Soho Grand Hotel

Ordenar por:

relevancia fecha

08/10/2008

Jesús Encinar lo descubrió en marzo de 2007

Mi favorito en Nueva York

Me he quedado en distintos hoteles en Nueva York por distintos viajes y al final me quedo con el Soho Grand, es el que recomiendo a los amigos que paséis por Nueva York por tres motivos:

1.- Está en el Soho, la parte más interesante y divertida de Nueva York. Puedes pasear por el Soho a cualquier hora, ir de compras o salir a cenar y volver andando. Además no tiene la actitud arrogante del otro hotel de la zona, el Mercer. Las habitaciones, sin ser gigantescas, están muy bien y a buen precio, para lo que es Nueva York.

2.- El diseño es precioso. No está hecho con ese típico diseño baratillo que intenta pasar la escasez por minimalismo

3.- Te tratan fenomenal. Muchos hoteles en NY resultan impersonales o arrogantes, parece que les cuesta dar un toque personal a los huéspedes. El Soho Grand, a pesar de ser un hotel con mucho famoseo de gente del arte y la moda, no resulta nada pedante.

Un descubrimiento. Recomendable.

Tombatossals + seguir 1.442 sitios, 107 seguidores

03/03/2009

Por fuera, con su fachada de ladrillo rojo, el SoHo Grand parece un nuevo centro comercial.

Pero por dentro es otra historia.

Perros de hierro fundido hacen guardia en el vestíbulo de inspiración industrial: luces cuadradas, paredes de cemento con molduras, una mesa de café del tamaño de un piano de cola.

Hay vidrio de malla metálica por todas partes, hasta en los escritorios de las habitaciones. Los suelos son del mismo material que las aceras de Nueva York; acero corrugado para los ascensores y hierro fundido y vidrio en las escaleras.

Los conserjes pueden conseguirte una mesa en el restaurante alternativo más de moda y ponerte al corriente sobre lo más interesante en la zona.

Aquí encontrarás japonesas urbanitas con sus zapatos de plataforma, hombres de negocios londinenses de fuerte acento hablando por el móvil, esbeltas modelos nigerianas, muchos músicos de rock and roll y, un montón de peinados raros.

Pero el Grand, a pesar de su nombre, es cálido y amable.

Sin dudarlo, uno de mis hoteles preferidos desde hace bastantes años.