Nájera es sinónimo de comer bien. La materia prima que empleamos es de calidad y siempre seguimos la temporada de los productos. Nuestros clientes, una vez vienen, repiten. Nuestros platos estrella son la ensaladilla rusa, las croquetas o el marisco, entre muchos otros. La relación calidad precio es el buque insigni...

Ordenar por:

relevancia fecha

04/04/2017

Bar de verdad. Producto y guiso de mamá.

NÁJERA es uno de los bares-restaurante más clásicos de Madrid. En su diminuto local de Guzmán el Bueno se sirve producto seleccionado día a día, recetas que saben a guiso de mamá (de las buenas, como la mía) y platos sin complicaciones pero con verdad detrás.
Hoy hemos comido sus famosos huevos rellenos, una fritura de salmonetitos-boquerones-calamar, unos jugosos filetes rusos con salsa de tomate casera y un rico atún rojo a la plancha con pimientos de padrón . De postre tarta de queso casera y mucha felicidad.

Eso sí, el pan podría ser un poquito mejor.
Con dos cañas y un zumo de tomate la cuenta fueron 65€ para dos personas.

Ojo porque los lunes hay muchas cosas que no tienen.

La cuenta si es tan ...

Los camareros son bordes como buenos camareros madrileños, pero es que lo tienen todo vendido además (con lo incómodo que es). La tarta de queso buenísima, de las mejores.

5 de abril de 2017

pandachorizo + seguir 61 sitios, 5 seguidores

19/07/2018

Camareros bordes como mola

Fui a picar algo con amigos animados por las buenas críticas y para desintoxicar de tanto bao tanto kimchi, curry y demás que aunque me flipa empiezo a aborrecer por la sobresaturación que está experimentando este tipo de cocina en Madrid. Seguiré pecando con la cocina Asiatica,la de calidad claro, no los sucedáneos que se han multiplicado como hongos en los restaurantes de moda Entregados en cuerpo y alma a la quinta gama. Pues eso que el cuerpo me pedía ensaladilla, huevos rellenos, fritura buena un festín de comida patria tan denostada hoy en día. Y eso fue lo que tomamos, todo rico, con punto positivo para los salmonetes fritos (fresquisimos y bien fritos) y mini negativo para la ensaladilla (que no estaba mala pero había oído maravillas y me pareció rica sin más, demasiado gorda la patata para mi gusto y escasa de mahonesa). Calamares a la plancha sabrosos y buena textura,mollejas sabrosas y piparras fritas muy buenas también, todo regado por 5 o 6 rondas de cañas magníficamente tiradas y una copa para terminar. 35€ por cabeza, correcto. Lo de los camareros como apunte gracioso en ningún momento desagradables pero si secos y cortantes como el típico camarero madrileño de toda la vida, lo que no deja de ser gracioso porque eran dos señoras filipinas. Viva la integración y el multiculturalismo!

Avelio

Esas camareras son muy top

hace 8 meses

Sergiete

Y el otro local también!

hace 8 meses

12/11/2016

Producto

Sala fea, baño enano, local del que, de no ser porque sabes donde estas entrando, huirías, salvado esto camareros profesionales y majos, sitio bueno, de producto, buenos boquerones en vinagre, unas pijotas riquísimas, una tortilla rica y unos huevos rellenos muy buenos, los salmonetes de Nájera no pueden faltar, algo pequeños pero buenísimos, precio contenido y hay medias raciones de varias cosas.

01/03/2017

La ensaladilla más mítica pero que no defrauda

Lo admito, iba con miedo. Me encanta la ensaladilla pero me pasa lo mismo que con las croquetas, me suele defraudar, por lo que ir al famoso Nájera me daba cierto respeto, pero en este caso puedo decir que no me defraudó.
Por 9 euros una ración de ensaladilla bastante abundante, que para nada sabe a mayonesa de bote ( algo bastante común por desgracia) ni con tremendos trozos de patata cocida.
2 vinos de Trus Roble (Ribera de Duero), agradables a 2,5 cada y como colofón una "tarta de queso casera" que no me encantó, me supo mucho a yema, como a flan compacto.
El local es mínimo, así que con suerte conseguimos una esquina de la barra ( martes por la noche).
En las mesas había grupos de hombres de unos 40-50 dispuestos a darse un homenaje con unos platos de carne con pintaza, creo que me gusta más este plan masculino que monisitio de Larrumba y tartar de atún.

