Este sitio ha cerrado, si crees que esta información no es correcta: ponte en contacto con nosotros

Ver otros restaurantes cocina creativa en Madrid

Sergi Arola Gastro - CERRADO

2 estrellas Michelín

Ordenar por:

relevancia fecha

14/09/2016

Esto era otro nivel, mientras estuvo abierto.

CERRADO


------------------------

6-6-2015. Mediodia.

Nueva visita, aprovechando el poco tiempo de apertura, - solo abre en primavera y otoño -, su nueva carta y los cambios en la decoracion del local.

Este, esta bastante cambiado, paredes en un tono palido que unido a un cambio en la iluminacion, hace un ambiente menos oscuro que en el pasado; pared derecha forrada con un armario dotado de multiples puertas de diferentes tamaños, donde se guardan todos los elementos necesarios (platos, vasos, copas, cubiertos, etc) para el servicio de cada mesa.

Han cambiado las mesas, ahora son redondas, y las sillas, ahora son una especie de sillones bastante comodos. Con independencia de que a mi no me gustan las mesas redondas, en mi opinion hay dos problemas, el sillon no permite, si llevas chaqueta, quitartela en ningun momento, salvo que la dejes en guardarropa, y si las mujeres llevan bolso, deben dejarlo en el suelo o sobre sus piernas, no tienen un taburete o similar donde depositar el bolso. Esto, en mi opinion, es un fallo de un local de este prestigio, maxime si hoy, ya hay muchos establecimientos de igual o menor entidad que este, que ya lo ofrecen.

La sala sigue como en el pasado, muy profesional, muy atenta y pendiente de todos los detalles.

Carta de vinos, importante y, como en el pasado, con precios severos. Hemos optado, por un Brandan, uva godello, DO Ribeira Sacra.

En lo que se refiere a la carta, ahora tiene vigente hasta fin de este mes, - teorica fecha de cierre, hasta el otoño -, la carta de primavera, que tienen actualizada en su web, ahi se pueden consultar la oferta y sus precios.

Una de los aspectos diferenciadores de este lugar, tiene lugar al comienzo y al final de la comida, con el amplio surtido de emtrantes, bocados o tapas, al comienzo y los petit fours al final de la comida. Son todo un espectaculo.

Comienzan a salir los entrantes/bocados/tapas.

- Vermut en texturas. En una copa, tres presentaciones, liquida, en gelatina y en espuma. Esto empieza bien, sabor a vermut.

- Espuma de aceituna verde. Muy suave y delicado.

- Tortilla de patata. Su peculiar version de la tortilla de patata. Bien, bien

- Bocata de calamares con pan crujiente de tinta. Espectacular.

- Las bravas de Arola. ¿Que puedo decir de este bocado? Solo que quiero mas.

- Empanadilla de marmitako y pimiento choricero. El aspecto exterior es muy normalito, pero atencion con el contenido. Quiero mas.

- Bombas de la barceloneta. Otro clasico de Arola. Bien.

- Tortillitas de camarones en forma de cono. No llegan a ser las tortillitas de otros lugares, pero como bocado esta muy bien.

- Chuchumaki. Nombre de medio broma, que representa un guiño a la cocina japo, porciones de aguacate, pez mantequilla y atun, con un punto de mahonesa con alga nori y wasabi. Muy muy original y rico.

Y ahora, despues de los entrantes, comenzamos con la parte seria.

- Colas de langostino ahumadas, curry rojo, salicornia y sopa de lima. Un plato sobresaliente. Gusto a mar con un sutil toque del curry.

- Lasaña de aromatica y flores, esparragos y jamon, gelé de jamon. A diferencia del plato anterior, éste no me ha convencido, tres capas de pasta, entre ellas una espuma de esparragos y jamon, y un caldo ligero de jamon como acompañamiento. Tan blandita la espuma que no era posible cortar la lasaña, tan insipido el caldito que no sabia a nada.

- Lomo de rodaballo, chutney de coco y curry casero de naranja. Platazo. Sabor, texturas.

- Secreto de cerdo iberico, cuscus de coliflor, kimchi, mandarina y cremoso de tupinambo, mascarpone y gorgonzola. Platazo, para aplaudir.

- Sopa de cerezas, falsa torrija, helado de yogurt, polvo de cereza y cereza natural. Impresionante. Hacia tiempo que no disfrutaba tanto con un postre.

A partir de aqui, y para acompañar los cafes con hielo, aparecen los petit fours: tiramisu; bizcocho de vino; piña colada; tarta de almendra y conos de nata y almendra.

Salvando un plato, que ademas de no gustarne, no he entendido que quiso hacer el chef, una interesante experiencia, con cocina de altura y una sala que sigue siendo de primer nivel, pero, con unos niveles de precios muy altos, por lo que sigue siendo necesario recurrir a diferentes portales para reducir la factura.

-------------------------------

26-11-2013. Mediodia.

Estamos ante uno de los pocos estrellas Michelin que tenemos en España y en Madrid, y eso de entrada, a diferencia de lo que sucede en otros países, merece una consideración. Deberiamos ser mas cuidadosos con nuestros restaurantes premiados internacionalmente, pero somos asi, forma parte de nuestra idiosincrasia ponderar mas lo de fuera que lo que tenemos.

Obviamente, desde que entras y en todo el tiempo que permaneces en el local, se nota en el trato, en la amabilidad y en el saber estar, en definitiva, en el trabajo de la sala, que estás en otro mundo, concienzudo, profesional, es otro nivel.

Se podrá discutir, si el precio es el adecuado o no, pero el trato y el saber estar, es indiscutible.

