Meson-Restaurante Jose Maria

El equilibrio de una cocina singular, producto de la fusión entre el respeto por la tradición y la creatividad innovadora.

descripción completa de Meson-Restaurante Jose Maria

Ordenar por:

relevancia fecha

25/01/2017

Mítico y con razón... algo superado en precio

Decoración de mesón de toda la vida. Con 100 personas en plantilla, imaginate el ritmo en la barra y restaurante.

Croquetas bien, revuelto de setas muy rico (aunque le pondría un huevo más), excelente caza y buena carne.
Tiene una amplísima bodega. Son los dueños de Carraovejas, y sorprende que esté 6€ por encima la botella, pero éste es un vicio que hace con todos los vinos.
Excelente servicio, y por ahí anda Jose Maria paseándose por las mesas y preguntando qué tal va todo.

60€ por persona. Pero es para volver, por mimo, calidad y ese cochinillo!

13/08/2016

Asados y Carraovejas

La barra muy grande, y siempre hasta a lo topes...
En el comedor, todo el mundo pedía el cochinillo, pero nosotros nos decantamos por el cordero, que estaba excepcional...

La ultima vez pedimos cochinillo y chuletitas de cordero, todo buenísimo.
La atención rápida, simpática y José Maria pasa por las mesas amablente a saludar.

13/03/2016

Jose María o la casa del Sublime Marrano

Tremendo cochinillo asado el que ofician en el Mesón Jose María de Segovia. Todo un clásico que nunca falla. Sublimación del arte de asar castellano.
Siempre que visito este lugar pienso en probar algo distinto de la carta, que tiene algunas propuestas más actuales dentro del clasicismo que impera en su propuesta, pero al final acabo cayendo en la tentación de pedir su cochinillo o su cordero asado, que no le vaos a la zaga. Esta vez no ha sido distinto y he probado ambas cosas, aunque mi opción principal fue el cordero. Simplemente,bordan los asados.
Unos entrantes sencillos de tempura de verduras y combinado de sardinas marinadas y anchoas han servido para amenizar la espera de los asados pero sin hacer demasiada mella en el estómago, que uno viene aquí a petar la maquinaria con los asados. Todo bueno, pero mejor las anchoas y sardinas. Para acompañarlo todo, el vinate de la casa; Pago de Carrovejas (bodega propiedad del mismo Jose María). Un vinazo a precio de coste, prácticamente.
Sólo le pongo un par de peros a la zampa: ensaladas pobres para acompañar a tremendos manjares. Deberían pensar en poner algo más digno que una triste lechuga con tomate y unas aceitunas en una bandeja desgarbada. Postres normaleras... por lo menos la tarta de manzana que he probado.
Los puntos negativos se compensan con un servicio excelente. Nuestra mesa era un Miura de los difíciles: 12 adultos y 6 niños revoltosos....pero han lidiado con ello perfectamente. En todo momento han estado pendientes de todo, incluidos detalles con los peques. Muy bien. Además, a la hora de servir los asados, el Maestro Jose Maria se encarga del ritual del troceado con plato. Mucho arte sirviendo su principal manjar. Momentazo que le da un plus de míticismo a la experiencia...muy apto para mitómanos :-)

De todos los sitios clásicos de Segovia city (Cándido, Duque, etc) este es, para mi, el mejor. Visita obligada

Gath

Buena reseña Alvaro y muy de acuerdo con el ultimo párrafo: el mejor de los clásicos con diferencia.

13 de marzo de 2016

07/04/2016

Restaurante José María. O cómo morir de gusto comiendo cochinillo.

Ésta es otra de esas entradas donde más que venir a descubriros un nuevo lugar, venimos a rendir homenaje al buen comer.

Y es que quien haya estado en Segovia casi con total seguridad cuanto menos habrá oído hablar de este restaurante y de su gran anfitrión, Don José María Ruíz Benito.

Yo descubrí este sitio hace ya bastantes años y probar su cochinillo fue una de esas experiencias que te marcan un antes y un después. Desde entonces no perdono un año sin al menos hacer una visita a este templo de la gastronomía.

En su afán por ofrecer el mejor cochinillo han llegado a crear su propia corte-criadero realizando estudios e investigaciones sobre el cruce de razas y nutrición de las madres, de modo que obtuvieran un producto de primerísima calidad. Y así ha sido.

