Este sitio ha cerrado, si crees que esta información no es correcta: ponte en contacto con nosotros

Ver otros restaurantes cocina creativa en Madrid

No Restaurant - CERRADO

Calle Puigcerdá 8, Madrid

<m> Serrano 4

Ordenar por:

relevancia fecha

23/07/2014

No está mal....

22-07-2014, Mediodía.

Restaurante ubicado en el espacio que antaño ocupaba El Amparo, al final del callejón de Puigcerda. (Por cierto, al pasar por delante, juraría que Zen Central ha cerrado sus puertas).

Curiosidad por conocer el local y su oferta gastronómica, y ahora, viendo que tiene, entre semana, oferta con el Tenedor, la curiosidad se acrecienta y luego pasa lo que pasa.

El local, la verdad es que es bastante bonito, terraza a la entrada, a la derecha, con vegetación y aspersores, y ya en el interior, dos plantas, primer piso, un comedor más amplio y un segundo piso, un comedor más pequeño, abuhardillado.

Contrastes de colores grises oscuros con blancos, vigas de madera a la vista pintadas de blanco, algunas paredes decoradas con pinturas tipo carboncillo, mucha luminosidad. Nos ubicamos en el primer piso. Espacio agradable.

Servicio de sala, atento, amable, pan a elegir sobre varias propuestas, optamos por un pan de semillas que no estaba nada mal.

Carta de vinos, corta pero suficiente, precios medio altos. Optamos por un Albariño Valdamor.

Carta de comida, tiene una sección llamada Menú pica pica, y otras páginas con variedad de platos, carne, pescado, ensalada, e incluso algunos tipos de sushi. Precios altos. Es una carta sencilla, sin ninguna sorpresa, sin ninguna novedad, ahora bien, lo probado, en general bien ejecutado.

En nuestro caso, comenzamos con unas croquetas de bacalao con buen sabor, pero un poco compacta interiormente.

Seguimos con

- Salmorejo con huevo de codorniz, puerro crujiente y caviar de arenque: Decir que esta mal sería injusto, pero decir lo contrario también, el sabor general es bueno, pero la textura recuerda más a un gazpacho que a un salmorejo, demasiado líquido para ser esto último, excesivamente tamizado.

- Ensaladilla rusa con langostinos y ventresca de atún: Este plato procede de la zona pica pica, es un plato fresco, buen sabor, si bien el langostino, salvo que estuviera picado fino, no lo aprecie, en definitiva, se deja comer, pero ya esta.

- Arroz meloso al azafrán con Chipirones y carabineros: Muy bueno, potente sabor, dos generosos carabineros, melosidad en su punto. Para repetir y recomendar.

- Hamburguesa "francesa": Fuera de carta, en ella se ofrece la hamburguesa a la americana. Esta versión, también ofrece la carne de buey Wagyu, viene montada sobre un bizcocho, con una ensalada de rucula y un puré de manzana. Me sorprende la base, en Francia nunca las he tomado así, por lo demás, la carne estaba muy buena, a pesar de estar un poco hecha de más, la pedimos punto más pero lo servido creo que tenía algun punto de más. No obstante repito, la carne muy buena. ¿Sería Wagyu de verdad? No puedo opinar, sólo se que estaba muy buena.

Como postre optamos por una tarta de naranja con helado de chocolate. Trae por encima un jarabe de naranja con tiras finitas de la corteza. A nivel global bastante bien, lástima la calidad del chocolate del helado, muy escaso de sabor, en la foto se aprecia un escaso color del chocolate, entiendo que la proporción de este es más bien escasa.

Como resumen, es un sitio, donde por cocina y sala se puede volver, a pesar de la falta de novedad o sorpresa que manifiesta su carta. Ahora bien, viendo la relación calidad precio de la carta, creo que aquí pagas el comer en un sitio "especial" con buen ambiente, un sitio donde ver y dejarte ver. Obviamente, con la oferta de el Tenedor se hace más interesante, gastronómicamente hablando.