De entrada te reciben con un conjunto de aperitivos, que, confieso, que no me he quedado con los nombres, sólo puedo aportar las fotos, en cualquier caso, variados y de muy buen sabor.

Comenzamos con:

Escabeche tibio de pescado de roca con verduritas de temporada: Muy sabroso y muy bien presentado

Láminas de boletus edulis con patatas soluble sobre sabayon de piñones: Extraordinario, sencillamente, tanto el boletus como las patatas.

Seguimos con:

Tosta de lenguado gratinado, crema ligera de ajos confitados con cresta de gallo, chantarelas y tomate en pétalos secos: Sencillamente espectacular, el sabor en su conjunto, espléndido, muy bueno

Solomillo de buey y patatas al caliu: Gran calidad de la carne y muy buena presentación

Finalizamos con:

Mousse de vainilla con sorbete de tomate de árbol: Un contraste de sabores muy acertado

Chocolate "Da la vida": Sorprendente presentación, quizás un poco flojo de sabor.

Para finalizar, unos petits fours, variados y muy bien presentados para acompañar el café.

En cuanto a los carta de vinos, muy amplia, con representación exhaustiva de casi todas las denominaciones de origen, pero con un problema, el precio de los vinos es desmesurado. No tiene ninguna lógica ese nivel de precios, salvo hacer caja. Se podrá discutir, si a nivel de la cocina, el precio es alto o no, pero el precio de los vinos no admite discusión, es desmesurado.

No obstante y en su conjunto, el restaurante tiene una calidad excelente, una cocina original y muy bien elaborada, y un servicio de sala espléndido.

Gath

Muchas gracias por contestar a mi comentario. Creo que sois un restaurante de referencia, junto a otros, hoy en Madrid, y como tales debéis contar con nuestro modestísimo apoyo.
Sólo puedo animaros a que sigáis en esa excelente línea de cocina y sala, y , por supuesto, volveremos.

17 de diciembre de 2013

acme

Este demarraje es de abusón total :)

26 de mayo de 2015

Gath

Hace mucho tiempo que no hemos vuelto, demasiado diria yo, ahora con su nueva politica, solo abre primavera y otoño, vi la nueva carta de primavera y nos hemos animado a comenzar junio alli.

26 de mayo de 2015

acme

No es santo de mi devoción pero espero con interés tus impresiones. Seguro que huelga decirlo pero imagino que estás al tanto del efecto tonificador de kviares y demás.

26 de mayo de 2015

Gath

Claro Acme, el uso de cualquiera de esas posibilidades es justo y muy necesario por su efecto lubricador, no es igual, que las banderillas entren a lo vivo que con una ligera anestesia.

26 de mayo de 2015

acme

No obstante, en estas plazas difícil es salir con la taleguilla intacta :)

26 de mayo de 2015

Gath

Por supuesto, las banderillas en lo alto de la chepa no te las quita nadie, por eso es mejor ir con calorcillo, ponerte la chaqueta con las banderillas es dificil,....

26 de mayo de 2015

spider72

y por cuanto sale al final??

8 de junio de 2015

Gath

La experiencia salió por 246 y 191€, antes y despues de aplicar el necesario descuento.

8 de junio de 2015

spider72

janderpeich.

8 de junio de 2015

Fernando Pisón Solan...

Jajajjaja. Qué gracioso José Luis!!

10 de junio de 2015

Miss Migas

Y nosotros que lo teníamos en "pendiente"...

14 de septiembre de 2016

Gath

En efecto. Siento que Madrid pierda un gran cocinero y siento que Madrid pierda un restaurante biestrellado, si ya de por si, teniamos pocos incluidos en la lista, pues toma, ahora uno menos....

14 de septiembre de 2016

1Falces

Se veía venir... Trabajo a escasos 100 metros y nunca he visto mucho movimiento al pasar por el restaurante. Reinventarse o morir.

14 de septiembre de 2016

04/01/2017

Una pena el cierre, me gustó bastante la visita. Quizá influyó el hecho de ir sin ninguna expectativa y además el descuento del 30% del Club Kviar pero la MOLLEJA me pareció extraordinaria, y el FALSO ARROZ me gustó mucho también. Además me gustó el local, el servicio y la estructura del menú, mas corto de lo habitual y con unos petit fours con mismo formato que los snacks del principio para cerrar el círculo.

30/05/2014

Muy buena experiencia a precio "contenido"

Visité el Arola Gastro con una promoción del tridente en Febrero. La oferta aplicaba sólo a la carta. Me hubiera gustadao probar un menú degustación pero era un regalo y no era plan poner pegas :)

A pesar de optar por cenar a la carta, nos sirvieron el set de aperitivos igualmente sin decir nada. No me importó, porque estaba muy ricos. Especialmente la especia de bocata de calamares. Un bocadito muy sabroso.

Pedimos entrante y principal para cada uno.

Los entrantes fueron unas sardinas asadas y unos raviolis de calabaza. Exquisitos ambos platos. Especialmente las sardinas.

Como principales, bacalao a la llauna y tosta de lenguado. Buenísimos platos los 2, pero me sorprendió más la tosta. Y eso que yo soy más "bacaladero" que Chimo Bayo.

De postre me pedí el queso Comté de 24 meses de curación con papas canarias. Nunca había probado este queso y me explicaron que es originario de la zona del Jura (Francia). Que manjar. Soy quesero y puedo decir que es uno de los quesos más ricos que he probado. Ando buscando comprarlo para alguna ocasión, pero es caro de cojones. Para esa maduración ronda los 40 héroes el kilo. Así estaba de bueno, claro...
Las papitas que iban de acompañamiento eran sencillas pero gustosos. La verdad es que más que un postre fue un tercer plato :)

Con todo esto no me quedé para nada con hambre.

