11/12/2013

Jesús Encinar lo descubrió en noviembre de 2013

Me esperaba más

Supuestamente uno de los grandes restaurantes de Turín. Con terciopelos rojos, una decoración muy de los grandes restaurantes del novecientos. Los primeros platos están bien pero en los segundos fallan, algo insulsos. Nos dejamos llevar por las recomendaciones del jefe de sala y francamente me sentí algo estafado, no estaba rico y resultó una clavada. Me lo apunto para saber que mejor no repetir por aquí.