Sigue leyendo en...

gastrobloggia.com/2016/04/restaurante-jose-maria-o-como-morir-de...

26/10/2015

Excelente Cochinillo

Comida Octubre 2015

Nueva visita a José María, lleno hasta la bandera como siempre. Esta vez nos sentamos en el comedor del fondo que es mas tranquilo que el principal.

Entrantes: Salteado de Setas (que estamos en temporada) y Croquetas de jamón, grandes, cremosas y crujientes por fuera.

Los principales fueron dos de Cochinillo y dos de Cordero Lechal, en esta ocasión me decanté por este ultimo pero también pude probar el cochinillo. Ambos super jugosos, con una cocción perfecta (un manjar de dioses), a mi personalmente los asados en general y el cochinillo en particular me encantan y que los trabajan muy pero que muy bien.

Postres, Helado, Natillas y Ponche Segoviano, yo que no podía mas después de haber liquidado mi lechal y haber atacado ferozmente al cochinillo (lo bueno de ir con gente que no come mucho) no pedí postre, pero aún así tuve el valor para darle a la mitad del ponche.

A pesar de estar lleno, el tiempo entre los platos fue el correcto, creo que tienen varias cocinas, y el servicio por parte de los camareros muy bueno como siempre. Al final de la comida apareció Jose Maria saludando mesa por mesa, muy simpático y cercano.

No falla este restaurante, y el cochinillo de los que he probado si no es el mejor, está entre mis favoritos sin duda.

-------------------------------------------------------------------------
En dos ocasiones he visitado este restaurante y siempre hemos comido un cochinillo espectacular. El local es grande con zona de bar y luego el restaurante, decoración castellana a tope como tiene que ser en un asador y muchos camareros sirviendo cochinillos sin parar. Da igual la hora que sea siempre hay gente comiendo, los hornos de esa cocina tienen que ser brutales.

De los que he probado es de los mejores si no el mejor junto con otro restaurante de arevalo, el precio un poco subido 25 la ración sin guarnición claro pero merece la pena. Mejor reservar porque está hasta los topes al menos en fin de semana que es cuando he podido ir.

Detalle importante cuenta con aparcacoches, un puntazo porque aparcar por esas calles estrechas y peatonales como suele ser el casco histórico de cualquier ciudad es misión imposible. Otra opción es aparcar a la entrada de la ciudad y subir dando un paseo o ir en moto (ruta en moto y cochinillo = plan perfecto).

Meson-Restaurante Jo...

Estimado amigo.

Muchas gracias por su comentario. Siempre es un placer recibirles y efectivamente siempre es recomendable realizar reserva previa para poderles atender como se merece.

Un saludo y hasta pronto.

25 de mayo de 2015

02/01/2015

Magnifico restaurante y buena barra de tapeo

Desdubrí este sitio hace años, en Semana Santa. Además fui a eso de las 15.00 de la tarde y la fortuna esta vez se alió conmigo, ya que me sentaron enseguida porque les falló una mesa que tenía reserva. El cochinillo de escandalo, y si os fijais en la carta, vereis unos curiosos analisis que realizaron a este plato en la Universidad de Granada.
Al día siguiente fui por la noche a tapear y también está de escándalo para estos menesteres; no dejes de probar la morcilla.
El dueño del restaurante tiene una bodega y tienen un vino de autor llamado "Pago de Carraovejas", que acompaña muy bien los manjares que tienen en esta casa. A mi me acompañó de vuelta a Granada una caja de este excelente vino, con el que sorprendo siempre a la gente especial que me visita. pagodecarraovejas.com

A lo largo de los años he repetido en varias ocasiones cada vez que visito esta bella ciudad, tapeando en el local y comprando el excelente vino "Pago de Carrovejas", El personal del local siempre atiende con la misma amabilidad y simpatía aunque el local esté a rebosar y las tapas cada día más ricas. Ahora tienen algunas especiales, en "tostas", por un precio que ronda los 3 y los 5 €, pero que sin duda merecen la pena.

Meson-Restaurante Jo...

Estimado amigo,

Muchas gracias por las palabras que dedica a nuestra casa. Para nosotros es muy importante lo que comenta y es que conciban nuestro restaurante como su casa en Segovia y que nos vengan a visitar cuando llegan a nuestra hermosa ciudad. Nosotros estaremos encantados de recibirles y atenderles y seguiremos trabajando para nuestros platos les gusten y sorprendan.