Pedimos vino por copas. Nos ceñimos al blanco y nos recomendaron un blanco de Guadalajara muy rico: Finca Rio Negro. Muy bueno, oiga.

El servicio fue atentísimo desde que llegamos. Nos atendió un camarero mexicano (por el acento, creo no equivocarme) muy majo que nos explicó perfectamente cada plato y estuvo siempre atento sin ser un coñazo.

He leído opiniones de este sitio y muchas critican el precio. Lo cierto es que los precios que mencionan son estratosféricos y desde luego tienen razón de sobra para quejarse.
Mi experienca, afortunadamente para mi, salió por un precio bastante más reducido. Gracias al descuento (40% en carta sin incluir bebidas) la cuenta final rondó los 60 lerdos por cabeza, que me parece un precio muy bueno para el nivel de la comida y el servicio.
A mi favor esta que no nos explayamos con el vino (sin descuento). Reconozco que sin descuento te llevas una notable hostia y para ese caso es mucho mejor el menú degustación. Por cierto que con oferta del Kviar se te queda en un precio interesante.

Como curiosidad, tengo que decir que creo que éramos los únicos usando promoción, mas que nada porque eramos 8 mesas (de 10 en un martes, no está mal) y nosotros los únicos nacionales junto con otra pareja tipo señor de sienes plateadas con mujer de muy buen ver, llavero de carrazo de lujo y poca pinta de molestarse en mirar las ofertas de internet. El resto; asiáticos, alemanes y otros creo que rusos o eslavos... todos con pinta de no recurrir mucho a cupones...

Con promoción, me planteo volver a por un menú. Quizá entonces le ponga las 5

Gath

A pesar de que es un lugar con muchas críticas, tiene una excelente cocina; coincido contigo con la tosta de lenguado, es un plato rotundo.

30 de mayo de 2014

Alvaro Armenteros

vaya cera q le dan al bueno de Sergi :)Lo cierto es que los precios que mencionan en algunas opiniones son una locura (la de Fanjul, por ejemplo). Supongo que también influye en lo mediático del chef, que levanta tantos odios como pasiones.Abstrayéndome de quién es el boss y lo bien o mal que me pueda caer, a mi me gustó bastante la experiencia para lo que pagué. También pagaría un menú degustación por 95 (oferta kviar)

30 de mayo de 2014

acme

Arola es cierto que no cae bien pero creo que se lo tiene merecido...

30 de mayo de 2014

Alexo

"Y eso que yo soy más "bacaladero" que Chimo Bayo".... Que cachondo..:). El Gastro no lo conozco. Estuve una vez en el reservado de "La Broche", cerrado para nosotros en una ocasión especial. Personalmente no me muero por la cocina de Arola, pero coincido con Acme en que hay que reconocerle el mérito...!

30 de mayo de 2014

25/03/2013

Realmente bueno y especial

Sin lugar a dudas otra gran experiencia culinaria.

3 personas, optamos por el menu "Sergi Arola" dos de ellas con maridaje.

El menu por el que opté consistió en:
- Bocados de Sergi Arola (8 bocados de diferentes interpretaciones de tapas españolas: tortilla de patatas, Bellini, bocadillo de calamares, salmorejo, Bikini, anchoas rellenas, patatas bravas,...)
- 2 Entrantes a elegir (Calçots confitados en su tierra de Romescu y Clotxas de sardinas fileteadas y ahumadas en falso pan de ajo tostado y tomate semi-confitado)
- 1/2 Pescado (bacalao a baja cocción con cebollas rellenas de guiso de tripa de bacalao gratinado al Ali-oli)
- 1/2 Carne (Solomillo de buey estofado al minuto y patatas al "caliú")
- Prepostre (me perdí la explicación :P)
- 2 postres a elegir (queso Comté 30 meses, Esfera de Arroz con leche)

Maridaje: 5 copas de vino cada uno de los comensales con respecto al plato elegido. Copas generosas.

El local es precioso, si bien tuve suerte en la mesa que daba a un espacio mas acogedor y mas "independiente". El resto del local tenía las mesas una al lado de la otra.

La atención fue magnífica liderado por Sara Fort. Me encantó en este aspecto la naturalidad con la que puedes hablar de los platos y de como están creados cada uno de ellos.

Siempre pongo pegas, por poner alguna en algunas casos:
- Misma sensación que en Sant Celoni con el tema cerveza: solamente había Heineken o Cruz Campo Reserva. Eso sí, esta vez el precio era normal.
- Tras acabar una comida así a las 17:30 que estuviera cerrada la coctelería para tomar algo me dejo con una sensación de no haber completado la experiencia.
- Al final te dan una carta con lo que has tomado, pero no de los vinos cosa que deja el maridaje demasiado en segundo plano y algunos vinos fueron magníficos.
- OffTopic: la web no es de este siglo ya ;)

Entiendo que muchos de estos sitios tienen su temporadas mejores y peores, el resumen de mi experiencia fue genial. Todo absolutamente todo fue especial y muy agradable.

gordolobo

fotazas y pedazo crónica! ganas de probarlo.

25 de marzo de 2013

Provincianas

si no es indiscreto....precio aprox?

26 de marzo de 2013

Lizzard

Menu Sergi Arola - 135€ - Maridaje - 65€
Menu descubrimiento - 105€ - Maridaje - 55€

26 de marzo de 2013

Provincianas

¡Muchas gracias!