Lady Spider76

José Luis, debes probarlo pero para mi gusto fue algo decepcionante. Eso sí, hace como un año de mi ultima y única visita...igual han mejorado.

14 de julio de 2014

Gath

Lady, tengo curiosidad por probar este sitio, y ahora que está con dto.., en el tenedor, la curiosidad se ha incrementado.

14 de julio de 2014

Sr Rodriguez

Estoy en las mismas que José Luis. Llevo tiempo que me llama la atención pero no termino de ir. Igual con el dto y una buena opinión.....

14 de julio de 2014

Gath

Sr. Rodriguez: Lo he incorporado a la lista, pero no para ir muy pronto, salvo que cambien las cosas, Julio y Agosto los tengo muy complicados, y el dto., no funciona los fines de semana, luego, tiene que esperar.

14 de julio de 2014

EspaciosSecretos

Yo tengo ganas de ir. Precio con la oferta que supongo será sin bebidas?

23 de julio de 2014

spider72

Advierto que para mí es un sitio sin más...uno de tantos, bonitos pero con una comida que realmente no tiene nada malo...ni nada bueno o destacable. Platitos monos servidos en pizarras, carta de fusión con sushis y cocina mediterranea...uno de tantos.

23 de julio de 2014

Gath

Espacios, si, las ofertas de el Tenedor, son sin bebidas. De Lunes a Viernes, sólo mediodía.

Spider, eso es lo que he intentado reflejar, un tres = normal.

23 de julio de 2014

EspaciosSecretos

Gracias

23 de julio de 2014

EandradA

Uy ese "no está mal" José Luis style... eso significa que no vale pa' ná.

23 de julio de 2014

Gath

No mujer, no seas así, esa interpretación se ajusta a mi dos. El tres es más abierto, desde, no lo tengo claro (este caso) a, sin más, pero no malo, de lo contrario al dos, y si pésimo, uno.

23 de julio de 2014

20/09/2014

Para comida de negocios...no defrauda

Me habían citado Naza y Edu a las 14:30. Como habitualmente, y a mi pesar, llegué tarde.

El local en el Callejón de Puigcerdá ocupa un espacio que anteriormente ha ocupado otros restaurantes que, por cierto, no han tenido mucha fortuna. Mi recuerdo del local está asociado con la inauguración del restaurante que abrió Andrea Tumbarello allí hace unos años.

Desde entonces no había vuelto. Y eso que el restaurante NO lleva años siendo comentado por blogueros y gente del mundo del postureo.NO me llamaba la atención y NO me mataba por ir a cenar o a comer. Sin embargo, en esta ocasión, me resultó curioso ir a conocerlo.

La estructura del restaurante en tres plantas lo hace muy atractivo, especialmente el tejado con cristal que da luminosidad al espacio. La nueva decoración combina el blanco y el negro y confiere al restaurante una elegancia discreta y sobria.

El trato. Bueno. El Maitre fue correcto explicando los platos y los camareros discretos, casi ni te enteras del servicio.

La comida. La carta, lo de siempre, salmorejos, tartares, risottos, hamburguesas, sushi... Pedimos para compartir fingers de pollo y tartar de atún. De segundos, arroz meloso con carabineros, T-Bone y Bacalao. De postre trata de manzana. Los primeros estaban correctos, en línea con lo que esperaba. Los segundos, y probé los tres, estaban buenos. Mi arroz en su punto y bastante rico.

Resumiendo, y organizando mis sensaciones y prejuicios, y sin saber el precio que pagaron por la comida, parece un restaurante agradable con una comida correcta. Es un lugar perfecto para una comida de negocios, en lo que prima más la compañía y los temas de conversación que el disfrutan de una gastronomía excelente.