Saludos y hasta pronto,

23 de diciembre de 2013

Malatesta

Voy a hacer una escapadita navideña a Segovia un par de días y el trato acogedor ya se nota incluso por teléfono cuando reservas: "El viernes a las 15.00 igual tiene que esperar, pero no se preocupe, que le haremos agradable la espera". Pero que arte que tiene aquí. ¡Mañana cochinillo!

25 de diciembre de 2014

Malatesta

Pues ya estoy de vuelta y todo sigue igual de bien. Esta vez no ha habido serte y no vendían Pago de Carrovejas" del año, ni una botellita, porque parece que andan escasos. Pero estuve almorzando el viernes y como mi acompañante nunca había comido allí pedimos en menú degustación segoviano y me gustó más que la última vez que lo degusté, porque han cambiado alguno de sus elementos, en concreto el bacalao y unas setas extraordinarias. ¿Por cierto, hay manera de saber el nombre de los platos del menú actual?. El sabado tapeamos allí y descubrí con gran regocijo, que también tienen vermut de grifo, brevaje con el que dí por concluida la jornada.

2 de enero de 2015

Meson-Restaurante Jo...

Estimado amigo,

De nuevo le damos las gracias por visitarnos una vez más. En nuestra página web puede consultar a demás de las cartas de viandas y vinos que servimos en nuestro restaurante, nuestro menú degustación por temporada.

restaurantejosemaria.com/cartas/platos/menu-degustacion

Será un placer volver a recibirle de nuevo pronto. Hasta entonces reciba un cordial saludo.

5 de enero de 2015

22/03/2015

Sencillamente fabuloso

Para nosotros tres era un día muy especial, extremadamente especial. Habíamos ganado el juicio contra una gran aseguradora médica por el fallecimiento de mi suegro, a causa de una negligencia médica. A pesar de nuestro dolor por todo lo pasado durante estos años, estábamos contentos de que, por fin, se hubiera hecho algo de justicia. Y como mi suegro entendía las celebraciones comiendo un buen asado, decidimos ir a celebrarlo a Segovia. Los tres: mi marido, mi suegra y yo. En su honor. Por supuesto, con reserva, porque ya conocíamos José María y que se pone hasta los topes. No nos decepcionó (una vez más) y fue la mejor elección que pudimos hacer. Pedimos un cochinillo entero y, evidentemente, no pensábamos comernóslo todo en ese momento, pero lo que no nos comimos nos lo empaquetaron para llevar de forma admirable y hasta diría que casi poniendo todo el cariño del mundo. Ni qué decir tiene que el cochinillo estaba exquisito. De Segovia al cielo en esos momentos. Solo un entrante de jamón y lomo ibéricos y un buen vino Pago de Carraovejas para regar esos manjares. Excelente atención y excelentes viandas. Yo creo que intuían que para nosotros era un día especial. Gracias por la profesionalidad de todos.

Meson-Restaurante Jo...

Estimada amiga,

Lo primero gracias por habernos elegido para una celebración tan especial. Nos alegra conocer que hemos estado a la altura de las circunstancias. También queremos agradecerle sus cariñosas palabras hacia nuestra gastronomía y equipo. Será un placer volverles a recibir en otra ocasión.

Hasta entonces reciba un cordial saludo.

6 de abril de 2015

19/08/2014

SORPRENDENTE Y DESILUSIONANTE INSATISFACCIÓN

Después de haber comido en otras ocasiones en el Mesón de Cándido y en El Bernardino y habiendo leído las excelentes críticas vertidas por la gran mayoría de sus visitantes sobre este restaurante, decidimos probar para ver qué tal… y la experiencia se puede calificar como absoluta decepción.

En primer lugar, no encontraban la reserva hecha hacía cuatro días y, tras un tiempo de incertidumbre, nos instalaron en una mesa, no sin alguna que otra reticencia (incomprensible).

El local, mesón del montón, nada que ver con el encanto del Cándido (con sus habitaciones, sus vistas al acueducto, el servicio del cochinillo,…).