26 de marzo de 2013

24/05/2013

SE NOTA QUE SERGI AROLA COMPRA EN LIDL

Ayer fui a cenar al Gastro de Arola a fin de completar los estrellas michelín de Madrid. Pues bien, podría estar horas poniendo a caldo a este restaurante. Intentaré hacerlo breve pero el resumen de todo es que me pareció el mayor timo de mi larga experiencia gastronómica. Supera incluso a Mugaritz. Lo que no puede quedar más claro es que los que otorgan estrellas michelín son unos horteras y unos alucinados, que si bien aciertan en alguna ocasión y nos descubren grandes restaurantes, otras muchas veces otorgan estrellas michelín a auténticos bodrios como Arola, Mugaritz o Santceloni. Si quieres conseguir una estrella michelín lo tienes sencillo: pon buen servicio, una carta de vinos con 80000 referencias, mete platos con ingredientes que impresionen (aunque a mí me descojonan) cuando te los canta el camarero y sobre todo si haces, por ejemplo, un lenguado, no lo sirvas así sin más sino crea el máximo paripé posible, como metiéndolo en una pecera adornado con espumas, salsas y mariconadas varias. Eso ya te otorga una estrella fijo.

No tiene otra explicación sino que Arola tenga 2 estrellas michelín, para mí la mayor vergüenza de Madrid. Arola es un restaurante principalmente para fanchotes forrados extranjeros que vienen a Madrid y han oído que Arola es el 2 estrellas más conocido y más exclusivo. Porque otra cosa no, pero hay que reconocer que Sergi lo ha hecho de puta madre en cuanto a marketing se refiere, vendiéndose muy bien a base de abrir restaurantes por medio mundo. Igual que para los guiris en las guías les aparece Botín como el sitio más antiguo de Madrid y ya solo con eso van a semejante timo de sitio, pues en las mismas guías les aparecerá Arola como el sitio más caro y exclusivo de Madrid, por lo que si eres guiri y forrado, Arola es la opción.

De 10 mesas que hay en el restaurante, ayer 8 mesas eran de extranjeros, japoneses, ingleses, sudamericanos...6 mesas eran parejas del típico hortera forrado con un ferrari que lleva a cenar a su novia/esposa/escort que va con el bolso de chanel y los zapatos Louboutin. Era patético ver como esas parejas apenas hablaban y ellas estaban como pensando: lo que hay que aguantar por dinero.

Madrid es la capital de España, y quieras o no, siempre habrá forrados extranjeros que están de viaje en Madrid y que llenarán este sitio, así que mal no le va a ir a Sergi.

Lo que ya me parece vergonzoso es que entendidos como Maribona considere a Santceloni el mejor de Madrid y Arola el segundo de la lista.

También hay que reconocer que muchos de los q visitan Arola dirán que les ha flipado porque pensarán que decir lo contrario es quedar de ignorante. Como si dices que Ciudadano Kane es la mejor peli de la historia porque eso es lo que dicen los entendidos de cine y claro, si dices que te parece un coñazo, que es lo q es, parece que quedas de burro. Así es la gente, qué triste.

Pedimos el menú más largo, el Gastró, y todos esperábamos que de los 14 platos al menos 3 o 4 estarían increíbles PERO NO!!! TODOS LOS PLATOS ERAN ABSOLUTAMENTE SIN MÁS!! TODOS!!! Hasta en el timo de Mugaritz hay 2 o 3 platos que al menos están deliciosos. Pues aquí ni eso.

Comparas el pésimo Arola con el espectacular Celler de Can Roca y te entra el descojono. Vaya dos mundos solo separados por una estrella michelín, que vergüenza.

Empiezas con unos snacks absolutamente sin más, incluso la famosa patata brava q es del tamaño de una uña y es peor que la del 60% de los bares de barrio. La coca-pizza está peor que un trozo de pizza de Duomos. El bocata de calamares o el sandwich de tomate y jamón son una chorrada de tal nivel que uno siente q se están riendo de él.

Pasamos a unos espárragos blancos duros con una mayonesa que está más mala que la mayonesa de Dia.

De la alcachofa con zamburiñas solo se salvan estas, muy ricas, pero las alcachofas...sin comentarios.

La molleja de ternera fue para mí el mejor plato de la cena.

Las verdinas con erizos, pues comí mejores verdinas en el Pimiento Verde, que ya es decir,

La crema ligera tupinambo ni la recuerdo, así que imaginad el nivel.

El lenguado con tosta de pan es igual q el lenguado q te puedes hacer en casa comprándolo en el Corte Inglés.

El arroz cremoso estaba tan soso e insípido que uno ya se empieza a enfadar de verdad del timo de cena.

La escudella de foie, q imita a un cocido madrileño pues le salva el foie, que a mí me flipa, pero vamos q no deja de ser foie.

El bistec con patatas ya es de coña. Es como un nigiri de wagyu pero con puré de patata en vez de arroz, lo q le hace super empalagoso, años luz del nigiri de Kabuki. De postres hay uno q viene q una maceta como si fuera una planta, este postre refleja exactamente el paripé que necesitas para conseguir una estrella michelín: mete el chocolate en un tiesto y q así parezca una planta, llámalo "el chocolate da la vida" y ya tienes un punto positivo para conseguir la estrella.

Al final pagamos 250 por barba, eso sí, entre 4 bebimos 5 botellas de vino

Vincent Hanna

Qué se puede esperar de un tio que sólo piensa en abrir nuevos negocios, el último parece que en París. Al final, quieras o no, descuidas tu propio restaurante. Me apuesto una cena a que cuando fuiste a cenar no estaba Sergi entre fogones.

27 de febrero de 2012

ALBERTO DE LUNA FANJ...

