Ordenar por:

relevancia fecha

14/03/2012

Una noche muy desagradable.

Fuimos un grupo de siete personas, un martes a cenar.

Desde que nos sentamos a las 10:30 de la noche, habiamos reservado, tuvimos la sensación de que querían que nos fueramos. La camarera nos aviso de que la cocina cerraba a las 12:00!!! teniendo en cuenta que estabamos pidiendo el menú que ofertan a 15 €, la información era innecesaria. Esta persona en concreto fue muy grosera toda la cena.

Al final acabamos tomandonos los cafes deprisa y corriendo y con las miradas de camareros y cocineros, salían de la cocina para observarnos desde la barra, clavadas en la espalda.

Nos fuimos a las 12:00, cuando se supone que cierran a la 01:00.

En resumen, deplorable servicio. Y la comida indiferente.

11/05/2010

Buen restaurante para no complicarse

Local de cocina sencilla pero buena, raciones típicas, como croquetas, embutidos, pan con tomate o chipiriones a la plancha. Bien presentados y buena calidad y cantidad. Además probé la hamburguesa (sin pan) muy buena.

El local es amplio, oscuro, con dos pisos y de esos en que no paras de ver movimiento, camareros a buen ritmo y sonido alto en el ambiente.

Sorprendentemente tiene un precio super ajustado (bastantes entrantes y un plato por persona con vino por menos de 30€). Además el servicio, al menos con nosotros, fue muy amable.

09/05/2011

Cena interminable

Ibamos un grupo de 5 amigas a cenar con menú cerrado.
No se que lío se armaron en la cocina pero tuvimos que acabar rogando a la camarera que nos trajese algo de comida. Nos dijo que era un problema de cocina. El caso es que nos sirvieron los entrantes con un retraso incomprensible entre ellos y de nuevo espera eterna por el principal.

Al final un desastre de cena porque nos llegó todo tarde y frío a la mesa. Lo cierto es que es una pena porque se nota que la materia prima es de buena calidad y con buen sabor.

PS: Dudo que vuelva y no me atrevo a recomendarlo.

20/04/2010

Restaurante moderno en pleno centro de Madrid con una carta que no está mal, pero con dos menus bastante majos. Uno de 20 y otro de 25€.
Nosotros pedimos el de 25 y había unos entrantes para compartir muy buenos (embutidos, huevos rotos, calamarcitos, ensalada de queso de cabra) y luego el segundo a elegir.
La hamburguesa de solomillo muy buena, aunque no era del menú
Con el postre, sólo tienen fondue de chocolate, si no te gusta, siempre te puedes comer la fruta sola, ponen una copa de cava.
A mi me pareción un sitio un poco oscuro si no te ponen delante del ventanal que hay.
Abajo, donde los baños, tiene otro comedor pero es mas feo y huele un poco a baño. Para lo grande que es el sitio sólo hay un WC para hombres y uno de mujeres ?? eso si, estan "comunicados" por el lavabo, que es de diseño y común para los dos baños. Vamos, que ves al de enfrente... muy moderno pero poco intimo...
La comida se nos alargó bastante pero no nos metieron prisa para que termináramos ni nada, de hecho no cierra entre turnos comida/merienda/cena. Comida en definitiva muy buena. El vino del menú era Melquior.

27/02/2011

sitio muy bien situado, recoletos entre cibeles y colón.
no es una joya, pero sí lo recomiendo.
la comida estaba buena, tampoco increíble. la carta no es demasiado amplia, pero hay variedad y es más que suficiente.
la decoración es moderna y agradable. había bastante ambiente.
comimos dos por 40€, pidiendo copa de vino, cerveza, un primero para compartir y dos segundos. en cuanto a cantidad, lo que pedimos nos sobró y eso que íbamos con bastante hambre además te traen de entrante pantumaca con queso.

31/01/2011

Cocina mediaterránea a buen precio

Un local de estilo moderno, bien decorado, en un esquinazo del Paseo de Recoletos. La carta es de comida mediterránea. Ensaladas, platos para compartir (jamón ibérico, huevos estrellados, pulpo...) que están ricos y platos principales compuestos por carnes y pescados. Se nota la influencia catalana en la confección de la carta. Tiene dos abundantes menús degustación a muy buen precio (unos 26 euros el más caro).

El servicio amable aunque un poco despistado, ciertamente no es lo que destacaría de este sitio. Sí los precios económicos y que los platos que pedimos estaban ricos.

PVP: 20-25 euros por persona, una ganga para ser un local bien puesto en el corazón de Madrid, la verdad.

12/01/2009

Jesús Encinar lo descubrió en diciembre de 2008

Bonito y Barato

La gente de Trobador es un grupo catalán que ha tenido mucho éxito y una rápida expansión con todos sus restaurantes en Barcelona a base de un concepto de restaurantes bien diseñados y baratos con el tema de "Braseria Mediterranea". Ahora llegan a Madrid con un sitio en el que me comentan que han invertido la friolera de 700.000 euros para la reforma.

El local está muy bien puesto, con una iluminación suave muy bien conseguida y una zona amplia y cómoda para no fumadores (supongo que también tienen zona de fumadores).

Cenar es sorprendentemente barato, por unos 25 euros cenas con vino, algo poco común en restaurantes con buen diseño por el centro de Madrid. Un precio realmente bueno.