El servicio atropellado, a un ritmo vertiginoso, más propio de un bar de carretera. Diferencia de trato, enseñando el cochinillo antes de cortarlo a unas mesas si y a otras no (a la nuestra no), lo mismo que el dueño (con medallas incluidas), acercándose a las mesas que él creía conveniente (en este caso, a la nuestra si y a otras no).

En cuanto a la comida, ni aun suponiendo que fuera un mal día, no tiene ninguna justificación:

Entrantes:

- Los judiones del Real Sitio acompañados con las delicias del gorrino: lo único que realmente valió la pena de la comida. Muy buenos.
- La sopa castellana «clásica» con pan de candeal y reposada en cazuela: sosísima y totalmente insípida, parecía pan mojado en agua.

Plato principal:

- Denominación Marca de Garantía «Cochinillo de Segovia»: siendo su plato referente, nos defraudó hasta límites insospechados. Sin sabor, corteza correosa, nada crujiente (hasta el punto de tener que dejarla), carne reseca, presentación totalmente descuidada (casi por fuera del plato y no por las dimensiones). Inaceptable.

Postre:

- Nuestra tarta «Ponche segoviano» con crema de vainilla y helado de turrón: de los peores ponches segovianos que hemos probado.

El precio, junto con pan (2,8 €), 2 cervezas (4,8 €), agua (2,4 €) y 1 café (1,8 €): 88 €.

En definitiva, restaurante muy, muy por debajo de nuestras expectativas, dejándonos una sensación de fraude total. Sintiéndolo mucho, para no volver.
Así, de los visitados hasta ahora, nos quedamos con la puesta en escena y la situación del Cándido (y cochinillo bueno, al menos mucho mejor que en este) y el Cochinillo/ Cordero de El Bernardino.

visita: Julio 2014

Meson-Restaurante Jo...

Estimado amigo,

Lo primero agradecerle por supuesto su visita a nuestro restaurante y su opinión, ya que dentro de nuestra política de calidad, toda crítica constructiva siempre nos ayuda a mejorar.
Lamentamos enormemente si su experiencia no fue satisfactoria y no estuvo a la altura de las expectativas que nuestro nombre generan. No podemos más que disculparnos. Entendemos que sobre gustos no hay nada escrito y que la decoración y otros aspectos pueden gustar o no. Lo que está claro es que nuestra gastronomía y atención siempre se guían por unos varemos de excelencia y calidad y así debe de ser en cada momento y con cada comensal. Lo que sí nos gustaría es romper una lanza a favor de nuestro equipo, tanto de sala como de cocina, puesto que su buen hacer y profesionalidad no queremos que queden cuestionados, ya que es mucho el esfuerzo y dedicación de todas y cada una de las personas que componen nuestra plantilla.

También nos gustaría destacar la labor que realizamos para que nuestros cochinillos destaquen por su terneza y punto de cochura, que hace esa piel crujiente y que tanto nos caracteriza. Lamentar si en este caso no fue así y recomendarle que para otra ocasión, ya sea en nuestra casa o en otro restaurante, manifieste su descontento en el momento de ser atendido, puesto que es entonces cuando se puede solucionar y atenderle de modo que quede satisfecho. Pasado este punto, no podemos más que volver a disculparnos y esperar tener la oportunidad de volver a recibirle para que pueda disfrutar de nuestra gastronomía .

Un cordial saludo,

20 de agosto de 2014

El Paladar de Carola

Entiendo que así debería ser, como bien dice, "en cada momento y con cada comensal" y es por esto que lamento profundamente que, en este caso, claramente, no se cumplieran los objetivos tan encarecidamente perseguidos. Nada más lejos de mi intención el poner en duda la profesionalidad de su plantilla, la cual no se me ocurriría cuestionar (entre otras cosas por mi falta de capacidad para ello) por este medio y, menos aún, con un único contacto (se trata de una simple descripción de lo ocurrido). Por otro lado, agradezco su recomendación sobre la forma de proceder ante tal situación, sin embargo, tengo a bien informarle de que nuestro descontento se hizo (o se debió hacer) palpable tanto en la situación de nuestros platos en la recogida como en nuestra sutil respuesta ante la típica pregunta final del servicio.

Reciba un cordial saludo.

20 de agosto de 2014

Meson-Restaurante Jo...

Recogemos sus sugerencias y nos reiteramos en nuestras disculpas.

Un saludo.

