Parador Nacional de Turismo de Baiona

Ordenar por:

relevancia fecha

28/09/2017

Entorno espectacular

Si en algo destacan la mayoría de los Paradores es por la cuidada selección de los emplazamientos en los que se ubican y el de Baiona cumple excepcionalmente con esta premisa. Rodeado en casi todo su perímetro por el mar, el entorno y las vistas son espectaculares. La paz y la tranquilidad son absolutas y el único ruido que se oye es el de las olas rompiendo contra las rocas. A pesar de ser un edificio construido en 1966, está en perfecto estado de mantenimiento, aunque, al igual que otros muchos paradores de primera generación, va necesitando una actualización de su ya obsoleto mobiliario castellano.
La única pega, el precio, casi prohibitivo en verano. Afortunadamente a nosotros la estancia nos salió gratis ( ventajas de ser Amigos, je,je )

30/07/2014

Uno de los mejores paradores

El edificio, la ubicación, terrazas, vistas, ... es absolutamente inmejorable.

Sí resultan mejorables las habitaciones, que empiezan a estar algo anticuadas. De manera particular para los precios que se pagan por ellas.

La cocina muy bien, pero disfruté más, por ejemplo, de la del Parador de Santo Estevo, que no tiene tanto nombre.

Desayunar en la terraza es alucinante, ... si no vienen las gaviotas a desayunar contigo ;)

Gente bien de la de toda la vida y mucho guiri.

27/04/2010

Parador Conde de Gondomar

En un enclave precioso en la costa de la provincia de Pontevedra, que forma una península que sobresale de la costa.

Todo el recinto está amurallado y todavía conserva algun que otro cañón defensivo.

Merece la pena hacer el recorrido desde el pueblo al parador andando (y si es posible de noche) parece que entras a otro mundo.

Las habitaciones cómodas y grandes, decoradas con sencillez. Del interior destaca una bonita escalera.

Preciosos jardines con vistas al océano, pista de tenis, piscina de temporada, una pequeña capilla donde se celebran bodas (yo una de las veces que he visitado este parador ha sido por una boda) y todas las comodidades de paradores, pero en un entorno precioso. Ah.. y su propia pequeña playa (aunque aqui el agua está fria hasta en el mes de agosto)

Dicen que es uno de los paradores preferidos de los que frecuentan estos establecimientos.

Bune servicio de restaurante con platos típicos gallegos

23/04/2011

Perfecta ubicación

Y el servicio impecable de Paradores, como siempre. Y el desayuno, exquisito.

20/06/2009

El sitio: Espectacular emplazamiento, espectacular conservación/restauración del conjunto del edificio. El único fallo es que el personal es un poco borde. Es uno de los paradores más caros, pero vale la pena

01/08/2009

maravilloso

el mejor destino para unas vacaciones, buena comida, mejor alojamiento, personal profesional, precio razonable si te lo puedes permitir.

21/07/2008

Marco incomparable

Creo que es el parador que más me gusta. Organicé mi boda allí y sólo tengo buenas palabras para describir cómo me trataron. Profesionalidad, seriedad y calidad. Un diez.

21/03/2007

encar lo descubrió en marzo de 2007

Es una fortaleza amurallada, rodeado por el mar y un pinar. Las habitaciones con decoración muy acorde con el edificio. Estuve en una cena medieval y fué muy divertido., regresas por unas horas a la Edad Media, merece la pena.
Se pueden hacer excursiones por los alrededores que son preciosos, Tuy, La Guardia, etc.