Joder Vicent, lo has clavado. No no estaba. Decía su mujer que se había quedado en casa con sus hijas. Yo mañana a lo mejor no vengo a currar y le digo a mi jefe lo mismo, que prefiero quedarme en casa con mis hijas que hace mucho que no las veo, ¿tú crees que mi jefe lo entenderá? Sergi es una máquina de hacer dinero y me parece bien, mientras la gente vaya a sus restaurantes y él gane dinero...no creo que le importe mucho a ese hombre que Gastro sea un timo mientras esté siempre lleno de extranjeros forrados.

28 de febrero de 2012

Alexo

Ciudadano Kane es una mierda....??? Pero tú de donde sales chaval...?

24 de marzo de 2013

Antonp

Me parece una falta de respeto por tu parte que digas que al 90% que le haya gustado es porque no quiere quedar de ignorante. A mí simplemente me encantó, y sin embargo no me duelen prendas en decir que no me gustó Santceloni o Akelarre. Lo que es triste es que para dar tu opinión haya que menospreciar la de otros,

24 de mayo de 2013

ALBERTO DE LUNA FANJ...

Bueno Antoniop, no es para enfadarse. Tú estás en ese 10% a los que realmente les ha gustado Arola. De todas formas, quizás haya exagerado mi comentario, así que lo suavizaré

24 de mayo de 2013

Fernando Encinar

no coincido contigo en absoluto respecto a santceloni; no es razonable meterle en el mismo saco que Arola. Es caro, sin duda, pero para mí (opinión subjetiva 100%) es lo mejor de Madrid

24 de mayo de 2013

Oteador Culinae

Es decir que para pasar el mal trago tuvisteis que coceros un poco con el vino.
Estoy seguro que tienes razón, la verdad es que siempre hubo sitios así en Madrid, pero lo de ahora es un poco descarado. Lo lamentable es que quien parece saber de gastronomía los "sitúe" con todo el descaro del mundo en primera fila.

A propósito, en el Mugaritz del número que monté me vinieron a decir que estarían encantados de no verme mas, incluso me dijeron que tenían una libretita con el nombre de los clientes no deseados, donde me tenían apuntado. Supongo habrás visto el reportaje del foie y Mugaritz....
En Arzak tampoco soy bien visto, (la tuve con el sommellier).

Felicidades por tu sinceridad y no venderte al "enemigo".

25 de mayo de 2013

Antonp

Gracias Alberto. Tu opinión queda igual de clara, pero mejor así más suave. A mí también a veces la emoción /indignación me dominan. Un saludo

27 de mayo de 2013

ALBERTO DE LUNA FANJ...

Fernando, todo esto es subjetivo 100%. A mí Santceloni no me gusta nada. Platos que no bajan de 35 euros y que no dicen nada, carta de vinos donde lo más barato es un vino de 45 € que en tienda cuesta 10....Comparo mis experiencias en Santceloni con otros de Madrid como, por ejemplo, Coque, DiverXo, Freixa o Casa José y te aseguro que he disfrutado infinitamente más en cualquiera de estos. Ojo, eso no implica que Santceloni sea malo, ni mucho menos. Es un gran restaurante. Lo que pasa es que a esos precios, yo por lo menos, espero mucho más.

27 de mayo de 2013

Fernando Encinar

MI experiencia es distinta. Tras probar todos los que mencionas (y algunos más) como Santceloni no veo ninguno y dependiendo de lo que pidas puede salir incluso más barato que los otros. Pero ojo, para gustos se hicieron los colores.

27 de mayo de 2013

ALBERTO DE LUNA FANJ...

Unos amigos quieren ir así que pronto les acompañaré y podré dar una segunda opinión de Santceloni porque, como he dicho, mi primera experiencia no me gustó nada debido a los altos precios y que los platos no me parecieron nada fuera de serie.

27 de mayo de 2013

manolis

Y espero, al menos, que no fuese Arola a Saludaros, q ahi si que se te puede cortar la digestión.

26 de junio de 2013

EandradA

Le han chapado el garito... a los catalanes también les afectan las deudas, quien lo iba a decir con lo previsores y buenos gestores que son.

26 de junio de 2013

ALBERTO DE LUNA FANJ...

Yo creo que directamente le han chapado el garito por los timos que metían a la gente...250 eurazos que me robaron a mí en esa cena...

Patéticas me parecen las frases de Arola diciendo que con todo lo que él ha defendido la marca España y van y le cierran el chiringo. ¿Qué pasa que se cree intocable ante Hacienda? ¿Qué tiene que ver que publicite nuestra gastronomía con que le cierren el chiringo por deber 300.000 Euros?

Amigo Arola, ante Hacienda todos los españoles, catalanes incluidos, somos iguales y da igual que seas un chef de renombre que seas un carpintero que seas un Notario....a quien no paga, Hacienda embarga.

Ahora bien, tema diferente es si Hacienda debería ser más flexible en general ante la gente que poco a poco puede ir pagando....pero ese ya es un tema demasiado complejo y jurídico donde no me meto.

Ah, y que diga que cierra porque no puede servir vino....pues que vaya a Lavinia, santa Cecilia o Enoteca Bartolo y compre varias botellas de vino o permita el descorche y así cada cliente s epoda llevar su vino....pero cerrar me parece de prepotente...ahí hay gato encerrado fijo.

26 de junio de 2013

Manuburgman

Alberto de Luna, te felicito por tu crítica que comparto al 100%. Es tristísimo ver cuanta gente que en su casa no pasa de la chuleta de cerdo se pone a alabar tonterias como espumas, pétalos de flores, nitrógenos varios, etc, etc.... y es que hay mucho tonto con la cartera llena.