20 de agosto de 2014

Felipe

Obviamente no te pueden enseñar el cochinillo antes de cortarlo si ya está cortado. Si de un cochinillo salen entre 5 y 7 raciones y en tu mesa se comen dos, en otra una y en una tercera otras 4, solo pueden enseñar el cochinillo sin cortar a una de ellas.

21 de agosto de 2014

El Paladar de Carola

Perdona Felipe, pero el comentario me parece de perogrullo. Eso sería evidente si no fuera porque el que enseñaron en la mesa de al lado era el mismo que el nuestro. De cualquier forma, este tema era lo más simple y anecdótico de mi comentario.

21 de agosto de 2014

09/07/2015

Nada excepcional

El cochinillo bueno, correcto,sin patatas.El vino buena calidad precio y el servicio muy atento. Pero me esperaba algo mas, quiza sea que el liston lo pongo alto cuando pago un precio para mi excesivo.

31/03/2014

Todo bien... menos el cochinillo

José María es uno de los nombres más populares cuando piensas en Segovia.

Fui con unos amigos y me sorprendió encontrar un local elegantísimo (nos pusieron en la ampliación que han hecho detrás del restaurante). Pedimos unas alcachofas bastante mediocres (y caras), un surtido de cosas grasientas (no recuerdo el nombre), que era excelente y unas fabes riquísimas.

En el momento cochinillo decidimos ir a tope y compartir raciones del cochinillo tradicional y del preparado a baja temperatura. Uno insípido y el otro planísimo. Un rollo. Nada que hacer contra el que ponían en Lúa, por ejemplo. Yo si vuelvo, que no me importaría, evitaré estos platos, que además eran caretes (24, creo recordar).

Meson-Restaurante Jo...

Estimado amigo, en primer lugar agradecemos su visita a nuestro restaurante y también el comentario que nos hace, ya que toda crítica constructiva la valoramos muchísimo.

Sentimos que nuestro cochinillo no fuera de su agrado, pero al utlizar adjetivos como plano, insípido…, creemos que quizás haya probado este producto cocinado de otras maneras y con cochinillos más grandes por lo que su carne tiene un sabor más fuerte. Nuestros animalitos tienen sólo 3 semanas de vida y se han alimentado únicamente de leche materna (lechones) por lo que su carne es como mantequilla, un sabor muy suave y con poca grasa.

De todos modos, nos encantaría poder recibirle en otra ocasión para que pueda disfrutar plenamente de nuestra oferta gastronómica.

Gracias por su comentario y su visita.

Un saludo.

31 de marzo de 2014

09/09/2012

La factoría del cochinillo.

Demasiado.
Demasiada gente, demasiada carta, demasiada facturación, demasiado para que pueda mantenerse un buen nivel gastronómico.
Me quito el sombrero desde el punto de vista empresarial, pero pasará mucho tiempo hasta que vuelva por allí.
Es imposible con ese volumen que las cosas estén rematadas, y efectivamente nada está rematado; todo está hecho al nivel justo para seguir ganando grandes cantidades de dinero atrayendo a masas ingentes de visitantes.
Preveo que en unos años le ocurrirá lo que a Cándido, que ha declinado irremediablemente desde sus años de gloria.
Cuando un restaurante se convierte en una factoría algo se ha torcido.
En nuestra visita un revuelto muy vulgar dio paso a una carne de caza con una salsa totalmente fallida y unas albóndigas de pescado saladas.Postres también flojos.
Ningún cariño en la elaboración, cocina de batalla alrededor del cochinillo como plato estrella,( es casi imposible asarlo mal aunque te empeñes) , todo esto disfrazado de lugar "con inquietudes" ya que incorporan un pequeño apartado de supuesta "cocina creativa" alrededor de los temas clásicos (se atreverán a hacer una espuma de cochinillo?); apartado en el que no quisimos ni de broma meternos.Sencillamente en Jose maría no es creíble la innovación gastronómica.
Por lo demás, comedores con encanto y atención profesional.
Un sitio para la descarga de autobuses turísticos en busca del supuesto sabor de Segovia, y a seguir llenando la saca.

Meson-Restaurante Jo...