PRECIO: dos vinos, ración de ensaladilla, tarta de queso: 18,5 eur

PEGAS: el trato desagradable del camarero, llenaba el plato con el cucharón de ensaladilla y te lo ponía delante con la misma desgana que sirven el puré en los comedores de los institutos americanos, no sé si sería por ser la primera vez que íbamos o simplemente un mal momento pero bastante desagradable,

19/08/2016

Muy buena materia prima,,

Najera es un mítico de la zona de Guzmán el Bueno.

En apariencia es un típico bar de barrio sin nada de especial pero la realidad es que todo lo que sirven tiene mucho fundamento y te puedes pegar un buen homenaje..

La formula es clara, y consiste en combinar un buen producto con recetas que dominan a la perfección.

Destaca su ensaladilla rusa que es una de las mejores que hay en Madrid aunque sus huevos rellenos y sus croquetas también están a la altura.

Según mercado suelen tener buen marisco y buena carne con lo que después de los entrantes lo suyo es tomarse unas gambas rojas o unas cigalas a la plancha y para acabar lomo alto, callos o mollejas, que los bordan..

Precio muy variable según el marisco que pidáis..

Sergiete

Tienen productazo. Lo único que no me convence del todo es la carne que, sin estar mala, no está a la altura respecto al resto.

23 de agosto de 2016

10/11/2015

Muy buen producto. Recomendable.

Más Nájera. El otro día probamos gambas rojas a la plancha (4 gambas 15€), estaban espectaculares y sumadas a la ensaladilla y a los boqueroncitos que te ponen de tapa, todavía más.

---------------------------

Octubre 2015, desde la última actualización ha habido unas cuantas visitas. La ensaladilla siempre mola y siempre la pedimos, mucho mucho, ayer probamos los salmonetes y, como no podía ser de otra manera, fritura perfecta, sabor y textura geniales. Las cañas, también como siempre, muy bien tiradas, siguen costando 1'30€ y las acompañan de boquerones en vinagre ricos ricos.

-------------------------------------------------

Noviembre 2014.
Dos visitas en una misma semana, y es que Nájera mola. Ambientazo lo mismo un sábado que un martes, pijoteo, centollas, carnaza, ensaladilla por allí volando y a pesar de que el sitio es de distribución rara y de espacio escaso, allí se está muy a gusto.
Como novedad hemos probado la tortilla de patata, que está tremendísima (ojo, que es de las bien cuajadas y con mucha cebolla) y las croquetas de marisco de rebozado fino y no muy crujiente pero bechamel con muuucho sabor.

--------------------------------

Tapeo de sábado por la mañana. Local vacío, pudimos verle las tripas al Nájera, cómo se elabora su tremenda ensaladilla, cómo gestionan, cómo limpian; interesante visita, la verdad.

Con las cañitas ricas nos pusieron tapa de tortilla con el huevo (he dicho bien) tirando a crudo pero de sabor espectacular, con buen aceite y saladita.

-------------------------------------

Viernes noche, todas las mesas reservadas y/o ocupadas y la zona de la barra es muuuuyyyy incómoda porque las mesas están muy pegadas a la barra. Al final nos hicimos sitio los 7 que íbamos y pedimos ensaladilla, boquerones fritos y calamares. Todo bien, todo rico.

-------------------------------------

Sesión teatral en los Teatros del Canal y de postre: Nájera.

El bar está bien, algunas partes viejunas, otras reformadas pero está "apañao". Destaca el público, ese público ranciete de Argüelles a los que solo les falta el cartel que dice a quién votan. Botox también había y abrigo de pieles, sí, de eso también.

Nos sentamos en la barra, pedimos cañas y de pincho vienen patatas fritas con dos peazo boquerones, bien empezamos, sí señor, buena tapa, buena calidad. Vimos que a los de al lado les ponían ensaladilla de tapa, si también nos hubiera tocado entonces no habríamos sabido qué pedir después.

Pedimos 1/2 de ensaladilla (5€) - está buena, muy buena. He de decir sin dármelas de nada que la ensaladilla que yo hago también está muy muy rica, así que la del Nájera no me sorprende, está al nivel de la mía. Alguien dijo por aquí que solo tenía patata, atún y mayonesa, no es cierto, también tiene huevo, zanahoria y aceitunas pero poca cantidad y en trozos tan chiquiticos que apenas se percibe.