09/05/2014

Ni si, ni NO

Cena Abril 2014.
El local está repartido en varias plantas y con una terraza en ese agradable callejón lleno de restaurantes en la calle Jorge Juan. La decoración es elegante.
Los precios son elevados, todos los segundos no bajan de los 18€ y las raciones no son generosas. Todo lo que probamos nos gustó mucho, pedimos un carpaccio de Pulpo(15€) de entrante y de segundo los chipirones con boletus (19€) y el arroz meloso con carabineros (20€), este último el mejor plato sin duda, estaba exquisito.
Pero la carta es muy simple. Nada sorprende, el manido pato, presa ibérica y la clásica carne en el apartado carnívoro, por poner un ejemplo.
El servicio es muy atento, pan a elegir, etc. Pero de un hieratismo total, ni la mas mínima sonrisa. Demasiado estirados. Creo que esto es primordial, mas allá de ser guap@s
En la zona en la que estabamos las mesas estaban muy juntas, por lo que apenas existía intimidad.
Le doy 3 estrellas. La comida se merece 5, porque todo estaba soberbio, pero todo lo demás a mi gusto le resta punch.
Añadir que el nombre del restaurante no me resulta nada atractivo.

16/10/2014

Antiguo Amparo

Me ha gustado. Nada es espectacular, pero todo está rico (arroz y tartar de atún en nuestro caso). Además no tienen el estiramiento tan común de algunos sitios del barrio.
Probablemente el mejor de la zona salvando Álbora,

19/04/2014

ALGO MAS QUE UN RESTAURANTE DE MODA

Aunque se trate de un "Restaurante de moda" que parece estar en las agendas de la gente más por el dejarse ver y ser visto que por lo que ofrece gastronómicamente, el "NO Restaurant" aspira a algo más que eso.

la decoración es muy agradable, tienen un fabuloso reservado y una maravillosa terraza.

El trato del personal es bueno. cabe diferenciar la rigidez de la chica que recibe a la gente y acomoda en las mesas y a alguna camarera algo inexperta y despistada a la amabilidad y naturalidad del chico que parece que hace de jefe de sala (si sirve esta palabra para este espacio) Es muy atento y resuelto, se acordaba perfectamente de mi en mi segunda visita al restaurante e incluso de mis preferencias habiendo pasado meses entre ambas visitas y siendo una familiar y otra profesional. Se agradece la profesionalidad.

La comida es propia de este tipo de restaurantes. Nada sorprende especialmente, pero todo en general bueno. Muy buena la ensaladilla, las anchoas y las alcachofas. La hamburguesa de wayú y el atún fenomenales. Gran noticia que tienen medias raciones para cuando quieres probar más platos. El precio muy correcto.

Y la terraza tanto para el día como para la noche es muy agradable.

He repetido y creo que volveré ha hacerlo.

26/06/2014

UNA GRAN SORPRESA! DE LO MEJORCITO DE MADRID!!!

Estuve esta semana comiendo y repetiré la que viene.

Comí un tartar de atún y un arroz de carabineros que estaba delicioso .

el ambiente muy agradable y nos sirvió una chica encantadora.

la decoración muy fashion y bastante gente para ser martes al mediodía y lloviendo.

Repetiré seguro

19/12/2013

Como buen restaurante de moda que parece que es (primera noticia, yo fui porque nos invitaban a una comida de Navidad), está muy bien decorado, no me fijé en el resto de las plantas, pero me da la sensación de que pueden ser un poco más oscuras. A nosotros nos habían invitado a comer y habían cerrado la planta abuhardillada para la ocasión. Puesto con muy buen gusto, sobrio, moderno y con toques más creativos en la pantalla y en una de las paredes.

Muy chulo, a juego con la estética del local, las minutas, la web... Se nota que detrás hay una agencia de comunicación con mayúsculas.

El servicio un poco lento pero muy atento, aunque la sensación es que era por culpa de la cocina. Hay que decir que estaban hasta arriba, pero lo mismo tenían que coger más gente en estas épocas.

