Restaurante Casa Delfín

Ordenar por:

relevancia fecha

03/02/2012

Sitio típico de tapas

Este restaurante es muy sencillo, la carta tiene platos típicos como el gazpacho, mejillones, pimientos del padrón o pan con tomate.

No estaba mal, el trato bastante amable, pero tampoco excepcional.

La hamburguesa estaba muy rica, la sirven con pan payés, 9 euros. Las alcachofas crujientes decepcionantes.

Me impresionó ver ensaladas en la carta por menos de 6 euros. Está bien para una cenita con amigos porque es económico y céntrico.

22/01/2011

Perry McFarrell lo descubrió en enero de 2011

Buena Comida, malas raciones, servicio caspoide malandrín

En pleno Born de BCN, la zona de moda del turista avezado que no gusta de chanclas con calcetín blanco y para los nativos con posibles, burguesía moderna y profesional, se encuentra nuestro restaurante.

Plaza privilegiada, para terracear cuando se vay la ola de frío, pasto fácil de franquicias de pseudorestauración.

La decoración ideal, de casa/tasca de comidas de toda la vida reciclada. La carta atractiva, platos típicos, bien traídos, sin florituras ni gilipolleces que cuando no se saben hacer dan más repelús que otra cosa.

Hicimos un medio recorrido por lo más representativo. Coca de escalivada ( medio currusquino, con dos verduricas ), deliciosa si no fiuera pq es sólo un bocado, no es coña.....es una tapa más que un plato, auqnue a precio de plato y no de tapa...el resto va por ahí.

Garbanzos con butifarra...muy buenos, pero lo mismo...4cucharadas...contadas, 4.

Suquet de Merluza....el caldo delicioso, pero de verdad espectacular....pero lo mismo, una pinchadita.

cap y pota, muy buena la salsita y bien los dos trocitos de carne. 3 CUCHARADAS¡¡¡, de verdad que tocamos a cucharada y media cada uno¡¡¡

Pero el peor detalle....Arroz negro....quemado, olía de lejos, el cocinero lo sacó x si el cliente tragaba y no decía nada...lo devolvimos, vuelve el jefe de sala y pide disculpas pq reconoce que estaba incomestible....nos dice que no nos lo cobra y que pidamos otra cosa, no pedimos nada,
Vuelve a los dos minutos con un pastel de coco y nos dice que nos lo pone como cortesía por el arroz.....

Los postres industriales, crema catalana y tarta tatin, se dejan hincar el diente.

La cuenta 60€, nos han cobrado el arroz.....me cambias pq t da la gana el plato sin pedirte nada, se supone que tienes el detalle de obsequiarnos con un pastel...y nos lo cobran...mire ud váyase a tomar el pelo a un guiri. Pagamos y no decimos nada.

En definitiva. Raciones ridículas , aclaro que ODIO los sitios repletos de público con comida fritangosa y asquerosa simplemente por el hecho de que las racioens son enormes, esos que te llevan los amigos o compañeros y te dicen "verás como te pones por 15€"...pero una cosa es eso y otra cosa la tomadura de pelo esta. Habrá un término medio digo yo. Y el detalle CASPOSO del jefe de sala con lo del arroz, detalle agravado con el hecho de que mi acompañante es cliente habitual, miserables por 6€, con lo fácil que es quedar bien y hacer que vuelvas. Poco PROFESIONAL. Echan por tierra la buena labor de la cocina, por que hay que reconocer que el producto es bueno y los guisos tienen mano.....al menos en plan cata, pq la ración no da para otra cosa.