Huevos rellenos (1'5€ unidad) - buenísimos, tienen una salsa de tomate con bonito y encima mayonesa y un montón de yema de huevo amarilla.

Calamares (1/2 ración generosa 7'5€) - ricos ricos, crujientes, sin exceso de aceite, en su justo tamaño para comerlos de un bocado y con sabor a calamar, ese sabor como a mar al que ni se acercan los bocatas típicos de Madrid.

Total cuenta = 20'60 con un doble y dos cañas. Atención las cañas valen 1'30€, en Argüelles, sí, y con un boquerón de tapa. Para flipar. Los precios me parecen perfectos.

Por allí rondaban ensaladas, menestra, langostinos, chuletillas y otras carnes con muy buena pinta y en la vitrina trigueros de Aranjuez, centollos, atún rojo, etc. La intención era hacer tapeo rápido así que ni nos planteamos el marisco.

Deseando volver y probar más cosas.

P.s. Hay una foto de la carta por aquí colgada. No es la actual. Ahora hay opciones de media ración. La entera de ensaladilla cuesta 8€.

EandradA

No le pongo 5* porque no probé demasiadas cosas, porque no deja de ser un bar, porque comimos en la barra (había mesa) y porque no fueron antipáticos pero tampoco simpatiquísimos.

31 de enero de 2014

Cristina

A mas de 5€ la gambita se me hacen un poco caras... Espero que al menos fueran grandotas...

10 de noviembre de 2015

EandradA

Eran gambotas, sí. Fue un caprichín.

10 de noviembre de 2015

Cristina

Yo también soy de gambaroja-caprichin, solo que las que me pusieron a mi el otro día (en otro sitio) eran tamaño camarón y me sentó fatal...

10 de noviembre de 2015

07/07/2014

BARETO DONDE COMER EXCELENTE PRODUCTO A BUENA RCP

NÁJERA es un restaurante-bareto de toda la vida donde se come francamente bien.

Si no lo conoces y pasas por la puerta de Nájera, seguramente no te animes a entrar: pequeño, luz fuerte, lleno de gente, una barra y varias mesas colocadas donde buenamente se puede. Podría parecer típico bar Manolo donde en la barra puedes encontrarte una ensaladilla rusa de color blanco nuclear que parece llevar ahí toda la vida y que si la pruebas acabas en el hospital, unas patatas bravas de plástico, unos chorizos descoloridos o unas sardinas en vinagre….vamos, uno más de los millones de bares que hay en España donde lo único que facturan son carajillos o Dyc…

Sin embargo, pese a esa apariencia de bareto, es un restaurante que maneja un producto de primera calidad y que cuenta con una RCP muy buena.

Si te decides a entrar comprobarás que es un bareto, sí, pero en absoluto es cutre ni sucio. Es más, me gusta el rollo de su decoración, tiene encanto. También descubrirás que los clientes son gente con muy buena pinta y que la mayoría tienen apariencia de ser muy buenos comedores, de esos a los que no se les da gato por liebre.

Cierto es que el local de Nájera no es Santceloni pero si no eres un estirado y te adaptas a lo que sea, cenarás en tu mesa tan a gusto. La mejor mesa es la que hay en la ventana con un banco-sofá. Reserva ahí.

Con el buen tiempo abren la terraza donde dan fácil de comer a 40 personas. Es una terraza en plena calle con el autobús pasándote a 2 metros pero por la noche se está muy a gusto.

Al frente del restaurante se encuentra un crack llamado Ramón, un tipo que habla hasta con las piedras y que conoce a todo el mudo.

Cuando Ramón sale por ahí a restaurantes quiere que le den muy bien de comer y le cobren lo justo y necesario. Y esa es la regla que aplica en Nájera: buen producto al precio adecuado.

En Nájera no hay carta, o por lo menos yo nunca la he visto. Tampoco se la busca, no es necesaria. Ramón tiene pocos y “sencillos” platos pero todos de muy alto nivel.

Para empezar es obligatorio probar su ensaladilla rusa, considerada una de las mejores de Madrid. Ojo que vuela y es que hay gente que hasta se la lleva a su casa.