Estimado Ortegacer,

Lamentamos profundamente no haberle generado una mejor impresión en su visita a nuestro restaurante.
Afortunadamente, a pesar de los tiempos que corren, son muchas las personas
que deciden disfrutar de la rica gastronomía de la tierra segoviana en nuestra
casa. Desde 1982 y durante los 30 años que el restaurante lleva en activo, el
número de clientes ha ido aumentado constantemente, por este motivo el
restaurante ha ido también creciendo progresivamente siempre bajo la filosofía
de perseguir la máxima calidad en las materias primas y en su elaboración y por
supuesto, en la atención a nuestros clientes, que son nuestra razón de ser.

En relación a nuestro producto estrella, queremos informarle que todos los
cuidados que reciben tanto los cochinillos, como sus madres en nuestra corte‐
criadero tienen un único fin, la calidad y diferenciación de nuestro producto. Por
eso llevamos varios años investigando sobre la genética, alimentación de las
madres lactantes y los cuidados exclusivos que reciben nuestros cochinillos
desde que nacen hasta que llegan a la mesa. Diariamente, las manos expertas
de nuestros asadores‐cocineros miman este plato para que su delicada carne
tenga su justo punto, y quede jugosamente cubierta por una piel crujiente y
dorada, transformándolo en un bocado singular y exquisito.   

Estamos muy agradecidos a la gran cantidad de turistas y visitantes que
recibimos en busca del sabor de Segovia pero también nos llena de orgullo
contar a diario con la visita de paisanos de nuestra ciudad.

Trabajamos muy duro todos los días para no defraudarlos y para que guarden un grato recuerdo
de nuestra tierra y de nuestro restaurante.  

Sentimos que ésta no haya sido su percepción. Agradecemos mucho su valoración
sobre nuestra atención profesional y la estructura de nuestra empresa, y
esperamos poder intercambiar impresiones en su próxima visita.

Un cordial saludo.

17 de septiembre de 2012

el tío del periódico

Estimado Jose María:
tal vez confunde vd. una respuesta con un publireportaje, pero comprendo que deba ser así, ya que la propaganda es otro de los aspectos del negocio.
Dicho sin ninguna ironía: admiro lo que vd. ha hecho en el aspecto empresarial.He estado muchas veces en su restaurante (tenemos casa por allí), y recuerdo con mucho agrado las sensaciones de auténtica cocina tradicional que transmitía en los años 90.
Pero creo (y esto es una impresión muy subjetiva) que su restaurante es otro de los damnificados por la revolución de la cocina moderna ya que le ha impulsado, en vez de a una profundización en la autenticidad de los sabores tradicionales, a un cierto "amaneramiento moderno", a una cierta "puesta al día" que no le ha beneficiado.
Desde mi punto de vista su restaurante está viviendo de las rentas , de esa fama justamente ganada en los años pasados.
Le contaré una anécdota personal: en los años 80, cuando ganaba mis primeros sueldos, una vez visité Cándido (el patriarca todavía andaba por allí), y a los postres pedí un flan con nata.El sabor de ese flan (y de esa nata) no se parecía nada a lo que conocía en Madrid.Era algo auténtico, de sabor profundo y casero.
Me tomé dos,claro.
Y buscando este sentimiento es por lo que una va (o iba) a Segovia a comer, no para volver a ver otra vez el aburrido ejercicio de alteración de texturas y maridajes absurdos que están por todas partes.

17 de septiembre de 2012

el tío del periódico

Le pondré un ejemplo: su albóndiga de pescado.En primer lugar, estaba salada, algo imperdonable y que denota a las claras la falta de remate y atención que hoy sufre su restaurante.Pero , por otra parte, el sabor era sólo ligeramente marino, la combinación de pescados que allí había (desconocida para mí) no llevaba a ningún sitio, pasaba sin pena ni gloria.Daba la sensación de que podía estar hecha con cualquier cosa de la pescadería más un poco de fondo de pescado, y luego una salsa insulsa, apagada.Pero, eso sí, en forma de albóndiga, que resulta más original.Y, otro ejemplo: la salsa de la carne de caza simplemente estaba mal hecha.Una salsa de carne no se necesita una gran técnica para que esté bien realizada, con un potente sabor donde puede resaltar después un toque dulce como una salsa de frambuesa.Pero en este caso estaba claro que esta salsa se realiza en grandes cantidades, ya que daba la impresión de ser algo industrial (prefiero pensar que no lo era).Hasta tal punto, que mi mujer mezcló las dos (salsa de carne y salsa dulce) por si mejoraba el resultado, y, sí, algo lo mejoraba.Ësta es la diferencia entre un buen restaurante y una factoría como hoy en día es José María: que inevitablemente algunas cosas se van a elaborar en plan industrial, y esto aleja el resultado de aquello que queremos ver en un sitio de cocina tradicional: la sensación casera y auténtica de unos platos que nos trasladen a la cocina de la abuela, que estaba toda la mañana al pie del cañón para hacernos disfrutar.En mi opinión, en medio de un éxito espectacular, su restaurante ha perdido el rumbo desde el punto de vista gastronómico, y se ha convertido en un lugar de cocina muy mediocre.Por esto ha dejado de interesarme.Demasiada gente, demasiadas cosas en la carta, demasiado dinero en la caja.La cocina de la abuela ha quedado muy lejos. ver comentario completo