A lo verdaderamente importante: el condumio. Teníamos menú para 50, y entre que los menús de grupo no suelen ser muy allá y que los restaurantes pintones muchas veces se preocupan sólo de ser eso, pintones, no las tenía todas conmigo.... Pero sorprendió. De picar unas croquetas de jamón ricas (tampoco de hacer la ola, pero más que correctas), unas alcachofas fritas muy muy buenas, crujientes, sin grasa y con lascas de parmesano para acompañar. Un acierto. Como último entrante unos huevos rotos con morcila para soltar lagrimones, muuuuuuuuy muuuuuy buenos. Segundos para elegir: una merluza, no sé si de pincho o no, pero fantástica con verduritas y una reducción de vino que le daba un toque curioso. La otra opción un entrecotte con patatitas por el que muchos hicieron la ola. Brownie o sorbete de frambuesa de postre que no pude probar porque me fui antes para llegar a una reunión. No sé el precio, no pagaba yo, pero me pareció todo muy bueno, no sé si porque las expectativas no eran altas...

No lo veo con el nivel en cocina de Ten con Ten, pero no comimos a la carta, habrá que probar otro día, pero de momento una grata sorpresa.

12/09/2013

Alerta: restaurante de moda

Oscar Wilde decía que la moda es una forma de fealdad tan intolerable que debe ser cambiada cada seis meses.

No Restaurant es el sitio del momento, un "it restaurant" como llaman ahora los cursis a las cosas de rabiosa actualidad. Cuando un restaurante ofrece "tendencia" y "coolness" es muy fácil que se despiste y no preste atención en la cocina. El resultado puede ser que esté de moda hoy y olvidado mañana.

Yo fui un día entre semana y ví en distintas mesas a un político, un presentador de concursos televisivos, dos o tres famosos de cuyo nombre no conseguí acordarme y la habitual cuadrilla de gente guapa deseosa de ser vista desplegando su divinidad.

De la comida, unos pocos días después, casi no me acuerdo. No llamaba la atención, ni por mala ni por buena. La carta no es muy variada, mucha ensaladita, mucha tosta y cosas así. Los camareros van todos equipados con cascos y micrófono (seguramente combinan su trabajo en el local con el de controladores aéreos en algún aeropuerto autonómico poco concurrido) y llevan cuidados estilismos capilares. Son simpáticos y eficientes, eso sí.

Fashionistas, yo iría pronto por si el restaurante decide conformarse con estar de moda y se cumple la maldición de Wilde.

17/06/2013

UNO DE LOS RESTAURANTES MÁS DE MODA DE MADRID. COMIDA CORRECTA Y SUBIDA DE PRECIOS (AUNQUE ALGO MÁS BARATA QUE TEN CON TEN)

Siendo miércoles a mediodía, no habiendo menú del día, con platos que rondan de media los 20 €, y teniendo capacidad para más de 20 mesas, incluida una terraza bastante grande, LLENO.

El local es bastante chulo. Aparte de una terraza, tiene 3 plantas, siendo lo más bonito la última planta abuhardillada.

Yo he comido en esta última planta en una mesa con sofá que me ha gustado.

Entre 3, hemos probado:

3 Mini hamburguesas de rabo de toro (9 €). Buen entrante para compartir.

Tartar de atún (19 €).No es el de Miyama o Kabuki pero está bien. Lo acompañan con unos panecillos más duros que una piedra que es mejor ni tocar.

Raya con mantequilla al horno (18 €). Plato muy típico de estos sitios de moda como Ten con Ten o Tulipe. Tenía un sabor demasiado fuerte que no supimos identificar a qué era. De todas formas, es una buena opción de pescado y según el camarero, es el plato que más gusta.

Mejor estaba el Pargo al horno con romesco (23 €).

El taco de atún rojo, tipo teriyaki (22 €), era de buena calidad aunque me quedo con el pargo.

Sin postre ni café, con 1 cerveza, un refresco y agua, entre 3, ha salido a 103 €, es decir 34 € por barba, lo que implica que con vino de 40 € no baja la comida.

Otros platos interesantes para probar son las tortillitas de camarones (12 €), el lomo de carne roja fileteado (19 €) o la ensaladilla rusa con langostinos (12 €).