2 de julio de 2013

20/03/2014

Capricho con descuento, ruina sin él

La experiencia en este restaurante es magnífica. Es una experiencia larga, ya que a los platos principales que escoges de la carta, añaden varias rondas de aperitivos, espectaculares todos ellos, un servicio de pan magnífico y unos dulces tras el postre (7 euros extra en la cuenta, por persona). De modo que hay que ir con tiempo, tranquilidad y ganas de disfrutar. Los platos son a cada cual mejor, el servicio, como en muy pocos sitios. Los vinos, subiditos de precio. El local, bastante austero, especialmente si te toca mirar a la pared, eso sí, con una iluminación muy cuidada.

Recomiendo ir con el descuento de El Tenedor o Kviar

24/02/2013

Elegante pero extremadamente caro

COMIDA
Alta cocina elaborada con productos sencillos de bajo coste. Todo esta muy bueno pero no sorprende ni te deja sin habla que es lo que se espera en un restaurante con estrellas Michelín. Los entrantes son divertidos y el bacalao esta requisito.
BEBIDA
Carta enorme con todo tipo de referencias muy muy caras y sin dar opciones más económicas.
SERVICIO
Lo mejor del restaurante, te cantan los platos que es una maravilla, nos explicaron cada plato de la carta. Atentos y nos aconsejaron muy bien. Un gusto.
AMBIENTE
Alucinante, la decoración es una pasada y es súper acojedor.
CALIDAD-CANTIDAD-PRECIO
Caro, caro, caro y muy caro. La elaboración es espectacular pero el producto que tiene es de primera pero barato, y fácil de encontrar lo cual esta muy bien si no cobrara 50 € cada plato. Se puede comer con el tenedor con un 40% de descuento y aun así es caro. 90€ por barba con el descuento.
RESUMEN
La velada fue genial y si te sobra el dinero pues perfecto, pero para cobrar esos precios no vale en un local espectacular y un servicio muy bueno con cocina elaborada, hay que ofrecer algo mas. Sergi Arola Gastro.....y donde esta Sergi Arola.
Si creara un Restaurante divertido con cocina elaborada con productos baratos pero a 50€ pavos la comida accesible para el resto de los mortales yo invertiría en el.

05/02/2013

Delicioso

Gran experiencia en este restaurante, una comida que disfrutamos mi mujer y yo.

Ya hemos visitado varios restaurantes con estrellas, y yo tengo claro qué pido cuando hago el esfuerzo económico que supone darse este capricho. No pido que todos los platos me epaten de principio a fín, hay mucho de gustos y las propuestas gastronómicas arriesgadas pueden dar en la diana o no.

Pido probar algo delicioso, y algo que me sorprenda. Y esto se cumplió en el Sergi Arola Gastro.

Nada más llegar nos recibe Sergi, es muy agradable ver en persona al responsable de la cocina que vas a probar. Él mismo nos tomó nota, eligió el Menú acorde a nuestras intenciones, acertando de pleno, y presentó algun plato.

Un nivel alto de los platos y entrantes, conformaban una gran experiencia.

Hubo un entrante con Crema de castañas y una caballa cocida a baja temperatura que fueron una experiencia deliciosa y totalmente excepcional.

El servicio muy agradable, el local algo claustrofóbico, ambiente íntimo y tranquilo pero con una disposición no demasiado cómoda, con camareros a la espalda.

Por poner algún pero, los aperitivos a la llegada tienen que ser una buena carta de presentación, y eran insípidos. Lo mismo con los panes, por muy casero que sea el pan en un restaurante de este nivel debe ser muy rico, y no era el caso.

En resumen, si podemos repetiremos, para mí un placer estar con Sergi y compañía.

pozuelo gourmet + seguir 42 sitios, 6 seguidores

22/05/2012

Ni fu ni fa

Estuvimos la semana pasada, era miércoles y prácticamente cenamos solos. Fue la primera sorpresa, ya que no esperábamos que un restaurante con estrella michelín no estuviera lleno todos los días, sobre todo teniendo en cuenta que el local es bastante pequeño. Debe tener una capacidad máxima de 30-35 personas.

La decoración de las mesas bastante lograda, la del local en general nada del otro mundo. Quizá un pelín oscuro.

La chica que nos atendió iba en vaqueros, con chaqueta pero en vaqueros. No desentonaba pero deberían tener en cuenta que si piden cierta elegancia a los clientes no es de recibo que te reciban en vaqueros.

La segunda sorpresa fue su carta, excesivamente reducida. Opción de 5 platos de primero y otros 5 de segundos. También ofrecen dos menus pero que se componen de los mismos platos que ofrecen en carta aunque en versión reducida para poder probar más platos.

Comimos muy bien pero nada que nos sorprendiera enormemente. La carta de vinos, típica de este tipo de establecimientos, extensísima.

Los aperitivos son excepcionales, ese día nos pusieron, entre otros, un mini cornete helado de gambas al ajillo. Otro aperitivo a destacar fue la lima rellena de una crema de aguacate con cilantro. Impresionante.

En cuanto al postre, elegimos un queso curado de 30 meses y estaba estupendo pero la presentación no era propia de un restaurante de esa categoria.

Me gustaron más los aperitivos que los platos principales.

La queja más llamativa sería la sorpresa cuando me pidieron por teléfono una tarjeta de crédito para confirmar la reserva. Me pareció excesivo, sobre todo teniendo en cuenta que el local estaba prácticamente vacío.