17 de septiembre de 2012

Meson-Restaurante Jo...

Sr. Ortegacer:

Por norma de la casa siempre agradecemos todas las críticas y, naturalmente, las analizamos. Por tanto, a pesar de su opinión poco constructiva, le agradecermos su interés con todo respeto, honestidad y la humildad que nos caracteriza.

Afortunadamente, son muchos los millones de personas que nos apoyan y nos visitan de todo el mundo. Desde luego, ellos tienen diferente opinión que usted de nuestro hacer profesional y del rigor que todo nuestro equipo pone cada día para satisfacer a todos nuestros clientes y amigos en nuestro delicado trabajo.

Muchas gracias.

José María Ruiz

25 de septiembre de 2012

el tío del periódico

Estimado José María:No hay nada más constructivo que decir la verdad, siempre y cuando la otra parte tenga la suficiente humildad (la auténtica, no la de quedar bien presumiendo de ella), como para asumir que tal vez esas críticas tengan razón.Pero, como es lógico, aquí se cumplirá la ley que siempre se cumple: cuando todo va bien ¿para qué preocuparse?."Constructivo" no quiere decir "lisonjero", quiere decir "propositivo", que indica el camino de mejora.Y esto es lo que creo que hacía en mi comentario: señalar que por el camino de la industrialización de la cocina no se puede alcanzar la meta de la excelencia en la restauración.Por supuesto, me ratifico en ello, y preveo que su establecimiento ha entrado en una fase de declive que, como suele ser habitual, durará mucho tiempo, pero de la que luego le resultará difícil salir.Créame: admiro lo que vd. ha hecho en la vida, y durante muchos años pasé momentos de intensa felicidad en su restaurante, cuando lo visitaba con mi familia, y mi hija (entonces muy pequeña) se pedía un huevo frito.Pero los tiempos cambian, y su cocina es peor que la de entonces.Lo siento de veras.Un saludo. ver comentario completo

25 de septiembre de 2012

24/11/2013

Cochinillo segoviano clásico y tradicional

Muy recomendable.
Éramos un grupo de 7 y D. Josemaria partio el cochinillo con el "ritual" del plato, estaba exquisito, tierno y en su punto.
El vino Pago de Carraovejas delicioso.
Si no te apetece cochinillo, el cochifrito es muy buena alternativa.
Aprox 45 € por cabeza.

RADELU

El cochinillo está bien, pero nada más. El servicio atento, el resto es rancho cuartelero de lujo, lo digo por el precio. De entrada a la hora de reservar te exigen turno, lo que ya te da una idea sobre la categoría del lugar. Una vez amontonados en las apretadas mesas, te sirven rápidamente para poder sentar cuanto antes al siguiente turno, eso sí mientras comes te llegan desde la cocina los aromas a cochifrito, que te duran toda la tarde. El vino Pago de Carraovejas, está embotellado especial para el restaurante, nada que ver con el que se vende al público en cualquier establecimiento.

11 de noviembre de 2011

Meson-Restaurante Jo...

Estimados amigos,

Gracias por visitarnos. Es mucho el trabajo de un gran equipo el que hay detrás de cada plato de nuestro restaurante y de cada botella de Pago de Carraovejas que servimos y los comentarios nos ayudan a mejorar y a seguir esforzándonos para que nuestros comensales se lleven en mejor sabor de boca posible.

Esperamos tener la oportunidad de volver a recibirles y atenderles como se merecen.

Un saludo

23 de diciembre de 2013