Como veis es bastante carillo pero desgraciadamente en Madrid es práctica frecuente pagar estos altos precios por sitios de moda así que queda a la elección de cada uno el querer pagarlos o no a cambio de cenar en un sitio totalmente de moda.

Para una cena con tu novia/mujer o amigos una noche de fin de semana, me parece que por el ambiente y porque el sitio es chulo, merece la pena (sabiendo siempre que pagarás un plus por ser un sitio de moda).

Por cierto, la cocina está abierta todos los días hasta las doce de la noche.

Todo mi respeto a un sitio que en menos de un año ha conseguido posicionarse como uno de los locales más ambientados de Madrid.

Por cierto, incluyo el comentario que ya me han hecho varios grupos de amigos: el servicio por las noches de fin de semana suele ser muy malo: lento, con un descontrol absoluto de los timing, trato borde....yo al haber ido un mediodía no puedo opinar en primera persona, pero debido a que ya 3 grupos de amigos diferentes me han comentado lo mismo, me veo obligado a incluirlo. Todos se quejan de que en un sitio donde los 50€ por barba no te los quita nadie, no pueden dar un servicio tan malo.

Ratatouille + seguir 300 sitios, 35 seguidores

31/05/2013

Muy bien

Restaurante de absoluta moda en Madrid, donde para reservar tienes que hacerlo con semanas de antelación.

Está en donde estaba el antiguo Amparo, en el callejón de Puigcerdá

A mi me gustó mucho

La decoración del local es preciosa, muy bien montado.

Servicio amabilisimo, se agradece¡¡¡

En cuanto a la comida:

Un aperitivo de ensaladilla rusa, realmente bueno

Cucurucho de anguila, aguacate y salsa de soja dulce (unagui temaki, 2 piezas) 10€, correctos, buenos pero no me entusiasmaron

Croquetas de jamón de bellota con salmorejo 9€, muy buenas croquetas, y un salmorejo exquisito, gran plato

Lomo de carne roja fileteado con patatas panadera 16€, la carne muy buena, en su punto, buena cantidad, las patatas regular, pelín grasientas.

Tartar de atún rojo de almadraba al estilo asiático 18€, muy rico, la materia prima era muy buena

Interesante carta de vinos, con vinos de todos los precios, pedí el pettit hiperia,vino poco conocido, pero que me encanta

Cenar te saldrá por aprox 40-45€, para el sitio y la calidad, me parece una muy buena relación calidad precio

Recomendable

10/06/2013

Lo mejor es la decoración. La comida es normalita y algo cara.

Lo mejor de este restaurante son la ubicación y la decoración, de lo más cuidada. El servicio es bueno y profesional. La comida está bien, sin que nada se salga del parchís. Y los precios son algo caros, pero creo que lo que se paga aquí es cenar en un sitio de moda y con buen ambiente. Puede merecer la pena para una cenita romántica o con amigos.

Si queréis ver fotos y experiencia completa, metéos en: lascenasdeingrid.com/2013/06/10/no

04/07/2013

Lo mejor del restaurante la imagen......pero no todo en la restauracion por desgracia es imagen...restaurante muy chulo puesto, moderno, limpio, buena terraza, en una de las zonas mas de moda de madrid....personal amable, inmejorable imagen! algo torpes, pero muy buena intención.

la comida no me dijo nada, los primeros simples, huevos con patatas y jamon lo mejor....de segundo me tome una hamburguesa de carne "con nombres" atractivos pero que donde este una buena carne normal y corriente que se quiten las influencias raras!

en definitiva...recomendable para ver, estar, comer....pero personalmente no volveré....pagas por la imagen, por donde esta, por la imagen del servicio...pero simple calidad de comida.

21/03/2013

El más nuevo

La verdad es que aunque sea un poco pretencioso, sobre todo conceptualmente por querer ser una especie de rechazo a la injusticia y de ahí su nombre NO (cual no encaja bien o por lo menos no entiendo lo que tiene que ver con "comer en un restaurante"), si me ha gustado. La comida es buena y los precios tambien.
my-little-madrid.com/2013/01/restaurant-no-new-in-town.htm