Otro plato espectacular son los callos. Un plato para relamer el puchero. Otro top en Madrid.

También son muy famosas sus croquetas de gambas, que solo hay martes y miércoles aunque si le pides a Ramón que te las prepare otro día, y le caes bien, puede que tengas suerte. Merecen la pena.

Si tiene buenos tomates, te aconsejo pedir su ensalada con ventresca.

Dependiendo de lo que haya en el mercado, pueden ofrecerte unas gambas rojas o unas cigalas. Ambas excelentes. Plancha o cocidas. Sin mariconadas.

Tanto la ensalada como el marisco debo reconocer que son platos que, al basarse casi únicamente en la calidad del producto, puedes hacerte en tu casa sin problema y a un precio algo más bajo. Por eso entendería a quien le pudiera dar cierta pereza pedirlo. Igual ocurre con el jamón, un plato que pese a que me apasiona nunca pido en restaurantes.

Pasando a los segundos -yo aquí recomiendo pedir todo para compartir a modo de raciones- os recomiendo centrarse más en las carnes que en los pescados, y sobre todo en la casquería que aquí la bordan.

Las manitas de cordero que preparan son brutales y la salsa que las acompaña –una salsa que recuerda a la fabada- es espectacular.

Pero más brutales son las mollejas de cordero.

Otra buena opción son las chuletillas y los riñones.

En pescados, me encanta el morrillo y la carrillera de atún, cuando la tienen. Deliciosas.

Casi nunca suelo pedir postre pues acabo a reventar. Pero si te quedas con ganas, pide la tarta de queso con un buen helado de violeta.

Mención aparte merece la bodega de Nájera. No tanto por variedad, que la hay, sino por los inmejorables precios a los que ofrece el champagne o vinos como un Malleolus a 18 € o un Ossian a 16 €. También puedes comprarlos para llevar.

El precio medio de Nájera varía mucho según lo que pidas y bebas, lógicamente. No es lo mismo cenar atún, gambas y cigalas que cenar ensaladilla, croquetas y callos.

Si nos olvidamos del marisco y nos centramos en ensaladilla-croquetas-casquería (callos, mollejas, manitas), con un buen vino, el precio rondará los 35-40 €.

Si ya añadimos atún o algo de marisco, 60 €.

Mi ticket medio aquí -ya sabéis que bebo y como mucho- ronda los 70 € saliendo absolutamente rodando y habiendo bebido francamente bien.

Es un restaurante que me encanta cuando lo que quiero es comer bien y dejarme de fusiones. Por eso, cada 3 meses siempre le cae una visita.

Rosalía Martínez (Pi...

vaya pinta! curioso desde luego lo del tomate; encontrar en marzo un tomate que sepa a tomate es digno de elogio!

11 de marzo de 2013

06/07/2014

Simplemente, producto.

Nájera es el típico bar cutre de barrio con la peculiaridad de que el dueño sabe de cocina, de producto y le gusta comer bien por eso ofrece a sus clientes una muy buena materia prima a precio justo. Honestidad.

Es un sitio que no se pondrá de moda nunca y que solo conocen la gente del barrio y a los que nos gusta comer bien.

El lugar tiene terraza, donde cenamos. Es curioso porque según va pasando la noche van ampliandola abriendo mesas plegables que sacan del local y alargando la terraza de tal manera que la última mesa está apartadísima de la puerta del local. Al principio nos sentaron en esta última mesa donde se estaba bastante incómodo por la lejanía, pero después acabamos siendo una mesa de las centradas y cenando bastante a gusto.

La carta es de plastiquete tipo hamburguesería, incluso pringosa. Se pueden pedir medias raciones de todo, lo cual me encanta y es sencilla, con no muchos platos y según disponibilidad, a veces escasa. Se divide en entrantes, mariscos, casquería, carnes y pescados. Fama tiene su casquería y la calidad del marisco que sirve, así como su ensaladilla y croquetas.

No pudimos probar las croquetas pero si la ENSALADILLA (1/2 ración), y bien merecida tiene su fama. No lleva muchos ingredientes pero si mucha patata y atún.

Seguimos con una estupenda GAMBA ROJA (4uds.), en su punto justo de cocción. Muy sabrosa. Buen producto.

Después probamos 1/2 de CALAMARES, servidos sin florituras. La típica ración de calamares en el típico platito blanco de bar, sin embargo, es un buen calamar con una buena fritura, poco grasienta.