31/12/2011

Un restaurante de nivel

El Sergi Arola Gastro es un restaurante con aires de bistrot, algo incómodo por la forma alargada de su comedor y la proximidad entre las mesas, pero este inconveniente se supera con el excelente nivel de la comida, con los cuidadísimos detalles y con un servicio tan profesional como próximo al comensal que encabezan Sara Fort, la mujer de Sergi Arola, como directora de sala, y Daniel Poveda como sumiller. Arola fue de los primeros en eliminar la carta y ofrecer sólo menús cerrados. Hay que elegir por tanto entre cuatro opciones que van desde el Ejecutivo hasta el Gastro, un completísimo repaso por la cocina del chef en el que se entremezclan platos nuevos con otros anteriores que se recuperan en función de la temporada. Menú equilibrado para el que hay que ir sin prisas ya que el servicio no baja de las dos horas y media.
Comienza con una serie de divertidos y trabajados snacks, pequeños bocados pensados para comer con la mano. Por citar algunos, la lima rellena de ensalada de maíz, tomate y aguacate; el cornete relleno de helado de gambas al ajillo, o el “bocata” de tomate y jamón. Llegan luego los platos principales. Del menú de esta temporada destacan especialmente la ensalada de chirivía en crudo con un idiazábal viejo y setas, un armonioso equilibrio de texturas y sabores; la molleja de ternera asada en su jugo; y el plato llamado “Otoño en Madrid”, una delicada crema de castañas asadas con caviar de boniato y helado de panceta. Sobresalientes también la paloma torcaz asada y guisada, con endivias salteadas; y el tián de cordero con salteado de verduras. Postres muy cuidados, como la maceta con tierra de chocolate con brotes de cilantro con un fondo de flan de naranja. Una comida muy satisfactoria que responde plenamente a lo que cabe esperar de un dos estrellas y con precios en consonancia.

19/09/2011

INCONSTANTE

Nuestra experiencia en SERGI AROLA GASTRO ha sido la de un menú degustación con altibajos, inconstante. Platos que nos maravillaron, y platos que pasaron por la mesa sin pena ni gloria, para el olvido gastronómico. Sinceramente, hemos comido mejor y por menos dinero en otros restaurantes de igual o "supuesto" menor nivel. Os dejo las fotos y comentarios de nuestra experiencia personal allí.

la-cocina-creativa.blogspot.com/2011/09/sergi-arola-gastro-madrid-el.html

10/05/2011

experiencia decepcionante

El restaurante es alargado, con las mesas bastante próximas y con un poco de sensación de túnel. Tiene dos alturas: en la superior está el restaurante y en la inferior la zona donde uno se puede dar a la bebida.

Nos reciben dos veces, una en la calle, dónde el portero sale a nuestro encuentro nada más bajar del taxi, y ya una vez dentro una chica joven, elegante que presumo que era la jefa de sala. Tras sentarnos, nos traen las cartas y podemos ver que existen tres opciones de menú degustación, en función del nº de platos. Nos quedamos con la intermedia, menú Sergi, que consta de cinco entrantes, dos principales y dos postres. Es posible que cada comensal combine sus entrantes y principales con lo que hay en la carta del menú largo. Esta opción sí que me pareció de agradecer, ya que no es necesario realizar la misma elección a mesa completa.

En cuanto a la carta de vinos, es amplia como cabe esperar en un sitio como éste, pero tiene la particularidad de que tiene un montón de vinos normales, a los que para hacerlos especiales se les multiplica su precio por entre 2,5 y 3 veces. Nuestra elección en vinos se centra en un vino blanco gallego para hacer patria, San Clodio, que no habíamos probado antes. Con el tinto nuestra elección fue un Pago de Carraovejas crianza.

Arrancamos el menú con los snacks, que en comparación con lo que te puede servir Solla o Marcelo, se queda lejos, lejos, lejos. Unos chips muy crujientes, unas mini tostas que parecían calentadas en microondas, unos buñuelos que pretendían reinterpretar las patatas bravas sin mucha fortuna, y unas excelentes aceitunas, que sí que hay que decir que eran exquisitas. Lo mejor del arranque sin ninguna duda.

Tras los snacks, acude la jefa de sala a preguntar por el punto al que vamos a querer los pescados y carnes. Punto Arola, o un Punto algo más pasado. Nos preguntan a todos, y se lo llevan bien apuntado. Todo un detalle propio de estrella Michelín.

Arrancamos el menú con los entrantes.

Cigalitas, Cornete relleno de tartar de cigalitas y boletus. Plato muy correcto, un equilibrio de sabores y unas texturas muy conseguidas. El plato no sorprende para nada, pero está rico.

Ensalada, Judias verdes de Kenia con nueces frescas y melocotón. El toque de las judias pequeñas y súper verdes, hechas al vapor, es exótico, pero no es nada equilibrado. No tiene buen sabor, las judías saben a judía verde casi cruda, pero no consiguen llevarse bien con las nueces y el melocotón. Atrevido, pero no demasiado afortunado.

Las Ostras, en Mousse, con velo "perlado", algas frescas y burbujas de champagne. Mucho sabor a mar y a ostra, sorprendente la preparación co el efecto perlado, aunque recuerda mucho al plato de ostra que tiene en su menú Subijana.

Las sardinas, en Tartar, helado de tomate especiado y agua de mar. Exquisito, sin ninguna duda lo mejor de toda la cena. El sabor de la sardina estaba inmejorable, el contraste en boca con el tomate lo hacen el campeón de la noche.

Verdina, guisada con erizos de mar y emulsión de sidra. Buen plato, sabor asturiano a tope. La legumbre con el toque que le dan los erizos y sobre todo la acidez de la emulsión de sidra hacen de este un plato muy conseguido, aunque no sorprendente.

Tras esta experiencia con los primeros, llegan los segundos para los que teníamos la esperanza de que el nivel subiese y mucho.