La comida es normal. Lo mejor es quedarse con aperitivos y primeros para compartir (pulpo a la gallega, huevos rotos, verduras a la plancha). La carne no les queda muy allá o quizá es que estaba algo dura. La escalivada, directamente sacada de la nevera, está fría. El servicio es algo irregular, tienen gente buena y otra que no lo es tanto.

Manteles y servilletas de tela.

25/06/2010

Como mucho para salir del paso

Anteriormente, había aquí la típica cafetería, sin ningún encanto pero eficiente, con sus menús del día, cafés, bollería, cervezas, etc.y estaba siempre a rebosar, dado que por la zona abundan las oficinas. Inexplicablemente, un día echó el cierre y, tras unos meses de obras en su interior, abrieron este local con decoración modernilla y carta con pretensiones.
Se dice que la decoración les ha costado un pastizal.. Y se han lucido. No sólo esta fatal insonorizado, sino que además han perdido más de la mitad de la barra, lo que me parece un pésimo negocio.
¿El servicio?. Pues según, a veces bien, pero la mayoría de las veces muy lento y despistado.
Y la carta, en teoría bien pero en la práctica es fallona. Las croquetas son excesivamente grandes, aunque no están mal y la carne, no sé para que preguntan el punto, yo la pedí prácticamente cruda y me la pusieron muy hecho y eso ya no tiene remedio.

En resumen, creo que puede ser un sitio al que ir para desayunar (las tostadas de tomate con jamón son de buen tamaño y están ricas), siempre que no se tenga mucha prisa, y si acaso para comer al mediodía de menú si no queda otra alternativa. Pero en ningún caso se trata de un restaurante al que ir ni con tu pareja, ni con un grupo de amigos/as, ni a cenar ni a comer a la carta.

16/05/2010

Bluff

El local, para empezar, es bastante hortera. Desde fuera parece chulo pero, por dentro, lleno de rojos llamativos, el sitio es feo.

Llegamos un sábado a las 10.45 sin reserva, nos hicieron esperar 5 minutos tomando algo en la barra y, muy amablemente, nos consiguieron una mesa en la planta de arriba. Los "organizadores" de los camareros (1 rubia y 2 tíos) encantadores.

Aunque es feo, una vez sentado, el sitio es agradable, bullicio apetecible de fin de semana, local bastante corrido, todo lleno de mesas, camareros de negro corriendo (unos son camareros y otros no han puesto un plato en su vida) servicio rápido, incluso más de la cuenta, poco profesional.

Ahora, hablamemos de lo importante. La comida, que es a lo que venimos. A mí, personalmente, a pesar de lo barato, el sitio me pareció un auténtico bluff.

Entrantes: unas anchoas que no es que estuvieran flojas, es que eran pura sal, buñuelos de bacalao, sin bacalao, congelados y fríos, vamos, una maravilla. Un carpaccio con sabor a braseado caprabo de 5 duros que, como tiene mucho parmesano pues dices: "no está malo..." y, el remate, la hamburguesa de solomillo. Una especie de pasta de carne seca recién descongelada y mal hecha, realmente difícil de digerir.

Como todo hay que decirlo, el vino, un Melquior a 13,50 la botella, estaba buenísimo y perfecto de temperatura.

2 personas por 40Euros cenar con vino en Madrid en un local "de diseño" tampoco se puede pedir mucho pero, al menos, que la comida tuviera un mínimo nivel, no que salgas con la sensación de haberte equivocado al pedir los 4 platos..

No volveré

06/04/2011

Un sitio con muy buena relación calidad precio.
No esperes un siito que te sorprenda si no algo noraml que has visto muchas veces en otros sitios pero a buen precio y en un ambiente agradable en una de las mejores zonas de Madrid.
Muy buen siito si trabajas por la zona para tomar el menú del día aunque debes darte prisa porque siempre está abarrotado.

21/08/2011

Todas las veces que he ido he tomado Menú Degustación (Los dos que tienen o al menos tenían disponibles).

En ambos acabas hasta arriba pudiendo degustar platos muy ricos y con un bastante buen servicio, a un precio de 25€ por cabeza.

Para darse un capricho de vez en cuando lo recomiendo.

25/02/2011

Feo y malo

Comida mala, servicio lento, para no volver. Lastimo, pq habia estado en varios restaurantes del mismo grupo en Barcelona, y me habian gustado, pero este es un horror.

01/11/2010

decepción

Quizás por las altas expectativas que tenía de este lugar, quedé bastante decepcionado. El local no está mal, pero me pareció un poco frío. La comida me dejó bastante indiferente, nada que ver con lo que esperaba. El ambiente bastante bueno y el servicio amable.

23/08/2010

Cenar de picoteo

Unas raciones bien presentadas a buen precio. Merece la pena para un dia que te apetezca cenar de picoteo.

Le falla la ambientación, es un antigua cafetería remodelada en plan moderno-minimal, pero sigue teniendo aire de cafetería.

11/05/2010

Barcelonés

Conocía este lugar por el local de Barcelona: buena decoración y comida sin complicaciones a precio razonable. Esto último es más destacable si tenemos en cuenta su ubicación en pleno Paseo de Recoletos.
Ahora ofrecen un menú a precio fijo de 25 euros con varios entrantes a compartir (huevos rotos con patatas, ensalada de queso de cabra, embutidos, croquetas, chipirones a la plancha y pan con tomate) y segundoba elegir (hamburguesa, entrecot (no chuletón como anuncian), merluza rebozada...). La calidad para el precio ofertado está bien. Para el precio original, que es el doble, sería normalita.
El servicio un poco despistado.