Seguimos con unas espectaculares MOLLEJAS DE CORDERO, exquisitas. Bordadas. Media ración.

Para finalizar un filete bastante grande de ATÚN ROJO poco hecho, tal cual habíamos pedido. Otra vez buen producto y bien tratado. El atún lo he comido mejor en Surtopía pero no desmerece. Tengo ganas de volver y probar mas carnes y pescados.

Los postres son caseros flán, arroz con leche y TARTA DE QUESO, que anda a medio camino entre tarta de queso y quesada. Tiene buen sabor pero es muy tosca, se hace pesada.

Esta cena salió por 35€ sin vino, lo cual me parece buen precio ya que a pesar de haber pedido medias raciones salimos llenos. Además el buen producto se paga.

spider72

Sin desmerecer...sin es un bar de barrio con vino sales por encima dr 40...barato no es

6 de julio de 2014

Adreid.

Dependiendo de la calidad ¿no?

6 de julio de 2014

spider72

Adreid...por supuesto...pero medias raciones a 35 sin vino...si pasarme me voy a pasar seguro.

7 de julio de 2014

Adreid.

Pero ojo, que son medias raciones bastante grandes

7 de julio de 2014

EandradA

Spider, la cuenta crece bastante (como es lógico, si entras en el mundo marisco o pescadote rico) si no, por unos 15€ por persona cenas tranquilamente.

7 de julio de 2014

angel sanz sanz

Me encanta lo de bar de barrio, pero cuantos bares de barrio tienen esa carta de vinos y ese producto?????? En cuanto al precio si sólo lees medias raciones si que parece caro , pero si lees, gamba roja, atún rojo, mollejas de cordero, calamares de verdad.........me resulta hasta barato. Y lo digo con conocimiento porque a mi me gusta comer y voy al mercado a comprar y no se sí será caro o barato pero ese tipo de producto vale dinero.

14 de julio de 2014

29/09/2014

Buen producto bien hecho

29/07/2014
Pues volví. Comida martes a mediodía 2 personas. No sé si tienen menú del día, creo que no, pero fuimos de carta.
Flipé con la eficiencia de los camareros. Todos, pero el hombre ya de cierta edad fuera de la barra es un catacrack, y no es que tuviera un trato especial con nosotros, o tuviera algún detalle o simpatía con nosotros, simplemente es que era eficiente, rápido y efectivo. Para que quieres más. Se llevó propina claro.

Media de la famosa ensaladilla. Muy buena de sabor. Quizá me gustaría más fría y se me hizo duro comerme media ración casi yo solo, pero para compartir genial.

Media de boquerones en vinagre. Muy buenos y grandes. Te los ponen en la tapa y aun así pides media ración.

Croqueta de marisco. Textura, sabor del marisco, reboce y frito buenísimos. La harina de la masa un poco cruda, un poco de sabor a la harina, qué pena.

Media de calamares. Muy buenos y bien hechos.

Entrecotte. 17€. Te lo ponen cortado con patatas fritas y pimientos de padrón. No es espectacular ni muy abundante, pero sí está muy bueno.

Café, cervezas, agua.

Total 27 p/p poniéndose hasta arriba.

--------------------------------------

Tienen un producto fantástico, desde lo más sencillo a lo más selecto, y lo hacen de manera sencilla sin complicaciones. Con eso ya pasa a segundo plano que el local sea antiguo y algo casposo, que estén un poco atareados y no te atiendan tan rápido como te gustaría, etc...

La mitad de cosas que pedimos no quedaban. Un poco decepción, pero era algo tarde y es un reflejo de que todo es fresquísimo, recién hecho, que prima la calidad y la frescura antes que vender como sea.

Vale para unas raciones, para mariscos, para pescados o para carne.

I'll be back...

26/03/2014

Rico, rico y rico

Si algo puedo decir de este sitio es que todo está rico, todo. La ensaladilla rusa que tanta fama tiene está de 10, las croquetas deliciosas, los espárragos trigueros a la plancha súper tiernos y sabrosos, las rabas muy bien rebozadas (nada aceitosas) y la tarta de queso exquisita, totalmente casera. Y ahora que empieza el buen tiempo, ¡tiene terraza!

Comer vas a comer bien, seguro. ¡Repetiré!