpo desde mi punto de vista su punto débil, siendo un gallego debería defender mejor ese plato, no es que los demás platos sean ninguna maravilla que reitero están justitos en línea con su precio, pero el pulpo el pulpo creo que se podría mejorar incluso para ese precio
La política de NO a casi todo (no cochecitos, no tarjetas, no coca cola, no...) me resulta atrevida pero sincera, nos somos así e o carallo (como diría un gallego)
Dudo entre las 2 o 3 porque realmente esta OK para el precio que tiene, pero realmente A MI no me gusta