Salmonete, Cocido a baja temperatura, pepino, láminas de champiñones, laca de algas y cremoso de hinojo. Absolutamente lamentable. Salmonete totalmente fuera de punto e insípido, pese a que el acompañamiento ayudaba.

Venado, con manzanas y castañas caramelizadas, mantequilla a las seis especias. Otra decepción. La carne estaba aceptable sin más, la mantequilla a las seis especias ni se intuía. Una vez más lo del "punto Arola" o punto normal vuelve a ser una pregunta sin sentido, ya que los tres platos están al mismo punto.

Llegados a este punto, no esperábamos ya que se pudiese levantar el nivel para hacer conseguir una nota de aprobado justo, y efectivamente así fue.

Mojito, esfera de mouse de lima con perla de ron y granizado de hierbabuena. Pastel de avellanas, acompañado de un mosaico de peras y helado de jengibre. Nada digno de mención, para mi gusto mejor el segundo que el primero pero en ningún caso sorprendente.

En resumen, una experiencia que se fue a los seiscientos euros para tres personas y que no ha llegado al nivel mínimo que se le exige a un sitio cómo este.

El propio local y los platos más justitos podrían ser los puntos flojos en una velada. Pero los incidentes del punto del salmonete y las carnes, así como una agria discusión con el sumiller - quien opinó que "los

Miguel Angel Castill...

Totalmente de acuerdo. El menú es algo así como ver a Guti jugando con el Real Madrid. Un plato te parece maravilloso, del más alto nivel mundial.... y el siguiente pasa sin pena ni gloria por la mesa. Gracias por tu valoración

19 de septiembre de 2011

14/01/2010

Emociones.

Una noche de noviembre, una cena en un restaurante, una velada inolvidable.

Mi visita al restaurante que Sergi Arola tiene en la calle Zurbano de la capital resultó una de mis mejores vivencias gastronómicas; sorprendente, muy agradable y cargada de sensaciones, que en ocasiones llegaron a EMOCIONAR. Algunas de esas sensaciones vividas, por mucho que yo me empeñe en explicarlas, nunca llegarán completamente a describirse, para entenderme habría que vivirlas.....

El local, con capacidad para unos treinta comensales, es un claro ejercicio de diseño moderno. Mesas amplias y sin apenas decoración. La sala es agradable y sobre todo muy funcional; pura teoría del aprovechamiento del espacio, eso sí con mucho diseño.

El servicio de sala es diligente y eficaz; aunque en mi opinión, un restaurante con dos estrellas Michelín y cuya cuenta no bajará de los 150€ por persona debería cuidar más algunos detalles para lograr la perfecta armonía que se espera del lugar. Una mejor coordinación entre los camareros y el sumiller, cuidar más algunos pequeños detalles del servicio, o una mayor complicidad del personal con el cliente harían la estancia aún más agradable.

La cocina que Arola presenta en su restaurante es una sabrosa y creativa mezcla de elaboraciones tradicionales y sofisticadas; conjuntando perfectamente ambas para dar un resultado redondo, complejo pero en armonía; y donde respeta al máximo la excelente calidad del género que utiliza. Una cocina no exenta de sorpresas, pero en donde la depurada técnica no resta protagonismo al producto, al revés, lo potencia. En donde la mayoría de los platos se encuentran excelentemente conjuntados, donde cada elemento combina perfectamente con los demás, donde cada ingrediente es complemento del resto para formar ese único conjunto que invade el paladar, y que como al principio decía, en ocasiones llega a EMOCIONAR.

La carta la varían mensualmente en función de las nuevas ideas que el Chef propone y como no de los productos de temporada. Del menú de noviembre que yo probé me cautivaron: la “Mouse de ostras con algas frescas y espuma de champagne”, una auténtica maravilla, pleno de sabor y delicado en su textura, un conjunto que mi paladar aún recuerda; exquisito, complejo, sabrosísimo y equilibrado. Las “Setas de temporada con codorniz escabechada y huevo pochado”, co-protagonismo de ingredientes formando un conjunto delicioso; increíbles las setas, perfectas de punto, estupendas de sabor y textura, complemento ideal de los tiernos y sabrosos muslitos de codorniz; cocina de temporada sutil y perfecta. El “Salmonete cocido a baja temperatura con pepino, láminas de champiñones y cremoso de hinojo”; un salmonete excelente, de una calidad excepcional, cocinado suavemente para que el producto se exprese en plenitud. O el “Soufflé de coco y curry con helado picante de chocolate”; extraña combinación de ingredientes para lograr un postre delicioso, con todos sus elementos reconocibles en boca, pero tan sutilmente conjuntados en un delicado soufflé que cada bocado fue la guinda perfecta para una cena inolvidable.

La carta de vinos, bastante pasada de precio por cierto, resulta inabarcable debido al excesivo número de referencias que contiene; siempre he preferido una más sutil selección de caldos que al cliente le permita leerla con calma sin tener que estar media hora delante de ella... Aunque dado que los menús combinan platos de corte muy diverso, la opción del maridaje dirigido se hace la más atrayente. En mi caso fueron 65€ de suplemento por persona por la bebida, pero después de sentir el buen hacer de su sumiller, consiguiendo en ocasiones una maravillosa armonía entre el plato y el vino elegido, puedo concluir que bien merece la pena el precio pagado.

En definitiva, mi visita a Sergi Arola Gastro logró zambullirme en una excitante aventura gastronómica; quizás la experiencia no esté al alcance de todos los bolsillos, pero sin duda EMOCIONA.

Podéis ver más en detalle mi experiencia en el restaurante en gastronomodesaparecido.wordpress.com/2009/12/30/sergi-arola-gastro